martes, 30 de enero de 2018

El jurista y canonista Sistach dice que el problema de Cataluña es sólo político

Finalmente no hubo investidura de Puigdemont. El presidente del Parlament, el también independentista Roger Torrent (ERC) decidió no saltarse las indicaciones del Tribunal Constitucional y aplazó la sesión parlamentaria. Esta decisión que no ha dejado satisfechos a muchos, significa un cambio en la forma de actuar del secesionismo, las consecuencias de prisión, exilio, o libertad condicionada para los cabecillas del golpe de Estado contra la legalidad, parece que han hecho recapacitar a más de uno, porque se han dado cuenta que el que comete un delito va a tener que pagarlo.

En medio de esta situación de tensión vivida estos últimos días nos encontramos con un calculado tweet del cardenal Martínez Sistach, en el que dice que el problema catalán es solo político, y que por tanto tiene que solucionarse con el diálogo. Al arzobispo emérito le parece una barbaridad que algunos de los políticos independentistas, entre los que están algunos buenos amigos suyos, estén en prisión o en el exilio. También le parece un desatino y una humillación que la aplicación del artículo 155 de la Constitución haya dejado en el limbo a las principales instituciones catalanas. No lo dice en público, donde siempre es tan comedido, pero si en privado con algunas de las personas de su máxima confianza, que además comparten sus mismos ideales políticos. Porque Sistach ha sido siempre un nacionalista catalán, pero hay que reconocer que como arzobispo de Barcelona fue un hombre que se mantuvo exquisitamente neutral y nunca hizo ninguna declaración pública a título personal que pudiera herir los sentimientos de los fieles que se sienten catalanes y españoles.

El tweet en cuestión está como siempre bien calculado, Sistach se fija hasta en el último detalle. Sólo hace falta ver como en su twitter aparece como "Arzobispo e. de Barcelona", no pone la palabra emérito completa porque lógicamente es un demérito. Además leído rápidamente la e. casi no se ve y parece que siga siendo el titular de la diócesis. Pero yendo al asunto del tweet, hay que reconocer que lo que dice no puede ser criticado, porque defiende el diálogo para la resolución de los problemas políticos, algo que es muy cristiano y muy elogiable.

El problema es lo que no dice, o lo que se lee entre lineas, y es que afirmando que es un problema sólo político está diciendo que las actuaciones judiciales y policiales sobran, algo que es gravísimo, sobre todo viniendo de una persona que es jurista y canonista de prestigio, y que ha formado parte durante muchos años de un Tribunal, concretamente el Eclesiástico barcelonés.

Porque cualquier conocedor del Derecho sabe que cuando se incumplen las leyes, sean eclesiásticas o civiles, esto tiene unas consecuencias en forma de sanciones o penas. Por tanto aquí no hay sólo un problema político de confrontación de ideas, o de visión de proyectos de Estado diferentes. Aquí hay unos graves delitos de rebelión, sedición y malversación de fondos, entre otros, que pueden ser penados con muchísimos años de cárcel.

Nadie puede creerse que los encarcelados, los fugados y los que están bajo control judicial no sabían que se enfrentaban a esas penas. Les pueden parecer injustas las leyes que penan esos delitos, pero todos estamos sometidos a la ley, nos guste más o menos, y el que se salte las normativas vigentes ya sabe lo que se puede encontrar.

Es cierto que algunos se pensaban en su mundo de color de rosa que al proclamar la independencia, centenares de países correrían a apoyar al nuevo Estado y por tanto acabaría siendo reconocido y sus dirigentes ya no tendrían que pasar por los tribunales españoles, pero  una vez han visto que nadie va a apoyar desde fuera semejante proyecto y que desde dentro ese empecinamiento ha provocado la huida masiva de empresas y el hundimiento de una parte importante de la economía catalana, ahora vienen las lamentaciones y las acusaciones de que la culpa de todos los males es siempre de España.

Nos decía Prudentius de Bárcino en su artículo del domingo que en Germinans encontramos a faltar a Sistach, y no porque lo haga mejor o peor que su sucesor, sino porque al menos nos tenía más entretenidos, sus montajes faraónicos, su egocentrismo galopante, y sus nombramientos y decisiones fatídicas o ridículas nos tenían bien ocupados. Omella, más allá de su sonrisa y su simpatía no da nada de juego, no se le ve, no actúa, no dice casi nada interesante, de momento ni él se mueve ni en la diócesis se mueve nada. Todo muy aburrido.

Francesco Della Rovere

39 comentarios:

  1. Siendo un problema judicial, la dudosa independencia de los jueces respecto del gobierno nos lleva a un problema político.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Durante años CiU ha estado encantado de poder nombrar a un vocal de TC, ahora no valen lamentaciones, ni decir que el juego no es limpio después de jugar sucio durante décadas.

      Y mejor no hablemos de la descarada dependencia de TV3. ¿No debería ser neutral una TV pública? Algunos son tan infantiles que sólo quieren jugar, solo cuando ellos hacen trampas pero no cuando las hacen los otros.

      Eliminar
    2. Sr. Fred: los trabajadores de tve llevan meses criticando la poca imparcialidad y neutralidad de los telediarios con respecto a los casos de corrupción del PP. Más claro agua, unos trabajadores que critican a su empresa informativamente hablando.
      ¿tve es una TV pública no?

      Eliminar
  2. ¡Arriba la libertad sin verdad!
    ¡Arriba el relativismo!
    ¡Viva el totalitarismo!
    Es el significado que se desprende de las palabras de este Obispo emérito.
    ¿A quién sirve?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El Sr. Cardenal-Arzobispo emérito de Barcelona es una persona creyente que piensa Gracias a Dios.

      Eliminar
  3. "Es cierto que algunos se pensaban en su mundo de color de rosa que al proclamar la independencia, centenares de países correrían a apoyar al nuevo Estado y por tanto acabaría siendo reconocido y sus dirigentes ya no tendrían que pasar por los tribunales españoles, pero una vez han visto que nadie va a apoyar desde fuera semejante proyecto y que desde dentro ese empecinamiento ha provocado la huida masiva de empresas y el hundimiento de una parte importante de la economía catalana, ahora vienen las lamentaciones y las acusaciones de que la culpa de todos los males es siempre de España."

    Dinamarca tiene el problema separatista de Groenlandia y las islas Feroe.

    Finlandia tiene minorías suecas.

    Suecia tiene minorías finlandesas y Laponia.

    Noruega tiene un lío de lenguas...

    Por los países del Norte, Catapuigdemonluña asusta...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es sólo el aperitivo. Los problemas serios de minorías están en los países bálticos y balcánicos, lo que atrae a Putin. Luego vienen los países de Europa Central, como Hungría y sus minorías por los países limítrofes. Y los 5 grandes, unos más y otros menos, tienen sus problemas: Alemania, Francia, Italia, Gran Bretaña y España.

      Un fantasma recorre Europa, el proceso de liquidación de constituciones de Puigdemont&Junqueras.

      Eliminar
  4. El problema es político y hablando se entiende la gente de Yupi y los Teletubis31 de enero de 2018, 3:00

    "El problema es lo que no dice, o lo que se lee entre lineas, y es que afirmando que es un problema sólo político está diciendo que las actuaciones judiciales y policiales sobran..."

    Puigdemont carece de nombres de prestigio, pues todos están desacreditados: Mas, Pujol, CDC, CiU, Pdecat, JxCat... sólo funciona Puigdemont.

    Además, Puigdemont lucha a brazo partido contra Junqueras, al cual lo ha derrotado: no sólo evitó el abrazo del oso, sino que lo ha relegado a él y a ERC a la tercera posición... y a Junqueras en presidio, sin derecho a imagen mediática...

    Finalmente, Puigdemont sabe que Cataluña es un país mediterráneo y latino, y la gente es de paso largo, memoria corta, y que si no les estás dando todo el día la tabarra como Manolo el del Bombo, la gente te dice que si te he visto, no me acuerdo.

    Es un problema de cálculo político para conservar el millón de votos de Puigdemont, que ERC no los sobrepase, que no se puede parar la rueda indepe puesta en marcha el 2012, y que hay que poner el "problema" en el zasca mediático todos los días...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ERC jugaba en desventaja en las pasadas elecciones, con su líder sin poder hacer campaña. Si Puigdemont hubiera estado también ausente, el resultado de JuntsxCAT no habría sido el mismo.

      Eliminar
  5. Nene, pedalea pedalea que si no te caes...31 de enero de 2018, 3:06

    "una vez han visto que nadie va a apoyar desde fuera semejante proyecto y que desde dentro ese empecinamiento ha provocado la huida masiva de empresas y el hundimiento de una parte importante de la economía catalana, ahora vienen las lamentaciones y las acusaciones de que la culpa de todos los males es siempre de España."

    Lógico, es que si no están en la agenda social y mediática, pierden visibilidad e identidad: ni un día sin una línea sobre el "prusés". Por eso, dale dale al pedale... Va a durar mucho tiempo, vamos a ver agotado el derecho y la inventiva callejero recreativa. Al fin y al cabo, es todo un deleite de espectáculo inédito en Europa y el mundo... no hay nada como Cataluña en estos momentos en el mundo político occidental y democrático...

    ResponderEliminar
  6. A mi Sistach me recuerda a Gabi , pero con el vestido de fofito ,y con una mala leche muy retorcida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Omella, más bien, me recuerda al baturro Perico a lomos de su borrico caminando por la vía del tren.

      El maquinista, símbolo de las urgencias del momento, lo ve a lo lejos y, para que se aparte, comienza a pitar insistentemente.

      La respuesta de la nobleza baturra, mientras tomaba vinillo de la bota:

      - "Chufla, chufla, que como no te apartes tú, lo que es yo..."

      Pues chuflando vamos...

      Eliminar
    2. Los 2 insultos a Sistach y Omella deberían ser censurados

      Eliminar
    3. Anónimo 17/08,POR QUÉ!????

      Eliminar
  7. Otra portada más de esos inmorales de Montserrat. Es indignante la impunidad en la que se mueven.
    https://okdiario.com/espana/cataluna/2018/01/31/cura-independentista-montserrat-convierte-salmos-alegatos-politicos-tc-1758206

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dice que cuando los monjes cantan el salmo 94 sobre el tribunal que inventa delitos en nombre de la ley, se miran entre ellos y sonríen.

      A ver, si ello fuera cierto, sería lo propio de una dictadura muy dura, y ningún tribunal comunista ni franquista "inventaban" delitos, ya que seguían sus discutibles códigos penales, pues eran Estados de Derecho, es decir, que tenían leyes que las aplicaban los jueces, y repito, por muy discutibles que fueran las leyes. El único que inventaba leyes era el Estado hitleriano, al menos en los campos de exterminio, y eran totalmente arbitrarias y destinadas a matar haciendo sufrir. Las comparaciones son odiosas.

      Eliminar
    2. El Catecismo contesta a los de Montserrat:

      1900 El deber de obediencia (a la autoridad) impone a todos la obligación de dar a la autoridad los honores que le son debidos, y de rodear de respeto y, según su mérito, de gratitud y de benevolencia a las personas que la ejercen.

      La más antigua oración de la Iglesia por la autoridad política tiene como autor a san Clemente Romano (cf ya 1Tm 2, 1-2):

      “Concédeles, Señor, la salud, la paz, la concordia, la estabilidad, para que ejerzan sin tropiezo la soberanía que tú les has entregado. Eres tú, Señor, rey celestial de los siglos, quien da a los hijos de los hombres gloria, honor y poder sobre las cosas de la tierra. Dirige, Señor, su consejo según lo que es bueno, según lo que es agradable a tus ojos, para que ejerciendo con piedad, en la paz y la mansedumbre, el poder que les has dado, te encuentren propicio” (San Clemente Romano, Epistula ad Corinthios, 61, 1-2).

      Se rezaba incluso con Franco y la II República, montserratinos...

      Eliminar
  8. GG me da la sensación de ser el eco de La Razón.

    ¿Por qué han convertido un blog que prometía ser una reflexión seria sobre el Evangelio en un folletín pretendidamente político? ¿Qué buscan los lectores de GG?

    Les pido que comprueben cuántos comentarios que aparecen en la página dominical. Udes. dan carnaza a las fieras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El catolicismo trata del bien común según las normas divinas y naturales...

      Eliminar
  9. A mí es que me sientan fatal los eclesiásticos que en vez de hablar de lo que es propio de su ministerio, hablan de política. Lo irritante es que no se ocupan para nada de lo que les corresponde, y en compensación hablen de política. Me revienta que si buscan notoriedad, no la busquen como evangelizadores, sino como políticos y a menudo intrigantes. ¿Que hay tres curas jóvenes en Cuba que le han escrito una carta a Raúl Castro pidiéndole democracia? Pues lo siento, me parece fatal. ¿Por qué no le piden más moralidad en las leyes, que eso sí que es lo suyo? ¿A esos curas no les preocupa el aborto y les preocupa la democracia? Pues lo siento, no es lo adecuado. Pueden hacer muchísimo bien ocupándose de la moral; y es tanta la ocupación que les llevaría este tema, que no les quedaría tiempo para ocuparse de política. Esos curas, como los nuestros: que se creyeron que su compromiso era con la democracia, en fin de cuentas con la política, y no con Cristo y su Iglesia. Y después de tantas décadas buscando el bien en la política y no en el Evangelio, tenemos los curas que tenemos. Tenemos los curas políticos, encabezados y guiados por obispos políticos. ¿Es eso lo que necesita la Iglesia?

    Por eso, lo que nos muestra el cardenal Sistach (Martínez) forma parte de esa gangrena que ha corrompido a la Iglesia. Y de paso, por no dar puntada sin hilo, lo que pretende es empujar a su sucesor Omella en la misma dirección. Sistach ha enseñado la patita. Sobre todo se la ha enseñado a Omella porque nada le encantaría más que convertirse en su consultor áulico. ¿Para asuntos de Iglesia? No, que eso no les importa a ninguno de los dos, sino para jugar a lo que les gusta: a hacer política, a ser influyentes, a "fer país".

    ResponderEliminar
  10. Martinez Sistach el enunciado es falso. Y la intención, mendaz. Porque lo que usted entiende por político es un aspecto absoluto. Y eso, repito, es falso. Y su intención, es decir, su voluntad de engañar, es mendaz.

    No es tranquilizador hablarle así a un cardenal, porque nos retrotrae a tiempos en que el cardenalato constituía la cúspide de la intriga, el lucro y la desvergüenza.

    De entrada no existe una relación entre Cataluña y España, ni buena ni mala. El mero enunciado de esa expresión es falsa y su intención mendaz.

    Que usted miente, para Germinans que usted públicamente se mostrara exquisitamente neutral, lo venimos denunciando desde hace mucho tiempo. Usted abandonó su deber pastoral cuando alentó, alentó monseñor, alentó, la coacción desde Escola Cristiana a padres y niños. Espero y deseo que usted no sea pederasta, pero para mí hay una pederastia no menos obscena: la que violenta a los niños y a sus padres que defendían unos derechos legítimos según sentencia judicial. Fue una suerte de sodomía pederástica que nada tiene que envidiar a la carnal. Sé que esa expresión escandaliza a algún preste. Lo siento por él.

    Es asunto moral, Martínez. De hecho, a mí es la única vertiente que en profundidad me interesa. ¿El comportamiento nazi era político? ¿En qué se distingue un camisa parda de un ensotanado que azuza a las masas contra padres de familia que cumplen con su trabajo, vayan o no uniformados?

    Germinans le reconoce a usted conocimientos de derecho. Usted mismo recurre a algún aforismo del foro para dejar sentado su dominio. Si fuera cierto debería saber que la doctrina social a la que usted apela reprueba lo que usted defiende: la ruina del bien común (algo se está plasmando en la estampida de las empresas), de la paz (hay tiene usted la enemiga que están creando en las dos sociedades de esta tierra) y el principio de subsidariedad (en su plasmación más mostrenca, el enriquecimiento súbito de los que dirigen el secesionismo con detrimento de la satisfacción de necesidades básicas del común de los ciudadanos, por no hablar entre regiones, que es la nuez del problema).

    Es un problema jurídico le ha demostrado Della Rovere. Y es un gravísimo problema moral. Si algún día hubiera derramamiento de sangre, no veo razón para exculparle ni a usted no a otros obispos, clérigos o monjas. Salvo que se las lave, como Pilatos, en el lebrillo de la inmoralidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Podría aclarar a qué coacción se refiere, de Escola Cristiana?

      Eliminar
    2. España incluye Cataluña, sería como hablar de las relaciones entre Cataluña y Barcelona: Cataluña contra Barcelona (que se da, pues Cataluña explota a Barcelona económicamente, empobreciéndola).

      Pero por razones periodísticas de brevedad, se pone Cataluña contra España o viceversa.

      Eliminar
    3. El problema es entre una minoria separatista infima, irracional y malefica, y el resto de los que habitan en Espana y aun muchos que vivimos fuera y solo deseamos ver a toda Espana en paz y concordia. Desgraciadamente no hay duda de que Mons. Sistach pertenece al primer grupo.

      Eliminar
  11. Decir semejante cosa significa que este señor no se ha enterado de nada, está tonto o, sencillamente, se lo hace; después de pasarse toda su vida diciendo misas, no se ha enterado de la misa la mitad. La verdad que siendo una Eminencia, nunca se ha implicado ni en lo religioso ni en lo civil, siempre ha querido quedar bien sin implicarse y así ha dejado la Iglesia de Barcelona y Catalunya, hecha una verdadera lástima, hecha unos zorros.
    Y ahora, sencillamente, se hace el zorro, generalidades sin implicaciones. Si no se entera, que venga Dios y lo vea, que no venga a estas alturas a predicar y menos de política, que es lo que ha hecho diciendo esta tontería.
    La ley es la ley, para todos, sea cura o fraile. Antes que religiosos hay que ser civiles, ciudadanos, y dentro de un orden, que ya estaba hecho. Que no vengan a imponernos un orden situándose por encima de la ley, de toda ley. Porque qué hacen la mayoría de los independentistas, vivir del cuento y hundir Catalunya. Qué quieren, hacernos creer que ellos arriesgan todo porque no tienen nada que perder –me refiero a los de arriba, las cúpulas-. ¿De dónde viene tanto dinero como han malgastado sin dar soluciones a los de a pie que encima van a pasarlo bastante peor porque lo único que han hecho ha sido ahuyentar a las empresas? ¿De dónde viene tanto dinero como están malgastando en Bélgica y en otros países?
    Sencillamente lo que falta ahora es que cada uno, político o eclesiástico, asuma sus responsabilidades.
    Señor arquebisbe, no sea tan simplón. Si no tiene nada positivo que aportar, al menos, no diga tonterías, que la Esglesia Catalana ya está por los suelos, no la hunda todavía más. Visca Catalunya, visca la veritá, apacigüemos y no digamos más que lo justo y necesario habiéndolo pensado 200 veces antes.

    ResponderEliminar
  12. Para JMVG31 de enero de 2018, 10:23, te agradecería que nos pongas un poco al tanto del asunto de Sistach con Escola Cristiana porque estamos totalmente perdidos en este asunto. En lo demás que dices, estoy totalmente de acuerdo contigo.

    ResponderEliminar
  13. Totalmente de acuerdo con el Sr. Valderas Gallardo,HOY mas que nunca!!!

    ResponderEliminar
  14. Parece mentira que un CARDENAL de la Iglesia se META en política,lo que tiene que hacer es un BUEN acto de contrición por SUS pecados cometidos en su etapa de eclesiástico,principalmente en Tortosa,a su edad le iría de PERLAS!!!

    ResponderEliminar
  15. El Presidente de Escola Crtistiana es el arzobispo de Barcelona. Hoy lo es Omella como antes lo fue Martínez. Escola Cristiana señaló con el dedo a los niños cuyos padres habían exigido el cumplimiento de la sentencia judicial en pro de la enseñanza proporcionada en castellano. Escola Cristiana denunció a los progenitores azuzando a otros progenitores para que los señalan con el dedo: esos son. A los demás niños azuzándolos contra sus compañeros. Algunos padres señalados, qué más dará con un dedo denunciador que con una estrella amarilla de David, fueron a juicio. Escola Cristiana se puso del lado de los ofensores. No del lado de los niños, no del lado de los padres. Sino literalmente "de los centros". Centros nazis y opresores, incumplidores de las sentencias judiciales. Niños y padres les importaron un pepino. Martínez era presidente de Escola Cristiana. Hubo más. Martínez con un cinismo inconmensurable sostuvo aquello de que la "inmersión favorece la cohesión", mantra que es santo y seña de Escola Cristiana, con el jesuitsa Puig al frente del secretariado. Un jesuiya que, no lo olvidemos, recibió el encargo de Pujol de adoctrinar a la juventud poniéndolo al frente de una Dirección General de la Juventud de la Generalidad. Y vaya si es se esforzó el jesuita. Y vaya si sigue empecinado en su obsesión. Incluso, y eso lo saben pocos, desde las páginas del Full Dominical.

    ResponderEliminar
  16. y cuanto ha contribuido Sistach y la iglesia a la situación actual de Cataluña tanto por acción como omisión.Menudo farsante

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El ridícul és històric, històric.

      Eliminar
    2. Lamentabili sane exitu... con muy lamentables resultados.

      Lo de farsante no me lo parece, quizás es un mal de alturas que se sufre por todos los que tienen altos cargos jerárquicos de lo que sea...

      Eliminar
  17. Para mi,éste Sr.no merece ninguna credibilidad,en su historial hay suficientes razones para ello.
    Tampoco ha contribuido con su ejemplo a que los fieles permanezcamos en la fe,muy al contrario,ha contribuidoa que abandonemos la fé.
    Alguna responsabilidad tendrá,de todo éste desaguisado en que han convertido la Iglesia en Cataluña,cuando ha estado tantos años al frente de ella y no ha puesto solución,mas bien al contrario,ha contribuido con sus hechos y su dejar hacer a la ruina de Iglesia que tenemos.

    ResponderEliminar
  18. "nos tenía más entretenidos, sus montajes faraónicos, su egocentrismo galopante, y sus nombramientos y decisiones fatídicas o ridículas nos tenían bien ocupados."

    Si recuerdo bien, fue secretario del P. Bonet, el creador de la USB, clandestina durante 1947-1957. Lo ayudó durante el Concilio Vaticano II. Altos vuelos, Sistach, no como Omella...

    Entre el participar en el Vaticano II, el ser Cardenal, el ser Arzobispo, el tener estudios, el haber sido secretario del P. Bonet, el... el... el..., puede llenar mucho de hibris, motivando actos de ruptura de las leyes de los dioses del Olimpo, y emulaciones prometeicas de robar el fuego de los dioses... en fin... cosas de mortales transterrados de los Campos Elíseos...

    ResponderEliminar
  19. Pues no me da ninguna envidia este señor, de sobra sabe que es responsable de haber llevado lobos a la Iglesia en vez de pastorear a las ovejas. No me gustaría estar en su pellejo.
    Que Dios le perdone y le lleve al Santuari de Montserrat a llorar sus penas.

    ResponderEliminar
  20. 1)

    Martínez Sistach e. sigue “el camino de la afirmación nacional” marcado por Jaume Pujol. No es casualidad sino el momento preciso que Sistach e. fuera nombrado arzobispo de Barcelona en junio de 2004 haciendo hueco para que a la vez Jaume Pujol fuera nombrado obispo de Tarragona. Año y medio después, y tras las elecciones de 2004 y el atentado previo que las cambió, que Ramón Herrando Prat de la Riba, nieto de Prat de la Riba, fuera nombrado vicario del Opus en España, y de que a la vez jubilaran a Vilarasau como presidente de La Caixa y se hiciera con el poder en esta el correligionario de Prat de la Riba y Jaume Pujol, Isidre Fainé. “La Generalitat no hace nada sin hablar con Fainé” dijo el ex presidente de Caixa Cataluña, Antoni Serra.

    Denunciaban al Vaticano el obispo mártir Cruz Laplana y el cardenal Gomá, en los años treinta del pasado siglo, que financieros nacionalistas se infiltraban en la Iglesia para ponerla al servicio de sus fines, dirigidos por Cambó y Ferran Valls Taberner. Señalaban que la infiltración era mayor en los jesuitas, los monjes de Montserrat y los capuchinos. Tras la posguerra el instrumento creado ad hoc para la infiltración es el Opus, que ya descaradamente se manifiesta como promotor e impulsor del maldito prusés de la discordia. Con tanto descaro en el uso de la Iglesia para sus fines supremacistas de poder que ha llegado a nombrar a la histriónica separatista y abortista Pilar Rahola como representante de la Iglesia. En los años sesenta el Opus se hizo con el poder en España, llegando a copar notoriamente el poder con el llamado gobierno “monocolor” del Opus de 1969, dirigido por López Rodó. A la vez, montaban el agit prop de la Iglesia en Cataluña con la campaña de “volem bisbes catalans” para echar a Don Marcelo, y otras concomitantes. Tras el asesinato de Carrero Blanco, el Opus cambió de táctica y en vez de tener el poder notoriamente lo ha ejercido discretamente, a través de personas interpuestas, la primera de ellas Adolfo Suárez, que fue del Opus y lo “dejó” para guardar las apariencias. Lejos de perder el poder el Opus lo ha ido incrementando en estas décadas, ramificando y extendiendo su red de poder, tanto en los organismos públicos como en las grandes empresas, y siempre casi al copo en los medios de comunicación. Dirigido siempre en la sombra por ese poder financiero oligárquico catalán, señaladamente con Valls Taberner y Termes primero, y desde 2004 por Fainé, como ahora se pone de manifiesto al estar la cúpula del Opus integrada por catalanes. Fernando Ocariz de Prelado, Antoni Pujals de Vicario general, antes vicario en Cataluña y descarado promotor del prusés, Prat de la Riba de Vicario en España. Confluyendo todo en la punta de lanza del obispo presidente de la fantasmal Tarraconense Jaume Pujol con su proclama del “camino de la afirmación nacional” en abril pasado, que es el disparo de salida de esta fase violenta del maldito prusés. Un Jaume Pujol que había sido estudiadamente discreto durante años en estas cosas políticas, y que con su salida del armario escenifica la de todo el Opus. Lamentablemente, toda esta infiltración y uso de la Iglesia para fines supremacistas oligárquicos ha sido tolerada o apoyada durante décadas desde el Vaticano, que deliberadamente ha hecho oídos sordos a las advertencias que ya le hicieron hace casi un siglo. Y con los atemorizados obispos de toda España entregados a ellos y su poder, encabezados por el miedoso Blázquez al que asesinaron recientemente al rector de su seminario, como se vio con su nota de la comisión permanente de septiembre pasado de total sumisión a la infame nota de los obispos catalanes.


    ResponderEliminar
  21. 2)

    La política del político Mártinez Sistach e. responde obedientemente a este juego de fuerzas. Y su discreción interesada durante sus años de obispo responde a la misma táctica que la de Jaume Pujol. Su política responde al viejo truco de crear artificialmente un “conflicto” para luego ofrecer como solución que se concedan los fines para los que lo han creado. Hipocresía y cuquería de guardería, pero que suele dar resultado. Son estas fuerza brutales, con toda su cohorte de variopintos títeres, las que están detrás del maldito prusés de la discordia. Y ahora que embarranca, posiblemente por el cambio de actitud última del Papa Francisco junto a la firmeza del Rey y otros apoyos internacionales, quedan los eclesiásticos desnudos, con sus cubanas, sus sogas amarillas y demás parafernalias dignas de bufones tipo Puigdemont, como los promotores del prusés, escondiéndose los banqueros.

    Es responsabilidad del Papa acabar de una vez con esta descarada infiltración -los “traidores” de los que habló en su discurso a la curia de diciembre pasado- que pone a la Iglesia al servicio de anticristianas políticas supremacistas. Que como dijo recientemente el claretiano cardenal Sebastián, que conoce bien el percal, “el independentismo descristianiza y la descristianización favorece el independentismo.”

    Martínez Sistach e., con esa formal y escueta e. que pasa desapercibida, se retrata y retrata toda la conflictiva hipocresía de la que forma parte.

    ResponderEliminar
  22. Gracias a Dios, muy malas noticias desde el Vaticano para los fines de Martínez Sistach e. y sus correligionarios del poder:

    31/01/2018
    “el Nuncio de Su Santidad, monseñor Renzo Fratini, como decano del Cuerpo Diplomático acreditado en nuestro país, manifestó, en clara alusión a la crisis catalana, su complacencia al comprobar «el fortalecimiento de las instituciones, que garantizan en democracia las libertades y derechos de todos los españoles, avalando el papel que representa España en el concierto de las naciones».

    De igual modo, al tiempo que respaldó la «unión» de España -«una gran nación caracterizada -dijo- por un voluntad de concordia», elogió los «deseos y empeños» del jefe de Estado «al señalar que España es una realidad a la que no se debe renunciar»

    http://www.abc.es/espana/casa-real/abci-agradece-apoyo-comunidad-internacional-ante-desafio-independentista-201801311335_noticia.html

    Se trata de esto último, de que España es una realidad, antes que nada geográfica y seguido histórica. Guste mucho o nada, pero realidad. Y lo que pretenden Sistach e. y compañía es imponer a todos la negación de esta palpable realidad para suplantarla por la bufonadas de tinieblas que hacen agitar a los títeres Puigdemonts, en donde los poderosos medran.

    Como controlan a todos los medios, especialmente los de Madrid, estos esconden u ocultan las importantes palabras del nuncio del Vaticano.


    ResponderEliminar
  23. Uno de los problemas mas acuciantes en Cataluña y el resto de España,es que el dinero y la ideología separatista de la que vive la casta burócrata-parasitaria es el nuevo becerro de oro de la mayoría de la población, esta casta se quiere perpetuar a través del estado autonómico y superarlo con un estado propio, este es el nuevo Dios, no vemos a las masas en los estadios, la adoración de sus sacerdotes, los jugadores, el problema es que nos hemos apartados de Dios, y queremos vivir muy bien del estado opresor según ellos o propio para que nadie les corte su depredador estado.
    Muchos catalanes se lo tienen que hacer mirar por apoyar a partidos masones, supremacistas y de un egoísmo aberrante.

    ResponderEliminar