miércoles, 3 de enero de 2018

El Supremo confirma un año de prisión para las feministas que entraron en la iglesia de Sant Miquel

El Tribunal considera probado que cometieron un delito contra la libertad religiosa al interrumpir una Misa en Palma
Los cinco feministas condenados, muestran orgullosos sus sentencias
El Tribunal Supremo ha confirmado la condena a un año de prisión por un delito contra la libertad religiosa para cada uno de los cinco jóvenes que interrumpieron una misa en la iglesia de San Miguel de Palma en febrero de 2014 para protestar contra la reforma de la ley del aborto.

El alto tribunal ratifica las penas acordadas en octubre del año pasado por la Audiencia Provincial de Baleares sobre la base de que cometieron el delito contra la libertad religiosa previsto por el Código Penal.

La ley castiga a quien "con violencia, amenaza, tumulto o vías de hecho, impidiera, interrumpiera o perturbara los actos, funciones, ceremonias o manifestaciones de las confesiones religiosas inscritas en el correspondiente registro público del Ministerio de Justicia".
Los feministas condenados en el banco de los acusados

El tribunal parte de los hechos ocurridos el domingo 9 febrero de 2014, cuando un grupo de treinta personas, en el que estaban los acusados, entró en el templo mientras se hacía la misa de las 12 h, "lo que sabían sobradamente" .

Avanzaron en grupo por el pasillo hasta aproximadamente la mitad del templo, gritando repetidamente "aborto libre y gratuito" y "fuera los rosarios de nuestros ovarios", y desplegaron una pancarta con estos mismos lemas y otros símbolos.

El personal de la iglesia y los feligreses formaron una barrera y, extendiendo los brazos y las manos, lograron hacer retroceder hasta la salida el grupo, que continuó gritando sus consignas, según los hechos probados por el Supremo.

Una vez desalojados los acusados ​​y el resto de manifestantes, el sacerdote tranquilizó a los asistentes y retomó la misa que, en total, fue interrumpida durante unos diez minutos.

Momento de la invasión de la iglesia de San Miquel
En este caso, concluye el tribunal, se produjo una interrupción de un acto religioso, de una ceremonia propia y característica del culto católico en un día de precepto, en los que la misa es especialmente importante para esta confesión religiosa.

Además, añade que se hizo mediante la formación de un tumulto, ocasionado por la presencia de unas treinta personas que invadieron el lugar del culto, que gritaban, que llevaban pancartas y no abandonaron el lugar hasta que fueron desalojados .

También valora que se mantuvo durante un tiempo de unos diez minutos, lo que debe considerarse relevante en un acto o ceremonia que ordinariamente tiene una duración de entre treinta y cuarenta y cinco minutos, y que sólo cesó por la actuación del personal de la iglesia y de algunos asistentes.

La Sala afirma que "es claro que los asistía el derecho de expresar libremente su opinión, y de manifestarse dentro de los límites legales", pero esto no les autorizaba a hacerlo de manera que, "actuando en el interior del lugar destinado al culto, suprimieran un derecho fundamental de los otros ", el de la libertad religiosa.

*Escrito publicado en "AraBalears" a partir de una información de la Agencia EFE el 26 de diciembre de 2017 y traducido al castellano por Germinans Germinabit

19 comentarios:

  1. Estos delincuentes están amparados por el LEMA:HAGAN LIO SEÑORAS Y SEÑORAS!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Poco por el gran mal histórico y religioso causado4 de enero de 2018, 0:26

      Está muy bien hecha la sentencia, y les han caído pocos años, deberían de ingresar en prisión: han atentado gravemente contra una misa católica, violentando agresivamente el discurrir pacífico de una celebración religiosa justa y necesaria de intercesión por el mundo.

      Poco, muy poco, un año por cada participante, por lo que representó históricamente la Guerra Civil española de 1936-1939, con la totalidad de las iglesias barcelonesas total o parcialmente destruidas, y las que no, ocupadas para actividades civiles, algunas denigrantes (almacenes), además de los miles de obispos, presbíteros, diáconos, subdiáconos, religiosos y laicos comprometidos detenidos ilegalmente y por razón de su religión, torturados, asesinados con alevosía y encarnizamiento, maltratados, presos y robados en su patrimonio.

      Hay que recordar lo que les pasó a unos que hicieron lo mismo pero alterando un acto civil:

      "La Audiencia Provincial de Madrid ha comenzado a notificar el ingreso en prisión de los ultras que atacaron la librería Blanquerna durante la Diada de 2013. Los acusados irrumpieron en la sede de la Generalitat en Madrid y agredieron al exdiputado de CIU, Sánchez Llibre. Los radicales fueron condenados a penas de entre 3 y 4 años de prisión."

      O sea, que un año de prisión por barba es casi gratis, además, si no yerro, no cumplirán dicho año, pues deben ser delincuentes primarios. Sólo deberán de esperar dos años sin hacer ningún delito, y luego, solicitar la cancelación de antecedentes penales y policiales.

      Y por lo que veo, sin imposición de multas ni indemnizaciones, ni inhabilitaciones, ni limitaciones de derechos, ni prohibiciones de acercarse a una iglesia, ni pérdida de derechos electorales activos y pasivos, ni costas judiciales...

      Eliminar
    2. Gramsci, Lenin, Trotski y Stalin: vía pacífica y vía violenta4 de enero de 2018, 0:30

      A estos izquierdistas no hay que dejarles pasar ni una: quieren imponerse en actos totalitarios y despóticos de sumisión por el terror.

      Hay que defender sin concesiones la libertad religiosa que ofrecen los artículos 16 (libertad religiosa), y el art. 20.1 a) y d) de la Constitución española, además del Código Penal (delitos) y Civil (daños y perjuicios):

      Artículo 20

      a) A expresar y difundir libremente los pensamientos, ideas y opiniones mediante la palabra, el escrito o cualquier otro medio de reproducción.

      d) A comunicar o recibir libremente información veraz por cualquier medio de difusión.

      Quieren que nuestra religión, nuestras ideas, pensamientos, opiniones e informaciones estén reguladas por el Gran Hermano de la URSS, en este caso... aplicado a una democracia.

      Hay que destacar que el comunismo ateo, materialista, cultura de la muerte, antiliberal, antipropiedad, antidemocrático y antiderechos humanos no ha muerto, pues sigue presente en China, Cuba y Corea del Norte, mientras que en otros sitios se ha transmutado en populismo: Venezuela, Podemos, Comunes, CUP...

      En el caso de España, ha tomado la vía Gramsci.

      En efecto, ya por los años 1920-1930, Gramsci vio que el comunismo ateo-materialista fracasaría en su difusión por la vía violenta a la manera de Trotski, Stalin y Lenin: destrucción de iglesias, asesinatos de sacerdotes, expropiación de propiedades, genocidio de campesinos y opositores, checas, KGB, purgas, gulag, represión, juicios farsa...

      El ejemplo de la Cabalgata de Reyes de Vallecas con una «Drag Queen», ejemplifica la vía Gramsci: el comunismo ateo y materialista se impone dejando que la religión, la familia y la sociedad se desarrollen pacíficamente (una cabalgata de los Reyes Magos), PERO infiltrándose dentro de sus estructuras 1./ introduciendo a sus agentes ideológicos como actores de visibilización e identidad, mientras que usan paralelamente de 2./ un lenguaje de violencia moral para asesinar el honor y la imagen para con sus opositores, con la finalidad de evitar un debate racional que desenmascare la irracionalidad y antihumanidad de la ideología de género: fachas, carcas, lgbtfobia, homofobia, amenazas de denuncia, escraches, artículos de prensa, radio y televisión de difamación...

      Así pues, el feminismo y la ideología de género, subproductos comunistas de Gramsci, nos han dado dos ejemplos excelentes sobre cómo se impone el comunismo en una sociedad:

      1. Vía directa agresiva y violenta (física y/o moral) tipo Stalin, Lenin y Trotski: caso iglesia de San Miguel de Palma, pintadas "la mejor iglesia es la que quema", lemas "fuera tus rosarios de mis ovarios"...

      2. Vía indirecta pacífica de infiltración y respuesta con violencia moral a lo Gramsci: caso Cabalgata de Vallecas, donde se impone dictatorialmente la entrada impropia de una drag, y ante las lógicas y racionales protestas, se impone la violencia moral de acusar de lgbtfobia...


      La misma vía de imposición gramsciana ha gozado el nacional-progresismo eclesial barcelonés y catalán: imponen su acto, y ante una protesta racional, la violencia moral que acusa de catalanofobia... con el silencio cómplice de los obispos y abades.

      Eliminar
  2. Estos delincuentes están amparados por el LEMA:HAGAN LIO SEÑORAS Y SEÑORAS!!!

    ResponderEliminar
  3. Vivimos en la época del consumismo y la idiotez; hacer ruido , decir mentiras y hacerlas ...vende y da dinero. Buscar la verdad y el bien , si molesta , está mal visto. Estos feministas cuyos abogados y tasas judiciales son pagados por entidades bien organizadas, me pregunto...porque no protestan de igual manera en las mezquitas ?? Porque no se meten con los islámicos? No defienden como feministas a las mujeres? ...claro, tienen miedo , no sea que reaccionen mal contra ellos ...vaya con la cobardia

    ResponderEliminar
  4. Para los que adopten el comunismo de Marx, explícito o disfrazado de populismo y defensor del pobre, tanto de Cataluña como de España:


    1. Marx estuvo financiado y ayudado por su amigo empresario capitalista salvaje y explotador Engels.


    2. Marx fue un bárbaro criminal con su familia e hijos:

    "con una sirvienta a modo de esclava, a la que preñó y obligó a deshacerse de su hijo, que dejó morir a cuatro de sus hijos en condiciones paupérrimas, por dilapidar la fortuna familiar. Alcohólico, cruel y agresivo, cuyas hijas optaron años después por el suicidio, viviendo de las rentas que su amigo Engels -dueño de una fábrica textil, explotador de sus propios trabajadores- le proporcionaba."


    3./ Además, era un creyente religioso satanista, tal como confirma Richard Wurmbrand en "Marx and Satan", o Robert Payne, quien en su biografía del autor de Das Kapital, había descubierto alucinantes textos de la juventud de Marx como Oulanem o El Violinista.


    4./ Además, como cruel e inhumano que era, odiaba a todo lo natural en el hombre: la religión, la propiedad, el trabajo, el respeto, el orden, el ahorro, la inversión, la familia, la vida, el amor...


    Salvaje, cruel, satanista, bárbaro, homicida de sus hijos, odiador, egoista... hoy dirían un delincuente de género o machista...

    ¿alguien puede seguir sus ideas inhumanas y antidemocráticas?

    ¿cómo pudo existir el PCE y el PSUC cuyo origen es inhumano?

    ¿cómo se pueden tener ideas populistas disfrazadas de Marx?

    ResponderEliminar
  5. Estos gilis como, los de otros lugares, en realidad son unos cobardes sin pizca de valor. Lo hacen en una Iglesia catolica pero NO SE ATREVEN (por cobardes y miedosos) para hacerlo en una mezquita de las varias que tienen cerca. Yo les pondria limpiar los SSHH de todos los colegios de su zona (pero sin guantes)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las cuatro feministas y el "feministo" se les ve muy "jóvenas" y joven.

      Sospecho que detrás de ellos está un autor intelectual más adulto, que les habrá asesorado sobre la manera de boicotear la misa para recibir el mínimo efecto penal.

      En el circo, siempre hay unos payasos que dan la cara y un guionista oculto en la buhardilla que redacta los diálogos y las escenas.

      Puro derecho criminal circense...

      Eliminar
  6. No está desligado el post de hoy del que leímos ayer. Los simplistas hablarán de demagogia en la equiparación: hoy son unas mocitas alocadas y ayer en cambio eran menesterosos, sin techo y preferidos del Señor. Como en toda manipulación hay apariencia de verdad. Pero también podría aducirse, en excusa de las chicas y con la anuencia monserratina, lo que el sindic de greuges argumentó a propósito del beso lésbico ante la Moreneta: libertad de expresión (corporal). Ya se sabe que aquí ciertos clérigos razonan de una manera muy singular.

    Es lo mismo porque en ambas ocasiones se profana la Casa del Señor. Como expuso sensatamente el blogger ayer, hay muchísimos sitios en Barcelona pertenecientes a instituciones de la Iglesia que podrían abrir las puertas para los necesitados, habilitar estancias para las noches, frías o no frías, instalar servicios y duchas, repartirles ropa, etcétera. ¿Cuántos conventos y monasterios no tienen las hospederías y las celdas vacías? ¿Cuántos locales tiene el arzobispo alquilados con pingües beneficios?

    Cierto que es más "vistoso", más "aparente" mostrar de cara a la galería que aquí, como en Roma. Si Francisco pone duchas en el Vaticano, aquí les damos el templo entero. Ya lo decía Unamuno hablando de Barcelona y sus habitantes, más proclives al exhibicionismo que a la entereza de carácter.
    Es una vergüenza que la Iglesia no sepa defender el honor y la dignidad de la casa de Dios, que se refugie en pseudorrazones pastorales. Tienen que venir los jueces para poner las cosas en orden. Esos mismos jueces que quizás algún día urjan a esos mismos eclesiásticos a respetar las leyes del estado de derecho. Y será justo.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Omella, actúa ya4 de enero de 2018, 12:10

      Esto sucede por la falta de transparencia del obispado en materia financiera, económica, patrimonial y fiscal, lo que da poder de factores al gobierno profundo sistachiano en la sombra.

      Es anormal y amoral que se use la iglesia de Santa Ana para fines políticos con el silencio del gobierno sistachiano prorrogado por Omella.

      También es anormal y amoral el silencio del Pueblo de Dios más representativo: opusinos, jesuitas, kilos, capuchinos...

      Esto indica claramente el continuismo del gobierno del conchabeo sistachiano bajo Omella, quien parece el hombre de paja del Gobierno Profundo eclesial. Nadie hacen nada porque todo el mundo hace lo que le da la gana siempre que no cause escándalo: puro statu quo sistachiano continuista, agravado por la falsa percepción de renovación de Omella.

      La chapuza y patochada ignominiosa de Santa Ana no tiene justificación alguna, ninguna frente al actual Estado del bienestar constitucional. Al rector le diría que los pudiera en domicilios familiares, bajo disciplina y orden... y eso se acabaría.

      Las iglesias son para el culto del Pueblo de Dios, no para montar crisis que sólo encubren protagonismos de egoísmo personal del rector. Libere a Santa Ana y devuélvala al culto, predicación, evangelización, su fin natural. Abandone su protagonismo.

      En cuanto al silencio del Pueblo de Dios ante la afrenta de la ocupación de Santa Ana por el propio clero, bajo silencio de Omella, liberal individualista del laissez faire laissez passer mientras yo voy a mi aire, sólo decir que es un pésimo precedente para otras escandalosas actividades de esos clérigos malvados, y evidentemente, la continuidad de la decadencia del catolicismo y de la pérdida de autoridad del obispo.

      Omella, cumple tu función de obispo, acaba con la ocupación ilegítima de Santa Ana, disciplina al rector, manda prohibir el uso de iglesias para fines personales y no religiosos, exige respetar tu autoridad, haz clumpir el derecho, devuelve la iglesia al culto, no omitas tus deberes... y recuerda, libre viniste, libre puedes irte si no puedes con tu cargo, nadie te obligó ni obliga a ser obispo... vete si no puedes, y deja a otros que quieran y puedan, por favor...

      Al resto del Pueblo de Dios: opusinos, jesuitas, kilos, capuchinos y demás, vuestro silencio os condena, porque hacéis lo mismo pero a oscuras, al menos en Santa Ana la iniquidad se hace en abierto: esto os acusa de mantenedores del perverso statu quo sistachiano, que a todos sin excepción, grupos de presión e interés, os va de fenómeno para hacer vuestras cosas...

      Eliminar
    2. Totalmente de acuerdo con el Sr Valderas Gallardo!

      Eliminar
    3. Sr.Valderas,estamos rodeados de muy mala gente.Lo peor es qué están dentro del APARATO organizativo de la Iglesia y aquí nosotros poca cosa podemos hacer.

      Eliminar
  7. Ya que en GG han criticado tanto a Taltavull como obispo de Mallorca (a través de un supuesto Lluc Bibiloni), sería justo que ahora explicasen la actitud conciliadora pero firme que ha tenido en este caso. ¿O es que sólo saben criticarlo?

    ResponderEliminar
  8. A raíz del comentario de Valderas, que vincula la noticia de hoy con la de ayer, lo que se me ocurre es afirmar que nuestro cardenal es un GRAN DISCÍPULO Y SEGUIDOR DE RAJOY.

    El principio es bien simple: no asumir responsabilidades de gobierno. Ninguna. De lo que llega a nivel delictivo, ya se ocuparán los jueces. No importa cuán escandalosa sea la conducta de los clérigos (o de los políticos en el caso de Rajoy). El cardenal no ha de hacer nada, absolutamente nada. No ha de comprometerse, no ha de significarse, ha de dejar que haga la justicia.

    Y por no significarse, su comportamiento será el mismo de Rajoy. Ni siquiera será él el que ponga a los delincuentes ante la justicia, sino que ya saldrá un Vox o quien sea a sacarle las castañas del fuego a Rajoy o a Omella. Cuestión de estilo. El cardenal no tiene ninguna responsabilidad en lo que hagan sus clérigos, en la profanación de un templo, en nada de nada. Con lo de Mallorca supimos que el obispado se negaba a denunciar los hechos. No sé si finalmente lo hizo o tuvo que ser Abogados Cristianos o alguna otra asociación quien se ocupase de defender la libertad religiosa de los católicos.

    En fin, marcando estilo. Esta es la seguridad jurídica y pastoral de que gozamos en estas tierras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Omella parece más bien un autoprisionero del Sistachismo, encantado de que éste "sugiera" decisiones que ratifica por silencio.

      Con dos obispos auxiliares jóvenes y un territorio pequeño en relación con el de hace pocos años, la renovación y reforma debe empezar ya.

      Eliminar
  9. Resulta paradójico que la mayor agresión contra la mujer, su libertad y su feminidad, que es el aborto, sea defendido por grupos autotitulados feministas, que lo lógico es que defendieran el derecho a la maternidad, tal como hicieron los grupos feministas radicales de los años 30, que proclamaban: "hijos sí, maridos no". Actualmente, se han tragado la consigna machista, de actuación sin responsabilidad, resolviéndolo con la agresión sangrienta del aborto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El primer derecho de la primera persona indefensa: la vida del no nacido.4 de enero de 2018, 15:47

      Sí, es así, lo que demuestra el carácter demoníaco del feminismo: de unos hechos cierto, la violencia doméstica, se legitima el liberalismo individualista del aborto de Juan Palomo, yo me lo guiso, yo me lo como, declarando como derecho humano el asesinato de 20.000 y 100.000 fetos y embriones catalanes y españoles, que como dijo Juan Pablo II en Veritatis splendor y Evangelium vitae, el intrínseco perverso del aborto desliza a las democracias hacia la dictadura, pues no se reconocen el primer derecho de la primera persona indefensa: la vida del no nacido.

      Eliminar
  10. En cuanto al silencio del Pueblo de Dios ante la afrenta de la ocupación de Santa Ana por el propio clero, bajo silencio de Omella, liberal individualista del laissez faire laissez passer mientras yo voy a mi aire, sólo decir que es un pésimo precedente para otras escandalosas actividades de esos clérigos malvados, y evidentemente, la continuidad de la decadencia del catolicismo y de la pérdida de autoridad del obispo.

    ResponderEliminar
  11. Del dinero por la entrada a Santa Ana4 de enero de 2018, 22:09

    Santa Ana hacía meses que era un «museo», se cobraba entrada por acceder a esta parroquia. Ahora bien, ¿Por qué con lo recaudado no paga (socorre) Mn. Peio las necesidades reclamadas por los ahora «encerrados»?

    ResponderEliminar