JUANJO OMELLA, SANGRE Y ARENA (Evocación taurina de nuestro paisano)

12

Triunfando

Mira, Juanjo, ya sabes cómo somos tus paisanos: cuando triunfa alguno de los suyos, tras superar ese trauma tan duro de que nadie es profeta en su tierra, ese triunfo lo lleva a la gloria. Ya no hay manera de apearlo de ese alto pedestal en que le han colocado. Y eso es lo que pasa aquí contigo: es que no saben dónde colocarte. Tus más fervientes devotos (aunque siempre se cuelan entre ellos vulgares aduladores por ver si medran con el paisano triunfador) andan dándole vueltas a tu semejanza con nuestro genial Nicanor Vilalta. Hasta unos pareados andan circulando por ahí, que no reproduzco porque se han hecho con más voluntad que arte. Son demasiado ripiosos y van cantándolos por ahí como los gozos de su santo patrón. Cuando los pulan, me gozaré de traerlos a colación. Y bueno, se explayan sacándoles brillo a esas vidas paralelas que se han empeñado en culminar en los respectivos monumentos paralelos.

Fue tu paisano, el torero Nicanor Vilalta, –andan diciendo estos devotos tuyos– el que más orejas cortó en la plaza de Madrid: ¡52! y 3 rabos. El tipo era casi como tú, Juanjo –dicen–: alto y espigado. Rompía de alguna manera con los modelos establecidos en el estereotipo de las diversas generaciones de toreros.

Nicanor Villalta

Precisamente por su estatura –se relamen al contarlo– Nicanor tenía una cierta tendencia a llevarse por delante algo tan importante como la estética. Sin embargo, el torero maño era muy consciente de esta circunstancia y siempre se esforzó por evitar ese riesgo –puntualizan–, incluso a costa de alguna cornada, como la que sufrió en Bilbao.

En España se le cantó siempre su forma de ejecutar el volapié o estocada final. Muchos lo achacaban a la facilidad añadida de su estatura, pero en realidad no era así: los mataba tan bien porque ejecutaba la suerte en todos sus tiempos y por derecho. Era un artista. Lo hacía casi tan bien como tú –añaden embelesados–. Casi tan bien como tú, Juan José. Porque estás donde estás –en la cresta de la ola– precisamente por eso: porque has ejecutado siempre la suerte a su tiempo y por derecho episcopal. –Y añaden tus gestas, para quien no las conozca–. Tus certeras estocadas en las plazas de Zaragoza, Barbastro, Logroño y ahora en la de Barcelona han llenado la arena de los ruedos de la sangre de aquellos que osaron oponérsete, mezclando el rojo de su sangre con el púrpura de tu dignidad. Aunque parezca mentira, tu lucha contra ellos, los dignifica: forman parte inseparable de tu gloria.

Y cuentan con aires de enterados, que los curas zaragozanos se despertaban a media noche con sudores fríos ante la posibilidad de que acabases como arzobispo de Cesaraugusta y añaden que hasta el clero de Barbastro–Monzón, Calahorra y La Calzada–Logroño te ha borrado como una nube de su memoria. Es como si allí nunca hubieses estado. Tú sabes muy bien por qué, querido Juanjo, porque la realidad es tozuda. Pero he de decirte que eso no sólo no te revierte en demérito, sino que te dignifica, que fue ya un prematuro presagio de tu brillante carrera de las dignidades eclesiásticas. Vamos, como la de Nicanor.

Ay, Juan José, aquí en Calanda sabemos que tu magistral estilo de toreo es injustamente incomprendido. Los pobres no saben que las estocadas y los descabellos son imprescindibles en cualquier gobierno pastoral que se precie. Al fin y al cabo, ¿qué son los curas que Dios ha sometido a tu poder? De una ganadería o de otra, pueden dar más o menos juego a la faena durante cierto tiempo, hasta que ésta llega a su fin. Los buenos toreros lo sabéis perfectamente. Si se ponen tercos, si no bajan la cabeza y se humillan ante tu supremo capote; si resisten al picador Germán Arana en la suerte de varas, si la fiebre de la testosterona no les baja a fuerza de palos, no queda más que la muleta y el estoque para rematar la episcopal faena. Y en eso eres un maestro indiscutido, Juan José.

Estocadas

Desde el balcón presidencial te contemplan tu amigo Francisco y tus silenciosos colegas del Consistorio cardenalicio, abducidos por tu excelso arte, mientras te paseas por la plaza barcelonesa con las dos orejas y el rabo ensangrentado de todos tus contradictores; y recibes el aplauso alborozado de todos lo que, como aquí en Calanda, te comprendemos y admiramos.

Es el relato, amigo, es el relato. De momento, también lo estás ganando. Tus brillantes operaciones patrimoniales tienen dos lecturas, obviamente: la cicatera, resentida y de miras arrastradas, que algunos intentan colarnos, y la épica, generosa, triunfante, que es la que has conseguido que domine. El relato de los envidiosos dice que estás dispuesto a cerrar todas las parroquias que puedan constituir objeto de especulación y negocio, como has hecho con la del Espíritu Santo (¡vaya con quién has ido a meterte! –dicen los biliosos llevándose las manos a la cabeza–), y que vas a cicutriñar a todos los que te lleven la contraria. Aseguran que pondrás a rentar todas las manos muertas improductivas del arzobispado con ventas, alquileres y permutas para dejar a tu sucesor una diócesis saneada independientemente del número de fieles que tengan a bien participar en ella. ¿Ves? Hasta tus enemigos te ven el lado positivo. Pero como la cabra tira al monte, rematan con esta maliciosa reflexión: Total, ¿qué más da? Al final seremos cuatro y el cabo y el chiringuito debe perdurar en beneficio de todos los paniaguados que viven de la Iglesia y que son cada vez más. Al revés de los curas y los fieles, que son cada vez menos.

Envidia...

Es una lástima, que tus falaces enemigos vean siempre la botella medio vacía cuando sigue medio llena, por más que no pare de disminuir a pasos agigantados. Pero como dicen los reformistas fetén, no nos estamos moviendo con la celeridad que requieren estos tiempos vertiginosos en que nos ha tocado vivir. Son unos cafres, Juan José. Sin embargo, a ti nunca te han preocupado en demasía las opiniones ajenas y más si son de la plebe. Otra cosa es lo que te diga el ministro de la Presidencia, Javier Bolaños, que hasta te trae los recaditos del papa, pues parece que está con él todo el día. Y lo que te diga el que fue ministro de Sanidad, Salvador Illa, el que fue a tu encuentro a Cretas para hacer contigo algunos arreglillos.

Tú sabes muy bien, Juan José, la plaza en que toreas, y la ganadería que has de torear. ¡Para qué nos vamos a engañar!, eres un auténtico maestro, totalmente a la par de nuestro insigne Nicanor Vilalta. Sois la gloria de nuestra tierra.

El Cojo de Calanda

Entradas que pueden interesarte

12 comentarios

  1. Un increíble Albert Pla cantante blasfemo actuando en una iglesia y nada menos que sobre el altar, bajo la jurisdicción de Enric Vives que a bien seguro ni se ha enterado. (Copiar y pegar a la barra de dirección) https://lavalira.eu/larquebisbe-vives-permet-profanar-lesglesia-de-llivia-amb-un-provocador-concert-musical/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Satánico a más no poder. Pla vestido como un pastor sátiro, vuelta al paganismo soñado por muchos de dios-Nación

      Eliminar
    2. Un factor más de decadencia clerical: como los malos pastores del Antiguo Testamento y de las parábolas de Jesús, venden a sus ovejas trasquiladas, subarriendan los prados a otros pastores, alquilan los rediles para otras ovejas, y las monedas de plata recibidas engordan la bolsa propia, y llámalo todo "diálogo y apertura"... mientras, el amo con sus ecologismos y ecumenismos de alto vuelo sin tocar los pies en la realidad...

      Eliminar
  2. A. Dos varas de medir:

    1. NO ME GUSTA LO TRADICIONAL...

    Incertidumbre en la Diócesis de Fréjus-Toulon tras las duras imposiciones de Roma

    infovaticana.com/2022/09/22/incertidumbre-en-la-diocesis-de-frejus-toulon-tras-las-duras-imposiciones-de-roma

    El Dicasterio para los obispos, donde está Omella, ha impuesto injustas medidas, que denota un odio a lo tradicional, inexcusable sea la causa que sea:

    - establecimiento de un inventario de las comunidades presentes en la Diócesis con visitantes con diferentes perspectivas (canónica, pastoral, espiritual)

    - suspensión de la recepción de nuevas comunidades

    - obligación de cumplir el Motu Proprio Traditionis Custodes, o restricción del uso del Misal Tradicional

    - la recepción de nuevos sacerdotes estará sujeta en adelante a la decisión del Consejo Presbiteral


    2. ... PERO ME CALLO ANTE LA HEREJÍA FLAMENCA Y ALEMANA

    La Iglesia belga de lengua flamenca ha aprobado una oración para bendecir las parejas homosexuales. La reacción del Vaticano de Bergoglio ha sido el completo silencio, la omisión de la potestad jurisdiccional de sanción, el "laissez faire, laissez passer", el escudarse en el diálogo, pero la herejía ya tiene ortopraxis, pues comenta la prensa (Trow, Gazet van Antwerpen) que las parejas gays holandesas pueden ir a Flamenquia (perdón, Comunidad Flamenca de Bélgica) para ser bendecidas, así como así, sin que el Dicasterio para los obispos no diga ni mu. Y lo mismo para el Camino Sinodal alemán.

    infovaticana.com/2022/09/20/la-conferencia-episcopal-de-belgica-muestra-su-apoyo-a-las-parejas-homosexuales-y-publica-una-oracion-para-bendecirlas/
    infovaticana.com/2022/09/16/obispo-aleman-alerta-el-camino-sinodal-no-reconoce-limites/
    infovaticana.com/2022/09/22/cardenal-brandmuller-las-decisiones-del-camino-sinodal-aleman-son-una-apostasia-masiva
    infovaticana.com/2022/09/22/vigano-los-obispos-belgas-rechazan-la-fe-catolica-con-bendiciones-homosexuales/

    .....

    B. El Papa acepta la renuncia de Reig Pla y nombra a Jesús Vidal administrador apostólico de Alcalá de Henares.

    - Celeridad con la que se le ha aceptado la renuncia. De todos los obispos españoles que habían presentado la renuncia, Reig Pla fue el último en hacerlo el pasado mes de julio.

    - Reig Pla ha sido jubilado con 75 años y 2 meses, mientras que Omella tiene 76 años 6 5 meses, con expectativas de durar hasta pasados los 78 años, pues tiene el otro cargo, el de presidente de la CEE.

    - Ni quiera le hayan nombrado a Reig Pla como administrador apostólico como suele ser habitual. Cuando se acepta la renuncia de un obispo y se nombra a otro, lo normal es que sea el propio obispo quien ejerza como administrador apostólico hasta la toma de posesión del nuevo obispo. Las ansias por querer apartar a Reig Pla, ha provocado que nombren a Jesús Vidal, obispo auxiliar de Madrid como administrador apostólico de la diócesis complutense.

    - No ha habido sinodalidad alguna. Basándose ésta en el consensus populi dei y el principio de la fraternitas del clerus populusque, lo legítimo y justo es pedir a TODO EL PUEBLO DE DIOS si es digno de prorrogarse su mandato hasta los 80 años, tal como ha pasado con Ricardo Blázquez (nació el 13 de abril de 1942, jubilado como Arzobispo de Valladolid el 17 de junio de 2022), eliminando la arbitrariedad pontificia, que aprovecha que se debe de jubilar a los 75 años, y sobrepasados estos, pueden en cualquier momento prorrogarlo y deponerlo cuando le dé la gana sin justa causa alguna.

    - Injusticia de un cese de un obispo plenamente idóneo, pues era fiel a la Fé Católica, y muy valiente: era justo y necesario que cesara a los 80 años. Con lo que ha hecho Bergoglio, sólo ha demostrado que no tiene misericordia alguna, que no ama a quienes defienden la Fé Católica. Hay actos que te retratan. La libertad del populus dei debe de primar por encima de la arbitrariedad altoclerical del pontífice, movido por grupos de poder e interés.

    infovaticana.com/2022/09/22/la-izquierda-celebra-el-cese-de-reig-pla-como-obispo-de-alcala-de-henares

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Urge comprar entradas para ver actuar a Pla, pero actuando en una Mezquita.

      Eliminar
  3. "Al final seremos cuatro y el cabo y el chiringuito debe perdurar en beneficio de todos los paniaguados que viven de la Iglesia y que son cada vez más. Al revés de los curas y los fieles, que son cada vez menos.... Otra cosa es lo que te diga el ministro de la Presidencia, Javier Bolaños, que hasta te trae los recaditos del papa, pues parece que está con él todo el día. Y lo que te diga el que fue ministro de Sanidad, Salvador Illa, el que fue a tu encuentro a Cretas para hacer contigo algunos arreglillos."



    Como dijo mi abuelo, hay momentos en que un dirigente debe de irse con las maleta para casa cuando da muestras de estar pitof.

    Y es que Omella, con 76 años pasados, empezó a echarse piedras sobre su propio tejado en el 2020, cuando se dieron tres hechos:



    1. Aprobar unas agrupaciones de parroquias y nuevas delimitaciones territoriales parroquiales absolutamente demenciales, por una troika secreta sin que mediara ningún tipo de sinodalidad: "lo que afecta a todos, por todos ha de ser decidido".



    2. Cerrar los templos por dos meses e impedir la comunión en la boca por un año y medio. Esto lo sabían muy bien los abogados del Arzobispado: el derecho fundamental de la libertad religiosa del articulo 16 de la Constitución nunca jamás puede ser suspendido por un estado de alarma, y más cuando 2 estados de alarma fueron declarados inconstitucionales. Otro fallo más del principio de sinodalidad: consensus populi dei, lo que afecta a todos, por todos debe de ser decidido.



    3. El proyecto de venta de la parroquia del Espíritu Santo. Aquí se han vulnerado estos principios como mínimo:



    a) el de legalidad, por el que una enajenación de un templo parroquial debe de cumplir con la legalidad canónica y civil, máxime cuando el terreno fue donado con la condición de hacer la parroquia del Espíritu Santo, no una capilla universitaria ni un cuchitril de miniparroquia.



    b) El de sinodalidad, por el que "lo que afecta a todos, por todos ha de ser decidido".



    c) El de transparencia e información pública, derivado del de sinodalidad, por el que el pueblo de Dios tiene el derecho a saber todo lo referente a la venta, incluida las memorias arquitectónicas, económicas, financieras y la justificación o motivación, junto con las alternativas



    d) El de salvación de las almas, una a una, del canon 1752 CDC, por el que toda venta de parroquia debe de atender a la ley suprema de la Iglesia, la misericordia de la Salus Animarum suprema lex est.

    ResponderEliminar
  4. Pués vaya porquería de alto clero tenemos.

    Mandan al ostracismo a los buenos y encumbran a los malos.

    Ésto me recuerda a los tiempos de los Profetas, a los tiempos de Nuestro Señor y a las Profecías de los tiempos modernos.

    Ésto es APOCALÍPTICO!!!

    ResponderEliminar
  5. A un superior, y el arzobispo Omella lo es de los simples fieles, podemos escribirle de rodillas, como se dice de san Francisco Javier a san Ignacio de Loyola, o con firme resolución de cristiano que se siente engañado. A veces es imperativo un punto de acidez. Un punto ácido es el aceite del Bajo Aragón y muy ácido el cine de Buñuel. No todo tiene que tener el olor embriagador y el sabor dulcísimo de los melocotones de Calanda. Cuando lee al Cojo mi mente va inevitablemente a los mártires de Calanda, al cura asesinado junto a numerosos religiosos dominicos, muchos de ellos jóvenes veinteañeros, con la llegada de las hordas anarquistas de Cataluña.
    Al ser los mártires testigos heroicos de nuestra fe me pregunto a menudo qué se le habrá pegado a Omella de su estancia en ese pueblo. Porque veo datos objetivos que abochornan a ese martirologio, como los ejemplos recogidos por el Cojo sobre Illa, fautor de leyes asesinas contra los nonacidos, o del menos contrario a la fe de Bolaños.

    Hoy me ha venido a la mente una asociación inevitable. ¿Tendrá que ver la defenestración inmisericorde del obispo de Alcalá con esas visitas nefandas, de la que el propio Pontífice dio un ejemplo nada edificante? La carencia de fuste teológico es mal consejero en un Papa y en un obispo. Por desgracia nos ha tocado a los dos en el mismo lote. Y para sopapo doctrinal al Pontífice, la entrevista de Muller. No solamente no enseñan lo que debieran, sino que silencian a los que no tienen miedo a defender el mensaje cristiano, sin referencias necias a tierra madre, casa común o el agua de la ducha, que ya se necesita cuajo para decir semejantes cosas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "defenestración inmisericorde" De eso nada. Reig Pla presentó la dimisón en julio (75 años) y el Papa se la aceptó dos meses despues.

      Eliminar
  6. Totalmente de acuerdo con el Sr. Valderas Gallardo.

    Illa fue lo de la nafanda ley de eliminar gente no productiva.

    ResponderEliminar

ESCRITOS INTERESANTES ANTERIORES

ESCRITOS INTERESANTES ANTERIORES
Juan Pablo II, en Cataluña: "La Misa en el Camp Nou lleno fue seguramente un momento álgido del viaje"
¿Están los curas españoles como los franceses?
El copríncep d’Andorra, Joan-Enric Vives, rectifica per LA VALIRA i felicita ara la Diada Nacional d’Espanya
Sacerdote critica la nueva capilla del Santísimo en una importante basílica en Barcelona
Omella podría no haber renovado como miembro de la Congregación de Obispos
El curioso humor de «Catalunya Cristiana»
Simó Gras tanca l’etapa de Montblanc i com a portaveu de l’Arquebisbat
Por fin vemos a las monjas de Sant Benet de Montserrat
El esperpento del obispo emérito de Solsona
Jaume Vives: “La persecución religiosa que hubo en el 36 en España fue la más cruel de la historia"
Torras i Bages va recolzar la creació de la festa de la Hispanitat «per a glòria de la Mare Pàtria Espanya»
Rumores de la diócesis de Urgel
Ya tenemos obispo lazi
Diada de Cataluña: Iglesia y Generalitat, aliadas por el dinero y el monolingüismo
Señalan a 39 obispos españoles de encubrir pederastas; solo 14 están vivos
Por qué la Iglesia no hace tanto como debería (Por Josep Miró i Ardèvol)
El separatismo convierte el funeral de Núria Feliu en el fondo ultra de un estadio de fútbol
La caiguda del bisbe Novell