La Glosa Dominical de Gérminans

3
 C:\Users\usuario\Desktop\jesus-teaches-about-the-widows-mites-2015-01-01.jpg
 
PREMIADA POR EXCESO DE VELOCIDAD
 
Aquellos que son considerados “grandes” tienen la capacidad atractiva de arrastrar a las masas, quizás para después mostrarse decadentes a nivel personal, en el “cara a cara”. Concentrados en los grandes proyectos, les gustan las multitudes que llenan las plazas, no las personas humildes con sus pequeños problemas. Los grandes no buscan confidencias y amistad sino fidelidad y obediencia. También en este nivel el Señor Jesús es una excepción: arrastra multitudes, seduce los corazones; pero cuando todos están pendientes de sus labios, desvela una atención puntual por las personas. “Y vio una pobre viuda que echó dos monedas” En medio de la multitud dirigió su mirada hacia la honrosa pobreza de aquella mujer. El Evangelio está lleno de hombres y mujeres que después de haberle encontrado ya no son ellos mismos, son transformados, cambian radicalmente de vida. 
 
Sentado frente al tesoro del Templo, Jesús observa como tantos ricos tiran tantas monedas: gente maravillosa verdaderamente. Jesús entonces llama a sus discípulos para decirles: ¿veis? Aquella pobre viuda ha dado más que todos los demás, porque lo mucho de los otros es lo superfluo, mientras aquel “poco” es todo cuanto tenía para vivir. Quizás aquella pobre viuda no sabía siquiera quién era Jesús; pero algo en ella la llevaba a estar más cerca de su mensaje: al fin y al cabo no muy diferente de aquellos que los escribas y fariseos le habían enseñado. Probablemente los había saludado un poco antes con suma gratitud por este motivo mientras a ella, aquellos le habían devorado la casa. La viuda ponía en práctica lo que ellos, profesionales de lo sagrado, dispensaban con hipocresía. Tampoco la viuda de Sarepta lo tenía fácil: apenas un puñado de harina en la vasija y un poco de aceite en la alcuza. Nada más para alimentarse ella y su hijo aquel día. Comerían y después quién sabe. Quizá solo les esperaba la muerte. Y sin embargo, con rapidez se muestra dispuesta a obedecer al profeta Elías, que pide para él ese poco a cambio de una prometida abundancia casi inaudita.

Jesús el Señor estaba enamorado de la belleza porque como ningún otro sabía que Dios ha creado el mundo y sobre todo a los hombres y mujeres, para darnos su belleza. Por eso su belleza ha sido un compromiso para recuperar la belleza ofuscada, amenazada, borrada por la enfermedad, la invalidez, la marginación, la muerte, el pecado.
 
Era un ojeador o cazatalentos especializado en encontrar los gestos de belleza y de sinceridad escondidos en el montón de la vulgaridad, de la banalidad, de la falsedad. Entre los ricachones barrigones y vanidosos que presumen de las ofrendas entregadas en el Templo, descubre a la pobre viuda y señalándola a todos, les subraya que callada y discretamente ha entregado aquellas dos monedas. Este es el Jesús del Evangelio que nos quieren robar: el hombre fuerte, libre, batallador pero tierno y amante de la belleza. Quien se enamora de estos trazos sentirá un fuerte deseo de amarlo y de seguirlo para aprender a mirar al mundo con sus ojos; hará lo imposible  por tener una vida bella y se dedicará a recuperar la belleza de todo lo que la oculta y la desfigura.
 
¿Cómo llevarlo a cabo? El secreto está escondido en las manos de aquella viuda: podemos jugar con la fe o jugárnosla en la fe. Los escriban juegan, la viuda se la juega. Los escribas, primos hermanos de los fariseos, saben todo de la religión, juegan con su sabiduría, se arrogan el derecho de llamar pobres desgraciados a los que cojeando están escribiendo su historia. La viuda, al contrario, pone en la balanza toda su vida y habiendo dado todo lo que tiene, se juega todo lo que es: a Dios, con mano humilde y ligera,  le da sus monedas, su pequeña ofrenda, sus poquísimos talentos. Y como son poca cosa los deposita con delicadeza de mujer en la caja de las ofrendas. Echándolas, vacía su vida, abre su corazón, se juega todo por el todo. Esta viuda incómoda, justo lo contrario del joven rico. De él los evangelios nos transmiten la tristeza de su rostro en el momento del rechazo, aunque conocía y observaba todos los mandamientos. La viuda se pone a colaborar con Dios inmediatamente, desacreditando los cálculos notariales de los que la rodean.
 
C:\Users\usuario\Desktop\untitledse trata de fidelidad.png
Me miro al espejo y esta mujer -viuda, pobre y quizás muy poco seductora- me adelanta por la escuadra. Corre demasiado deprisa y fuera de los límites de velocidad. Habría que multarla, pero está prohibido, porque ésa es la autopista del Evangelio y los criterios de velocidad son los opuestos. O corres, o la vida te retira el permiso de conducir. Esa velocidad me da miedo porque me está gritando que los sueños de Dios no aceptan cálculos, me piden romper mi historia, acelerar los tiempos, y que no me avergüence de mi parquedad. Me recuerda que no se puede ser fiel sin riesgos. Por otra parte también Dios se arriesga hoy invirtiendo en mí. 

Entradas que pueden interesarte

3 comentarios

  1. Quisiera compartir en este blog la enorme alegría que tuve ayer en la Misa de las 18 horas en la Basílica de la Concepció. F. Francesc Xavier Catalá OP celebró con solemnidad y sencillez y su homilía, con sus 2 monedillas, me llegó al alma. Qué el Buen Dios y Santa María le ayuden a tocar muchos corazones en esta ciudad nuestra tan desnortada!

    ResponderEliminar
  2. Goyo
    Hombre, explique qué es lo que dijo o hizo que tanto le impactó. Hay que compartir las pocas buenas noticias que nos llegan a los seguidores de este blog. Gracias.

    ResponderEliminar
  3. pues mira goyito ves a esta iglesia y lo sabrás...

    ResponderEliminar

ESCRITOS INTERESANTES ANTERIORES

ESCRITOS INTERESANTES ANTERIORES
Un cardenal alemán avisa que en la Iglesia de Barcelona ya se habla de sacerdocio femenino y bendición de parejas gays
Il papa ai seminaristi di Barcellona. Dietro il cambio di discorso una condanna e un progetto
Colau encarga la Oficina de Asuntos Religiosos a una fundación árabe
Leyendo a Salvador Sostres
Vives fa marxa enrere i admet ara que en els propers mesos es nomenarà el seu futur successor
Juan Pablo II, en Cataluña: "La Misa en el Camp Nou lleno fue seguramente un momento álgido del viaje"
¿Están los curas españoles como los franceses?
El copríncep d’Andorra, Joan-Enric Vives, rectifica per LA VALIRA i felicita ara la Diada Nacional d’Espanya
Sacerdote critica la nueva capilla del Santísimo en una importante basílica en Barcelona
Omella podría no haber renovado como miembro de la Congregación de Obispos
Francesco e i seminaristi di Barcellona, il giallo del discorso cambiato
El Vaticano se desmarca del proceso
AUDIENCIA AL SEMINARIO DE BARCELONA. LOS SEMINARISTAS, ESCANDALIZADOS POR LAS RESPUESTAS DEL PAPA
Los franciscanos prácticamente ya han desaparecido de Cataluña
Jaume González Padrós, “La Misa explicada. Palabras y signos con sentido”
Jaume Vives: “La persecución religiosa que hubo en el 36 en España fue la más cruel de la historia"
Torras i Bages va recolzar la creació de la festa de la Hispanitat «per a glòria de la Mare Pàtria Espanya»
Rumores de la diócesis de Urgel
Ya tenemos obispo lazi
Diada de Cataluña: Iglesia y Generalitat, aliadas por el dinero y el monolingüismo