jueves, 18 de febrero de 2021

El Papa ha nombrado a Margarita Bofarull miembro ordinario de la Pontificia Academia para la Vida

 

La Academia Pontificia por la Vida fue destripada en 2018 por el cardenal Paglia, que cesó a la mayoría de los miembros de la institución fundada por Juan Pablo II -muy anquilosados la mayoría en la moral católica- y la renovó, a partir de entonces, con personalidades "más abiertas" a la nueva mundanidad. La Hna. Margarita Bofarull, presidenta del heterodoxo Instituo Borja de Bioética, ya era "miembro correspondiente" de la misma desde 2013 y no fue purgada.  Al contrario, ahora se la ha promocionado como "miembro ordinario" para alborozo de la progresía local.  El 7 de agosto de 2014 Germinans publicó esta reseña sobre su "acreditada" trayectoria. No ha perdido ni una pizca de actualidad, por eso la reproducimos íntegramente.
Margarita Bofarull: la empalagosa máscara del Instituto Borja de Bioética
A finales del pasado año, el catatónico presidente de la Academia Pontificia para la Vida, Mons. Ignacio Carrasco de Paula, nombró miembro de la misma a Margarita Bofarull, presidenta del abortista, eutanásico y eugenésico Instituto Borja de Bioética. Fundado por el jesuita Francesc Abel i Fabre, firme partidario del aborto pre-implantacional, el Instituto se ha convertido con el paso de los años en el máximo referente de la bioética vendida a un poder dominante al que adula y aplaude con entusiasmo, pues de él vive.
La hermanita Bofarull nació en Barcelona el 2 de Febrero de 1961, religiosa de la Sociedad del Sagrado Corazón de Jesús, fue provincial de la provincia de España Norte de su orden. Se licenció en Medicina y Cirugía en 1985. Ya antes de acabar la carrera colaboraba con el Instituto Borja. Vocal de su patronato muchísimos años, bebió desde el principio en las bioéticas y contaminadas fuentes del P. Abel, fundador del primer Centro de Planificación Familiar en Barcelona (condones, píldoras, diafragmas y DIU’s a gogó). Margarita Bofarull también preside el Comité de Ética Asistencial del Hospital San Juan de Dios, donde puede aplicar todas sus teorías. Licenciada en la heterodoxa teología moral de la Facultad de Teología de Cataluña, fue vicepresidenta durante cuatro años de CONFER (Conferencia Española de Religiosos), ese decrépito organismo que retroalimenta el decadente progresismo de los últimos mohicanos de una reserva marchita.  Es también profesora de la Facultad de Teología de Cataluña y de la Universidad Centroamericana de El Salvador, en la que recalan -por unos meses no más- algunos hispánicos profesores con algún que otro remordimiento burgués -por privilegiados- en su gruesa conciencia.
Logotipo Academia Pontificia para la Vida
El hecho de no tener ningún doctorado, condición generalmente indispensable para enseñar en una Facultad teológica, no ha sido óbice para que la hermana Bofarull realice una carrera docente poco acorde con su titulación, y sí con sus contactos. Pero su timbre de gloria, el que la ha llevado a cubrir sus progresistas y bioéticas desnudeces, ha sido el de ser nombrada miembro de la Academia Pontificia para la Vida, convertida ahora por ese y otros nombramientos, en un nuevo campo de batalla entre los defensores de la Vida y los esbirros de la cultura de la muerte, que ya no están fuera, sino dentro y oliendo a incienso. Hasta tal punto ha llegado la tensión, que cada vez son más las voces que, en la Santa Sede, piden el inmediato cierre de una Academia desprestigiada por las pifias de su adormilado presidente. 
Margarita Bofarull -tonta no es- siempre ha cuidado muy mucho sus declaraciones públicas y se ha guardado de firmar nada que pudiese comprometerla. Ya tiene a Núria Terribas, directora del Instituto Borja, para la tarea de demolición de la moral católica, que no deja de ser siempre un trabajo sucio. Ella es la que da la cara y firma lo que haga falta, que para eso le pagan y muy bien, por cierto. En cambio, la hermana Margarita es la cara amable, sonriente, beatorra, casi meliflua, de un instituto bioético que no deja de pontificar a favor del aborto, la eutanasia y la eugenesia terapéutica, siempre “en determinados casos”, no en todos, no vayan a pensar… Pero por la boca muere el pez. Son muchos años chupando rueda en los jesuíticos y eugenésicos brazos del padre Abel.  Ciertamente la Bofarull no dice que el aborto sea un derecho, pero sí que afirma que “el tema del aborto está muy ideologizado. Es difícil hacer una reflexión serena cuando se convierte en una moneda de cambio partidista”.  Por lo visto ella es la única que está en condiciones de hacerla… Y sigue: “La Iglesia no puede hacer otra cosa que defender la vida. Eso está claro.” Pero la melindrosa máscara que luce acaba cayendo en el más puro estilo del Instituto Borja: “Pero también está claro que existen situaciones conflictivas que se han de analizar.  Y se explica: “Estamos hechos para la vida. Los actos de muerte nos pasan factura. Hemos de promover la vida. Tampoco creo que se trate de decir a lo mejor “no al aborto”, sino qué hacemos para ayudar a las personas a sacar las vidas, también las nacidas, adelante. Hay que ser muy coherente…” Coherente ¿con qué? ¿Con el derecho a la vida, que es absoluto? ¿Absoluto para el que nació y relativo para el no nacido? ¿Coherentes con el aborto cero o con el aborto “en algunos casos”?, pues “existen situaciones conflictivas que se han de analizar”. El humo ciega mis ojos, amiga Bofarull…
Hospital de Sant Joan de Déu (Espludues de Llobregat)
Sin embargo, la brisa de lo políticamente correcto acaba por arrastrarla cuando dice que “el aborto no es un derecho de la mujer, otra cosa es que se deba regular legalmente ese hecho, pero no como un derecho, esa es otra cuestión”. Es decir, como la gente abortará de todas maneras, es mejor -como poco- despenalizar el aborto siempre “en determinados casos”, claro, que lo cubra la Seguridad Social y que se realice en abortorios debidamente autorizados y subvencionados. Porque la regulación empieza siempre ahí, por mínima que sea. Y es que estando los socialistas en plena ofensiva abortista tras la euforia de su llegada al gobierno, el Instituto Borja les echó una mano publicando el panfleto abortista Consideraciones sobre el embrión humano  En el monográfico sobre el embrión de su revista Bioètica & Debat, el Instituto Borja ve “difícil” considerar individuo al embrión antes de su implantación. El texto indica que “antes de la implantación, en ningún caso se puede hablar de aborto porque aún no se ha iniciado la gestación”.  De ninguna manera los oráculos del aborto ético del Borja ponen en cuestión la Ley despenalizadora de 1985. Su reflexión parte de la intención del gobierno de hacer todavía más “libre” el aborto de lo que ya es. ¡Toda una declaración de intenciones! Al final, para convertir -sin restricción de conciencia- al embrión humano en material de desecho; o como mucho, de experimentación para los bebés medicamento del Hospital de San Juan de Dios.
Es la declaración del Instituto Borja Hacia una posible despenalización de la eutanasia el pútrido fundamento de las merengosas declaraciones que la Bofarull hizo en el programa Signes del Temps de TV 3: “Secularmente se había legislado sobre el hecho de que la vida era siempre un bien (cf. Evangelium vitae, 34). Pero hay momentos en que nosotros, la sociedad, decimos: No es suficiente vivir. Queremos vivir con una cierta calidad de vida”. Y en ese sentido, afirman los oráculos de la muerte del Instituto Borja que las condiciones para despenalizar la eutanasia serían éstas: Una enfermedad que conduzca próximamente a la muerte, un sufrimiento insoportable, el consentimiento explícito del enfermo, aunque éste podrá obviarse en caso de concurrir determinadas circunstancias, la intervención médica en la práctica de la eutanasia -sería muy feo que la hiciese un carnicero-, la revisión ética, para tranquilizar la conciencia y notificación legal, para cubrirse las espaldas. Toda práctica eutanásica deberá contar con la aprobación de un Comité de Ética Asistencial que, en el caso del Hospital de San Juan de Dios de Esplugues, preside ¡la mismísima Margarita Bofarull! Ella y sus amiguetes decidirán cuán próxima está la muerte, lo insoportable del sufrimiento y las circunstancias en las cuales pasarán por encima de la voluntad del enfermo, si es necesario, para darle el matarile.
Mons. Carrasco de Paula
Ciertamente, a muy pocos parece importarles lo que se cuece en el
Instituto Borja. A Mons. Carrasco de Paula, el que menos. Cuando alguien de la Academia Pontificia para la Vida le pregunta extrañado -todavía quedan académicos honrados-  por el nombramiento de Margarita Bofarull, responde escandalizado y canta las bioéticas bondades de la beatífica profesora. Sólo el fanatismo de algunos grupos provida, de esos “que hacen más mal que bien”, busca empañar la fama de nuestra beatorra Margarita de Calcuta. Sin embargo, las empalagosas palabras de la presidenta del Instituto Borja no pueden enterrar años de inmoral y eugenésica doctrina, no pueden ocultar los sedimentos de una doctrina torcida y sórdida que confunde y mata, que engaña, miente y escamotea la verdad bajo barniz de misericordia cristiana:   “¡Camada de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? Porque de la abundancia del corazón habla la boca (Mt 12,34).
Gerásimo Fillat Bistuer

44 comentarios:

  1. La moral cristiana ha sufrido un descalabro desde la llegada de Francisco. El organismo al que Gerásimo hace referencia, un organismo de la Santa Sede, no se olvide ha invitado en los últimos tiempos a una investigadora del Karolinska Institut para disertar sobre manipulación de embriones. La manipulación de embriones es una cuestión de ética fundamental. ¿Por qué? Porque primero hay que crearlos, lo que puede hacerse o bien ex novo en el laboratorio o bien empleando los sobrantes en prácticas de fecundación in vitro. Manipularlos significa sacrificarlos llegados determinado momento. Sacrificarlos significa matarlos. Pues bien, desde Santa Marta, esta investigadora sueca da lecciones sobre el asunto, no para criticar o poner objeciones, sino para estimularla.
    Entre otros individuos que han sido invitados por la Santa Sede está el autor de una famosa Ecology, más famoso todavía por ser partidario de una política abortiva como remedio para el control demográfico. Hay más ejemplos. Cuando se le objetó al delegado pontificio --que eso son los presidentes de dicasterios e instituciones-- se justificó diciendo que hablaban en su nombre, que no eran la voz de la Iglesia. Como suena.

    La Compañía de Jesús, que alumbró el Borja en honor a unos de sus hijos predilectos, es maestra en asuntos morales en presentarse como defensora de la ética católica para, al poco, dar un vuelco de 180 grados. Ocurrió así con la primera cátedra de bioética, fundada en la Universidad de Georgetown subvencionada por los Kennedy, razón por l que lleva el nombre de Rose and Joseph Kennedy, en los setenta. En un principio defendía la doctrina de la Iglesia, hoy son los propugnadores de las políticas abortivas, de las que tan entusiasta es Joe Biden.

    El padre Abel, creador del Borja, quiso imitar el ejemplo de Norteamérica. Y quien había defendido en el propio san Cugat, donde esta instalado en un comienzo su obra, la inexistencia de materia venial en la moral sexual, pasó a ser adalid de todas las aberraciones, incluidas que hoy abandera sor Forcades, desde el sacrificio de nonatos bajo el sofisma de derecho a decidir, a la píldora del día después. Por supuesto a todas las manipulaciones embrionarias y eutanasias habidas y por haber.

    El autor habla de Terribas, la hermana de la radiofonista y televisiva que tuteaba a Martinez Sistach y a su obispo auxiliar hoy zarandeado en Mallorca. Con tal familiaridad los trataba que Sistach hablaba de su televisión como la nostra y el obispo Taltavull se depechugaba en su presencia.

    Cabe suponer que la inclusión de la monja es obra de Omella.

    A menudo no nos damos cuenta del daño que puede hacer un nombramiento equivocado. Y no se dan cuenta porque quien los promueve adolecen de unas carencias de formación tremendas. Qué diferencia con el obispo americano que ha cantado las verdades del barquero a Biden. No se diga católico, le ha dicho, porque su comportamiento es abiertamente anticatólico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Decir que la moral católica ha sufrido un descalabro desde la llegada de Francisco, es una afirmación que puede ser acusada de inexacta por piadosa... no ha sido un descalabro, sino lo siguiente...

      Eliminar
    2. Sr. JMVG, Cuando habla de Francisco, ¿se refiere al portero de su casa?
      La autocomplacencia es la base de toda su argumentación. Como siempre, está por encima del bien y del mal.
      Cuando los dos nos encontremos ante el Señor, me gustará ver y escuchar lo que Él le dice al respecto.
      Para ir mejor preparados, le animo a que leamos y meditemos Evangelio de Mateo 25, 31s

      Eliminar
    3. 0/36, el descalabro NO.

      Es el ACABOSE!!!

      Eliminar
    4. Desde luego, 9:57, si todos nos refiriéramos a Francisco, Cisco para los amigos, como el portero de la casa de JMVG, sería sin dudarlo, el portero más famoso del mundo y de la historia... :)

      Eliminar
    5. "La Compañía de Jesús, que alumbró el Borja en honor a unos de sus hijos predilectos, es maestra en asuntos morales en presentarse como defensora de la ética católica para, al poco, dar un vuelco de 180 grados. Ocurrió así con la primera cátedra de bioética, fundada en la Universidad de Georgetown subvencionada por los Kennedy, razón por l que lleva el nombre de Rose and Joseph Kennedy, en los setenta. En un principio defendía la doctrina de la Iglesia, hoy son los propugnadores de las políticas abortivas, de las que tan entusiasta es Joe Biden."

      La moral de los jesuitas es puro derecho penal y moral luterana: si tienes una atenuante o una eximente, si tu conciencia dicta lo que le dé la gana pero elegantemente construido, si haces el mal pero hay un bien presente, no tengas duda que el jesuita te absoldrá y te pondrá como ejemplo canónico y martirial de lo que hay que hacer (es decir, de lo que no hay que hacer para el catolicismo).

      Para el jesuita, la norma moral católica es un simple cuadro antiguo, de más de mil años, mohoso y empolvado, que hay que tener allá colgado porque es ya un bien cultural protegido, pero rodeado de nuevos marcos que lo contradicen totalmente: la norma general ya ni se aplica, lo que se aplica es el subjetivismo luterano y las atenuantes y eximentes penales, a seguir pecando porque se tiene fe y hasta Dios lo pide y lo quiere, como dice Amoris laetitia (más luteranismo), vivir bien, no matar y no robar y ya está.

      Eliminar
    6. Está Ud. totalmente equivocado. El Sr. JMVG, con el que estoy siempre de acuerdo hasta el momento preciso, no se pasa ni un pelo. Lo que sucede que su formación es mucha y lo dice con argumentos de toda especie, teológicos y sociales. Es Ud. es que no entiende la situación actual, que, creo estar en lo cierto, es muy fácil de explicar con palabras sencillas: Que estamos en un momento de total confusión, que ya no sabe uno nada de la moral vigente, ni cuál es ni lo que es válido de ella, que ya no sabe uno lo que es pecado y lo que no es, que no tenemos pastores que nos guíen porque unos dicen una cosa y otros la contraria, desde los cardenales, pasando por los obispos y por los sacerdotes, y hasta el Papa; que estamos prácticamente solos y tenemos que espabilarnos con la sola ayuda de Cristo, porque ya no hay pastores, repito. Solo nos queda los Evangelios y la ayuda de Dios. Pero cuidado, que los Evangelios son muy claros, pero muy duros, y muy fuertes para quienes deben cuidarnos y alimentar nuestra fé. Por eso digo que el SR. JMVG se queda corto, es muy fino, y no veo en sus escritos la menor complacencia. He dicho.

      Eliminar
    7. Sr. Caesar Augustinus, ¿ha leído Mt. 25, 31s?
      El problema que tengo es que rara vez coincido con el Sr. JMVG por la poca claridad de su explicación, por una argumentación no adecuada. Lleva el agua a su molino. Que Dios nos bendiga y ayude a todos!

      Eliminar
    8. En mi pueblo, Francisco es SISCO, no CISCO

      Cisco es otra cosa.
      Léase la RAE!

      Eliminar
    9. ?Nombramiento "equivocado"?

      ?De verdad cree usted que no saben bien quien es?

      Cuando se pone a alguien en un buen puesto no es para beneficiarle, sino para beneficiar al que le pone ahí.

      La manera que tiene Francisco de imponer la ideología de la corrupta mafia de San Galo -él mismo puesto ahí por ella para eso- es poniendo a la cabeza de las organizaciones de la Iglesia a gente, gentuza o sayones que le pueda ayudar a ello.

      Él sabe también que el tiempo juega contra él -todos nos hacemos viejos y débiles-. Es ahora o nunca.

      Esa señora ha sido la elección ideal para terminar la obra de zapa del Concilio.

      Bergoglio sabe que es ahora o nunca.

      él ha decidido "ahora".

      afortunadamente el Pueblo de Dios ha decidido "nunca"

      !alabado sea el Señor!

      Eliminar
  2. El mal siempre se introduce con capa de bien.

    La legalización del aborto entró en todo el mundo con una campaña de mentiras, presentando situaciones limites, para que la gente en vez de pensar que se mataba un niño, pensara que la pobre madre no tenía otra solución. Resultado: 40 millones de abortos anuales en el mundo y el aborto proclamado como derecho humano por la ONU y varios países.

    La eutanasia siguen el mismo patrón. Otra campaña de mentiras, hablando del sufrimiento insoportable, que no existe en Occidente, ya que las unidades de Cuidados paliativos se dedican a evitar el sufrimiento. Pero los gobiernos no destinarán ni un euro más a tener Unidades de Cuidados Paliativos, solo destinaran dinero a la muerte del pobre enfermo, no sin antes convencerlo que su vida no tiene sentido y que es una carga para la sociedad, y que lo mejor es que lo maten.

    Mientras muchos religiosos tendrían que ser faro entre tanta oscuridad, que nos ha traído el reinado de Satanás, se dedican a ser caballo de Troya en la Iglesia, para quedar bien con el mundo y su príncipe. No me gustaría estar en su pellejo cuando tengan que dar cuenta a Dios de su traición.

    ResponderEliminar
  3. Primero obedecer a Dios que a los hombres19 de febrero de 2021, 2:34

    Hay que defender la unidad en la verdad de la Iglesia Católica y la libertad que nos libera del pecado. No hay que obedecer a ninguna autoridad, incluso la pontificia, si comete un error, contradiciendo a las Sagradas Escrituras y Tradición y el Magisterio vivo bimilenario. Lo enseña la historia de la Iglesia, como la disputa entre San Pedro y San Pablo, en Gálatas 11: "cuando Pedro fue a la ciudad de Antioquía, lo reprendí en su propia cara, porque lo que estaba haciendo era condenable"

    I. BIBLIA E IGLESIA PRIMITIVA

    1. Pecado que clama al Cielo: Caín asesina a Abel, tipo de Jesucristo (Gen 4), el homicidio del inocente (= aborto, eutanasia)

    2. «Antes de haberte formado yo en el seno materno, te conocía, y antes que nacieses te tenía consagrado» (Jr 1, 5)

    «Y mis huesos no se te ocultaban, cuando era yo hecho en lo secreto, tejido en las honduras de la tierra» (Sal 139, 15)

    3. La Enseñanza de los doce apóstoles, o Enseñanza del Señor a las naciones por medio de los doce apóstoles, o Didaché

    “No matarás el embrión mediante el aborto, no darás muerte al recién nacido”. (Didaché, 2, 2; Bernabé, ep. 19, 5; Epístola a Diogneto 5, 5; Tertuliano, apol. 9)

    II. PÍO XII

    1. Discurso de Su Santidad Pío XII al Congreso de Unión Católica Italia de Obstétricas III (1951)
    2. Discurso de Su Santidad Pío XII sobre los errores de la moral de situación (1952)
    3. Discurso de Su Santidad Pío XII a los participantes en el II Congreso Mundial de la fertilidad y la esterilidad (19 mayo 1956)

    III. CONCILIO VATICANO II

    1. Gaudium et spes, n. 51, ap. 3º: «Dios [...], Señor de la vida, ha confiado a los hombres la excelsa misión de conservar la vida, misión que deben cumplir de modo digno del hombre. Por consiguiente, se ha de proteger la vida con el máximo cuidado desde la concepción; tanto el aborto como el infanticidio son crímenes abominables»

    2. Gaudium et spes, n. 27:

    a) Respeto al hombre... sin excepción de nadie... [no] cuidando de su vida y de los medios necesarios para vivirla dignamente
    b) anciano abandonado de todos
    c) trabajador extranjero despreciado injustamente
    d) desterrado
    e) hijo ilegítimo que debe aguantar sin razón el pecado que él no cometió
    f) hambriento
    g) atentado contra la vida
    h) genocidio
    i) ABORTO, EUTANASIA Y SUICIDIO DELIBERADO
    j) toda violación de la integridad de la persona humana:
    - mutilaciones
    - torturas morales o físicas
    - conatos sistemáticos para dominar la mente ajena
    - cuanto ofende a la dignidad humanas
    - condiciones infrahumanas de vida
    - detenciones arbitrarias
    - deportaciones
    - esclavitud
    - prostitución
    - trata de blancas y de jóvenes
    k) las condiciones laborales degradantes
    l) todas estas prácticas y otras parecidas son en sí mismas infamantes, degradan la civilización humana, deshonran más a sus autores que a sus víctimas y son totalmente contrarias al honor debido al Creador.

    IV. PABLO VI

    1. Humanae vitae, n. 14: aborto, esterilización, anticonceptivos (ampliado en Donum Vitae n. 2, asumido en Splendor vitae)

    2. Declaración sobre el aborto (Congregación para la Doctrina de la Fe), 18 noviembre 1974, n. 26 (No se puede jamás aprobar el aborto)

    V. JUAN PABLO II

    1. Donum vitae, n. 2 (ampliación de la Humanae Vitae 14)

    2. Evangelium vitae, n. 62 (el aborto directo o querido como fin o como medio); 73: el aborto y la eutanasia

    3. Catecismo nn. 2270-2275: La vida humana debe ser respetada y protegida de manera absoluta desde el momento de la concepción. Desde el primer momento de su existencia, el ser humano debe ver reconocidos sus derechos de persona, entre los cuales está el derecho inviolable de todo ser inocente a la vida

    4. Catecismo 2370: anticoncepción, destruye lo unitivo y procreativo

    5. Código de Derecho Canónico, canon 1398: Quien procura el aborto, si éste se produce, incurre en excomunión latae sententiae

    VI. BENEDICTO XVI

    1. Aclaración de la Congregación para la Doctrina de la Fe sobre el aborto provocado (L'Osservatore Romano, Año CXLIX n. 157, 11 de julio de 2009, p. 7)

    ResponderEliminar
  4. ¡Camada de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? (i/iii)19 de febrero de 2021, 4:03

    Es bueno recordar la única verdad de Fé y moral católicas frente a todos estos embaucadores en engaño, sean de la Jerarquía que sean: desobedecer al mal y al malo es obedecer a Dios.

    ...

    1. «Dignidad para recibir la Sagrada Comunión. Principios Generales», 10 junio 2004 y se dirige al episcopado estadounidense con ocasión de la reunión plenaria de la Conferencia Episcopal celebrada en Denver del 14 al 19 de junio de 2004.

    Esencial para ser leída, totalmente actual. Hay un procedimiento de corrección fraterna:

    a) En el numeral 5 afirma que "Respecto del grave pecado del aborto o la eutanasia, cuando la cooperación formal de una persona es manifiesta -entendida, en el caso de un político católico, como hacer campaña y votar sistemáticamente por leyes permisivas de aborto y eutanasia-, su párroco debería reunirse con él, instruirlo respecto de las enseñanzas de la Iglesia, informándole que no debe presentarse a la Sagrada Comunión hasta que termine con la situación objetiva de pecado, y advirtiéndole que de otra manera se le negará la Eucaristía."

    b) En el numeral 6, establece la sanción: "Cuando «estas medidas preventivas no han tenido su efecto o cuando no han sido posibles», y la persona en cuestión, con obstinada persistencia, aún se presenta a recibir la Sagrada Comunión, «el ministro de la Sagrada Comunión debe negarse a distribuirla» (cf. Declaración del Pontificio Consejo para los Textos Legislativos «Sagrada Comunión y Divorcio, Católicos vueltos a casar civilmente» [2002], n. 3-4). Esta decisión, propiamente hablando, no es una sanción o una pena. Tampoco es que el ministro de la Sagrada Comunión esté realizando un juicio sobre la culpa subjetiva de la persona, sino que está reaccionando ante la indignidad pública de la persona para recibir la Sagrada Comunión debido a una situación objetiva de pecado."

    ...

    2. La advertencia a Biden del arzobispo de Kansas Mons. Joseph Naumann (2021):

    “Cuando dice que es un católico devoto, los obispos tenemos la responsabilidad de corregirlo. Aunque la gente le ha dado poder y autoridad a este presidente, él no puede definir qué es ser católico y qué es la enseñanza moral católica ”, agregó el arzobispo."
     
    “Lo que está haciendo ahora es usurpar el papel de los obispos y confundir a la gente. Está declarando que es católico y va a obligar a la gente a apoyar el aborto con el dinero de sus impuestos. Los obispos deben corregirlo, ya que el presidente está actuando en contra de la fe católica."

    "Creo que el presidente tiene la responsabilidad de NO PRESENTARSE A LA SAGRADA COMUNIÓN".
     
    “Cuando los católicos reciben la Eucaristía, reconocen la presencia real de Jesús y también creen en las enseñanzas de la Iglesia”, dijo el arzobispo. “El presidente Biden NO CREE en las enseñanzas de la Iglesia sobre la santidad de la vida humana, y no debería poner al sacerdote en una situación en la que tenga que decidir si le permite o no recibir la Eucaristía."

    www.catholicnewsagency.com/news/archbishop-naumann-bidens-self-contradictory-catholicism-on-abortion-deserves-correction-50611

    ResponderEliminar
  5. ¡Camada de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? (ii/iii)19 de febrero de 2021, 4:03

    3. La sanción de Mons. Thomas Paprocki, obispo de Springfield, en Illinois, a unos políticos católicos proabortistas

    “De acuerdo con el Canon 915 del Código de Derecho Canónico, el presidente del Senado de Illinois, John Cullerton, y el ‘speaker’ de la Cámara, Michael J. Madigan, que han facilitado la aprobación de la Ley Relativa al Aborto de 2017 (Ley de la Cámara 40), así como la Ley de Salud Reproductiva de 2019 (Ley del Senado 25), no serán admitidos a la Sagrada Comunión en la Diócesis de Springfield en Illinois porque han persistido obstinadamente en la promoción del crimen abominable y en el grave pecado del aborto, como se evidencia en la influencia que han ejercido en sus papeles de liderazgo y en sus repetidos votos y pertinaz apoyo político al derecho al aborto durante un prolongado periodo de tiempo”, se lee en el decreto promulgado por el obispo.

    “Estas personas solo podrán ser readmitidas a la Sagrada Comunión después de que se hayan arrepentido sinceramente de estos graves pecados y hayan, además, reparado adecuadamente los daños y el escándalo, o al menos prometan hacerlo, según lo determine mi juicio o el juicio de su obispo diocesano en consulta conmigo o con mi sucesor”

    infovaticana.com/2019/06/06/obispo-de-eeuu-prohibe-dar-la-comunion-a-los-politicos-abortistas

    ...

    4. Reunión Juan Pablo II y Jacques Chirac: antecedente de Evangelium vitae de 1995. La ofensiva del mundo contra el ser humano más inocente (sin culpa), más indefenso (carece de defensor) y más inofensivo (no hace daño), y la defensa del Gran Papa Bueno.

    JUAN PABLO II Y GISCARD D'ESTAING

    La Ley de 17 de enero de 1975 sobre la despenalización del homicidio del aborto de fetos y embriones indefensos e inocentes, conocida como ley Simone Veil, elaborado por Simone Veil, ministra de Sanidad bajo la presidencia de Valéry Giscard d'Estaing. La ley se promulga el 17 de enero de 1975, durante 5 años de forma experimental. Se renueva sin límite de tiempo por una ley de 31 de diciembre de 1979.

    Hubo una reunión entre el Presidente de Francia y el Papa Juan Pablo II donde se quiso disuadir al presidente Giscard d´Estaing para que no promulgara la ley. El relato fue éste, según las memorias del presidente (el contexto es el bárbaro año 1979):

    Juan Pablo II le expuso que la providencia lo había hecho presidente para frenar la ofensiva de la cultura de la muerte sobre la Civilización Occidental.

    El presidente concedió:

    —Es cierto que quieren destruir mucho de lo que ahora existe.

    Y luego, para que la conversación fuera una conversación útil —un verdadero intercambio de ideas—, le pareció que debía presentar las razones de las feministas.

    —Ellas piensan —dijo— que deben ser dueñas de su cuerpo, como lo somos los hombres. Que la pretensión del Estado de decidir sobre sus úteros equivale a la pretensión de los señores feudales del medievo, que se consideraban dueños de los cuerpos de sus siervos y siervas.

    —¿Y qué con la vida que se gesta en esos úteros? —preguntó el Papa. —¿No tiene derechos esa vida? ¿Quién defiende esos derechos?

    —Las feministas piensan —de nuevo Giscard le dio su voz a las mujeres—, que esa vida no es humana hasta después de la semana doce de gestación, en que adquiere conciencia.

    En todo caso, no se trataba de obligar a nadie a abortar. Se trataba de que cada mujer tuviera esa opción para usarla según su libre albedrío, y si decidía abortar, lo pudiera hacer en condiciones de higiene, en un hospital del Estado. (Sigue)

    ResponderEliminar
  6. ¡Camada de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? (iii/iii)19 de febrero de 2021, 4:04

    Juan Pablo reviró irritado:

    —¿Para qué estamos los líderes si no es para corregir los impulsos inmorales de las masas?

    - (...) Yo soy católico, le dije (al papa Juan Pablo II), pero soy presidente de la República de un Estado laico. No puedo imponer mis convicciones personales a mis ciudadanos (...) sino lo que tengo que hacer es velar para que la ley se corresponda con el estado real de la sociedad francesa, para que pueda ser respetada y aplicada. Comprendo, desde luego, el punto de vista de la Iglesia católica y, como cristiano, lo comparto. Juzgo legítimo que la Iglesia católica pida a aquéllos que practican su fe que respeten ciertas prohibiciones. Pero no es la ley civil la que puede imponerlas con sanciones penales, al conjunto del cuerpo social’’

    La frase con que d'Estaing justificó días después su firma de la ley del aborto habría de volverse célebre.

    —Como católico —dijo—, estoy en contra del aborto; como presidente de los franceses considero necesaria su despenalización.

    Así, d'Estaing decía a Juan Pablo II que él era el Presidente temporal de un Estado laico y democrático, donde las mujeres eran la mitad de los ciudadanos. Imponer sus convicciones personales a esa mitad no solo no correspondía a su mandato, a la larga, en una democracia, era un imposible. Su función de Presidente era más discreta: era velar porque el Estado cuidara de la salud de sus ciudadanos... matando, eso sí, al ciudadano más débil, indefenso e inocente.


    SIMONE VEIL Y SU "REVELACIÓN PRIVADA"

    Una década después, un reportero entrevistó a la ex ministra Simone Veil y entre sus notables respuestas está la que da a una pregunta en especial aguda.

    — Ante las enredadas discusiones teológicas y morales que llenaron durante esos días el Parlamento y los periódicos franceses, ¿no se confundió usted en algún momento?

    — No –contestó ella— ¿por qué habría de haberme confundido? Dios me habla a mí también, y lo hace con una voz ligera y sin embargo absolutamente nítida.

    Es decir, la mentirosa embustera dice que Dios mismo le dijo que redactara la ley de despenalización del homicidio del aborto.


    EVANGELIUM VITAE DE 1995, SOBRE EL VALOR Y EL CARÁCTER INVIOLABLE DE LA VIDA HUMANA

    La conversación con d'Estaing en 1979, más la extensión de las leyes del aborto por todo el mundo, que empezaron en los EEUU y Europa con Dinamarca en 1973 y 30 países más hasta 1995, hicieron ver a Juan Pablo II la necesidad de aprobar dos documentos esenciales:

    1. Veritatis splendor de 1993 sobre los actos morales intrinsece malum (aborto, eutanasia). Una vez asentada la moral católica y los actos intrínsecamente malos, entonces acometió el enfrentamiento contra la demoníaca cultura de la muerte y sus leyes estatales de aborto y eutanasia;

    2. Evangelium vitae de 1995, que para Benedicto XVI es el más grande documento de Juan Pablo II y de la Iglesia en defensa de la vida y la civilización del amor, contra la satánica cultura de la muerte, seguido de Veritatis splendor.

    ...

    Es de lamentar la cobardía de Omella y de todos los obispos españoles, en no prohibir la comunión eucarística a la totalidad de los políticos católicos proabortistas y proeutanasistas españoles y catalanes. Éste es el origen de su actual desprestigio y descrédito, junto con el cierre de los templos durante 100 días desde marzo del 2020, y la prohibición de la comunión en la boca. Además, un país que legisla sobre la cultura de la muerte, es castigado por Dios.

    ResponderEliminar
  7. ¡Camada de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? (Bibliografía)19 de febrero de 2021, 4:09

    En francés, excelentes manuales de la Fundación Jerome Lejeune, amigo de Juan Pablo II, genetista que hizo un descubrimiento fundamental de una enfermedad genética que malformaba a los niños, y que fue represaliado por el mundo médico por su catolicismo:


    --- IDEOLOGÍA DE GÉNERO: "Théorie de genre"
    https://www.fondationlejeune.org/assets/uploads/2013/01/manuel-gender-fondation-lejeune.pdf

    --- MANUAL DE BIOÉTICA PARA JÓVENES: "Manuel de Bioéthique des jeunes"
    https://www.fondationlejeune.org/le-manuel-le-plus-complet-sur-toutes-les-thematiques-de-bioethique/

    --- REPRODUCCIÓN ASISTIDA: "Procréation Médicalement Assistée (PMA)"
    https://www.fondationlejeune.org/defense-vie-humaine/education/manuels-bioethiques/manuel-pma/

    --- GESTACIÓN SUBROGADA O VIENTRE DE ALQUILER: "Gestation Pour Autrui (GPA)"
    https://www.fondationlejeune.org/defense-vie-humaine/education/manuels-bioethiques/manuel-gpa/

    --- EUTANASIA: “Un Manuel pédagogique sur l'euthanasie”
    https://www.fondationlejeune.org/assets/uploads/2014/01/ManuelEuthanasie.pdf

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ud. confunde un blog con un manual de Teología. ¿Cree que alguien leerá sus distintos capítulos? Al terminar de escribir, su ego ha duplicado el tamaño.

      Eliminar
    2. 10:01, aún sigo pasando por las puertas, lo facilita el hecho de que vivo en un palacio, con unas puertas de 5 metros de ancho... :) ;)

      Eliminar
    3. Muy bien escrito, me encantó tu manual de teología. Abrazo en Cristo

      Eliminar
    4. No lo dudo. El palacio donde vive se lo ha fabricado Ud de forma imaginativa. ¡Sea breve y conciso! Seguro que ganará en número de lectores.

      Eliminar
  8. Paglia NO es cardenal.

    ResponderEliminar
  9. Desecho clerical-monjil en estado puro.

    Mas les valdría dedicarse a servir al buen Dios y no a propagar los postulados de Satanás!

    ResponderEliminar
  10. Hagan el favor de no mezclar graves cuestiones morales con la comunión en la boca, mucho menos en este tiempo de pandemia. No se tiene el derecho de poner en peligro la vida y la salud de nadie.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veamos: «...el cardenal, arzobispo u obispo, presbítero, diácono o laico ministro extraordinario de la comunión que NIEGUE la tradicional comunión en la boca y de rodillas, peca gravemente y comete un grave delito canónico eucarístico denunciable ante la Santa Sede, y viola un DERECHO humano del fiel recogido en la ya mencionada Lex Ecclesiae Fundamentalis.» (Germinans Germinabit 10-12-2020)
      AMIEES

      Eliminar
    2. Con tu lógica Jesús nunca hubiese tocado a un leproso. Acá en Argentina cerraron un seminario por la comunión en la boca, eran Católicos.

      Eliminar
  11. S.Juan de Dios...S.juan de Dios!...hace MUCHOS años que se han MUNDANIZADO.Yo hace años,que un mes antes de profesar,los dejé.Siendo una orden tan social y con lo que se "lleva"eso ahora,deberían tener mogollón de vocaciones.NO es así,son cuatro gatos y en edades más que avanzadas.Es casi imposible ver un religioso en los múltiples hospitales que regentan.Están absolutamente secularizados.Una pena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Están completamente luteranizados.

      Lo que pasa es que en los paises protestantes no hay frailes ni monjas.

      Por eso estas ordenes secularizadas con el Concilio de los errores tienen que desaparecer.

      !Bien que nos engañó la corrupta gentuza del Concilio!

      Eliminar
    2. Quizás les falta Ud.

      Eliminar
    3. Cómo sufro con la decandencia de los hermanos

      Eliminar
    4. No sufre, Hans.

      Estos hermanos están viciados y no tienen nada que ver con el santo fundador.

      Dios ha decidido extinguirlos y con muy buena razón:

      Mientras están ocupando esas casas y hospitales impiden que los buenos católicos puedan consagrar su vida a Dios sirviendo al samaritano herido.

      Cuando desaparezcan, si Dios quiere, alguna alma buena restaurara el carisma de la orden.

      Eliminar
  12. Bueno, muy simple: se carga siempre que tienen oportunidad, la culpa del aborto legal a los socialistas. Eso siempre lo hacen...pero muy simple: el PP. en sus años de gobierno ¿ que hizo ?...le exigió la iglesia al PP.su protegido, que eliminara el aborto de la faz de la España?..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La MANGUI Cifuentes y la VILLA-LOBOS hicieron dimitir a Gallardon.

      RECUERDEN!!!

      Eliminar
  13. Bergoglio -y la mafia de San Galo que nos lo ha impuesto ahí- no da puntada sin hilo y va a aprovechar la ocasión para llevarnos a la "Solución Final".

    No podemos seguir manteniendo estas historias con nuestro dinero, porque estamos colaborando con esta farsa neoluterana.

    ResponderEliminar
  14. Por sus hechos los conoceréis... Ahora hay que mirar a la cúspide de la pirámide eclesial (nunca mejor dicho...), tomada por una convergencia y unión íntimas de esta pseudo Compañía apóstata que aún queda y las logias.
    Y está cada vez más claro, a la vista del continuo e infatigable trabajo de zapa del de Malos Aires, que el programa cada vez menos oculto de estos apoderados del padre de la mentira no es otro que la demolición acelerada de todos los pilares eclesiales. Si esto no es el ésjaton, se le parece mucho.

    ResponderEliminar
  15. ?Por qué esta religiosa no lleva hábito ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo 15:33

      Porque no cree en él, es evidente.

      Y si no quiere la molestia del hábito, tampoco querrá la molestia de la regla de su congregación.

      Esta señora puede ser benedictina de exclausura, funcionaria independentista, tendera budista... solo, todo a la vez o uno detrás de otro y vuelta a empezar.

      Naturalmente los sábados ira a bailar salsa con las amigas...

      Bien, es evidente que lo que nosotros entendemos por "frutos" y lo que los Padres Conciliares entienden por "frutas" no tienen nada en común.

      Y ahora viene el del Tutti Frutti a joder más la marrana.

      Pero de rezar y seguir a Cristo, !nada!

      !Menuda estafa de trileros, trileras y trileres!

      Eliminar
    2. El hábito no hace al monje!!!

      Eliminar
    3. Anónimo 13:51

      ?Está usted insinuando que las fulanas no llevan hábito cuando hacen la calle?

      Eso lo dirá usted.

      Naturalmente que llevan su uniforme, si quieren comer.

      Es igual que el rótulo de una tienda de ultramarinos o las octavillas que anuncian los restaurantes chinos o bompreu.

      En el fondo esta joven lleva hábito.

      No el santo de su congregación, naturalmente, porque ese importa para el mundo que ha de venir. Lleva el progresista para hacer carrera en el mundo que ha de vivir. Con extraordinarios resultados, hay que reconocer.

      Si esta joven llevase el santo hábito de su congregación, con velo y toca, ...

      ?cree que Omella o el nuncio la hubieran recomendado al pachamanero s.j.?

      Naturalmente que no.

      Justamente el hábito lo hubiera impedido.

      Porque Omella, Bergoglio y esta joven saben perfectamente que el hábito hace al monje.

      Y que el hábito vale más que mil palabras.

      Eliminar
  16. Para despejar cualquier duda, gracias a Dios y a San Juan Pablo II y al entonces Cardenal Ratzinger tenemos el CATECISMO DE LA IGLESIA CATÒLICA. Ahì està la doctrina bimilenaria de la Iglesia, que no cambiarà. Nadie puede quedar con dudas ante ese trabajo enciclopèdico y completo.

    ResponderEliminar
  17. Típico de las izquierdas:

    Utilizar asociaciones, que no suelen tener ningún peso real en la sociedad, para imponer a los demás sus ideas (técnica Alinski)

    Todavía Bergoglio se cree que nos la va a dar con queso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pido un respeto por el Papa Francisco

      Eliminar
    2. Pida mejor un respeto del Papa Francisco por nosotros.

      Eliminar
  18. Muchas críticas a esta señora...

    Pero ninguno se ha ofrecido a rezar por esta mala monja que va a hacer de las suyas en esa institución creada por San Juan Pablo II para defender la vida y Bergoglio s.j. va a utilizar para promocionar la muerte.

    ResponderEliminar
  19. ¿Por que se quejan de que una mujer ocupe un puesto importante? ¿Tienen miedo? Por supuesto, esto sería una mala noticia para un gran número de narcisistas y egoístas que odian a las mujeres.

    ResponderEliminar