martes, 26 de julio de 2016

Y el Sistaquismo alentó a un amoral

Deambulaba existencialmente por Barcelona. Un dia, por motivos profesionales, la vida le puso en contacto con unas monjas que lo trataron bien. Le hicieron sentirse gratuitamente apreciado, una novedad en la labor de un abogado abandonado en la jungla del asfalto barcelonés. Viéndose ya no joven y sin familia, pensó que el sacerdocio podía ser un lugar donde cobijarse. Encontrar afecto sin tener que recurrir a la vacuidad de la felicidad efímera que se compra con dinero. Y llamó al seminario de Urgell, su diócesis natal. 

Al cabo de un tiempo y sin contemplaciones, Vives se lo sacó de encima pese a que la diócesis no iba sobrada de vocaciones. No sobrevivió ni a esa fatídica estratégia de demasiadas diócesis con escasas vocaciones de dejar pasar por el Seminario (e incluso acceder al sacerdocio) a todo el que llame a la puerta. Un affaire, del que podría dar mayor detalle un seminarista de ultramar de aquel entonces,  que acabó con el letrado con las maletas en la puerta y expulsado de la Seu d’Urgell.

Pudiendo regresar a su villa rural natal donde tenía familia, el protagonista de esta rondalla optó por regresar a la a veces babilónica Barcelona, tierra donde la vida anónima se oculta mejor que en el deshabitado campo de la Cataluña interior. Y en medio de estas y otras historias…, apareció la diva del obispado de Barcelona. 

Arenas y Batlle junto al "activista de la Comunidad gay de Segovia"
(El Adelantado 19/01/2008)
El canónigo formador Arenas le arregló el pasado y con su influencia le abrió las puertas del Seminario. El negocio era redondo. El Seminario anotaba un número más a sus escuálidas cifras y las diócesis un potencial presbítero con la carrera de Derecho. Todos ganaban. Y se instrumetalizaron mutuamente. La condición no preguntar demasiado. ¡Pero cuando a un lobby curial de determinadas monocromías le interesa preguntar!

El nuevo seminarista compró su permanencia en el Seminario (y sus futuros cargos una vez ordenado) con la absoluta puesta a disposición del sistaquismo para todos los negocios jurídicos que se acontecieran. Esta fue la oferta de Arenas a Sistach. Y Sistach compró la idea. La diócesis tendría un abogado en casa low cost, a disposición full time, de obediencia ciega y desanclada -llegado el caso- de cualquier referente moral. A cambio, al letrado, no se le preguntaría demasiado sobre su vida privada y sacerdotal. Un negocio redondo para ambas partes. Un negocio win-win. 
Estas relaciones Do ut des amorales conformaron el núcleo duro del sistaquismo. Apoyo mutuo, acopio de cargos, proximidad al dinero y vida más que aseglarada, y por encima de todo amoralidad. Y la verdad es que les fue muy bien pues a más amoralidad más premio en una estructura culminada con la clave de bóveda de un mediocre canonista que le cayó un palio gracias a la política religiosa farisaica del pujolismo y un posterior birrete para no hacer un feo a Barcelona respecto a Valencia.   

Matabosch y Sistach “pillaron” por completo la lógica del Do ut des pasando también ellos a instrumentalizar al letrado haciéndole trabajar a destajo al servicio de sus intereses personales. Pero el letrado y hoy sacerdote no se quedó corto y pasó a usar la misma práctica, les instrumentalizó para conseguir una posición de aparente respeto que llenara sus carencias afectivas; unos cargos que le permitieran una vida más desahogada económicamente y una mayor  libertad de movimientos que la de una vida parroquial “llena” de laicos. Una lógica perversa que el protagonista reproduciría hacia abajo intentando la compra de afectos con dinero y medios del obispado. 

El letrado protagonista de esta rondalla descubrió este do ut des, reflejo de otros do ut des, y se convirtió en su criterio de actuación pasando por encima de cualquier contención moral o bien superior. El Derecho desanclado de la moralidad y la verdad, convencido que todo puede ser defendible con argucias discursivas y disposiciones normativas sacadas de su espíritu o de su estricto marco de aplicación. Un relativismo jurídico reflejo de una doble vida personal. El paso a juez eclesiástico era solo cuestión de tiempo. Ya Sistach había elevado a otro artefacto de cuestionable actuación y formación jurídica llamado  Bueno. 
A la merienda del blanco, se sumó rápidamente por pura indolencia y falta de habilidades algún que otro vicario episcopal llamado Segismundo García, hoy dedicado a poner denuncias contra calumnias a feligreses que se atreven a decir que en sus dos parroquias son cero los jóvenes que estarán en las JMJ de Polonia. O que cuestionado, sin rubor, sumaría los de los grupos Paz y Bien de las dos escuelas de las Franciscanas de los Sagrados Corazones. 

Y así el tiempo y como una mafia clerical, Arenas, Matabosch, Segis hablarán bien del letrado puesto para todo tema las 24h a su disposición y servicio personal. El letrado a cambio afianzará la libertad de movimientos y cargos que tanto necesita. Un círculo vicioso y nunca mejor dicho. Que crudas son las rondalles. 

Ludovicus Lacustrera 

14 comentarios:

  1. Esto que ha dicho de AMORALIDADES del susodicho de marras a que AMORALIDADES se refiere,¿se puede dar alguna pista? GRACIAS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. EStá muy claro, no?

      Eliminar
    2. El artículo sugiere tres amoralidades (que, de hecho, son inmoralidades):

      1. Este personaje ha recurrido, recurrió o recurre a sexo tarifado (por lo que se dice después, tiene que ser sexo tarifado homosexual).

      2. Este personaje forma parte de un lobby gay, sito en el Arzobispado de Barcelona y con cierta capacidad de pulsión sobre las voluntades curiales. A este lobby pertenecen, cuando menos, los dos señores que aparecen en la fotografía, uno de modo muy claro.

      3. Este personaje lleva una vida privada mejorable. Por lo que cabe deducir que el punto 1 se debe redactar con el verbo en presente de modo exclusivo.

      Eliminar
  2. Iscreb ¿para cuándo transparencia, concurrencia y legalidad?27 de julio de 2016, 1:15

    "¡Pero cuando a un lobby curial de determinadas monocromías le interesa preguntar!"

    "Apoyo mutuo, acopio de cargos, proximidad al dinero y vida más que aseglarada, y por encima de todo amoralidad"

    Mejor definido, a Harvard.

    Y es que Batlle es director del Iscreb, nombrado por Matabosch, y con la anuencia, al parecer aún hoy, de Omella.

    Y sin haber concurrencia competitiva de candidatos, en donde se selecciona la mayor calidad de entre los mejores, y (je), con el mérito meritorio, según Matabosch, de ser "dinamizador"... sin título académico de ídem...

    Por cierto, aún no he visto en acceso público los estatutos del Iscreb para ver la legalidad de su nombramiento... pero la transparencia y la libre concurrencia son trasnochadas ocurrencias neoliberales...

    La nota de Matabosch sobre el nombramiento de Batlle:

    Os comunico con gran satisfacción que el Gran Canciller de la Facultad de Teología de Cataluña y Moderador del Iscreb, ha nombrado Director a Mn. Ramon Batlle y Tomás. [¿Bajo qué procedimiento legal?]

    Hace tiempo que el Instituto tenía sobre la mesa el encontrar un nuevo Director de entre los profesores estables, pero no ha sido posible [¿por qué no fue posible? ¿por qué sólo entre los profesores?].

    En un reciente encuentro del Consejo de Instituto, presidida por el Gran Canciller, se acordó el nombramiento de Mn. Batlle. Hoy lo ha firmado. [entonces el Consejo es corresponsable]

    Estamos seguros de que él hará un buen servicio al Instituto como buen dinamizador que es. [¿Qué título de dinamizador tiene: MIT, Tubinga, Oxford, : Université Pierre et Marie Curie?]

    Cordialmente, Antoni Matabosch y Soler, Director

    ResponderEliminar
  3. https://soundcloud.com/jordipicazo/prueba-1-insultos-claros-y-reconocimieno-de-actos-denunciados-por-parte-de-los-tres-agresores

    HACE POCOS DÍAS colgábamos este link de un Audio con los insultos al Sr Picazo en la Basílica de Santa María de Mataró en 2014 con motivo del traslado de los restos del Dr Beato Josep Samsó a su urna, y dábamos el script de los puntos principales. Sin embargo, hemos visto que al no avisarle no era público y no pudo oirse, como nos han comentado algunos lectores. Le hemos pedido a Picazo que clique en "público" en su fichero privado de Audios y ha accedido, por lo que copiamos el link de nuevo, donde queda clara la orden de Segismundo de que Subirá "eche a Picazo como sea" de la iglesia, a lo que siguen denigracones, gritos, insultos y amenazas...

    TAMBIÉN AQUÍ, y podrá encontrarse completa en...

    http://www.informegarcia-ramiro.com/otros-documentos.html

    ...copiamos parte de la carta enviada al Nuncio Fratini en Madrid acerca de la situación deplorable en Mataró. Ni Mu:

    "Excelentísimo y Reverendísimo Monseñor Renzo Fratini,

    Le hago llegar a la atención de Su Excelencia, tres documentos del interés para la Nunciatura Apostólica de la Santa Sede en el Estado español. En primer lugar, dos denuncias dirigidas al Presidente del Tribunal eclesiástico de la diócesis de Barcelona, en dos momentos distintos, contra la persona del Vicario Judicial el Reverendo Santiago Bueno. La primera en el período en que gobernaba la diócesis el Excelentísimo y Reverendísimo Luis Cardenal Martínez, y el segundo, con el mismo contenido, ya recientemente cuando Monseñor Omella ocupa el puesto de Arzobispo de Barcelona. El motivo de escribirse la segunda es que la primera vez no fue atendida, aunque fuera presentada en Registro del Arzobispado y sellada con fecha ​15 de julio de 2015, no sin dificultades y tras sufrir impedimentos graves para que no pudiera hacerse. La segunda fue presentada a 22 de enero de 2016. Ahora las entro en la Nunciatura Apostólica de la Avenida Pío XII de Madrid a día 21 de marzo de 2016, lunes santo del Año Jubilar de la Misericordia, suplicando que tal denuncia sea debidamente atendida.

    El tercer documento es copia en la lengua catalana del Estado Español, de un documento mandado por Burofax a Su Excelencia el Nuncio Renzo Fratini, a quien ahora tengo el honor de dirigirme, y acusado su recibo a día 28 de mayo de 2015 a las 14:09 horas de su tarde y recogida en mano por N0451002J. Se trata de un documento que dirigí al Cardenal Luis Martínez, insistiendo en la continua depauperación y descuido moral y de doctrina en las parroquias del centro de la ciudad de Mataró, Sant Josep y Santa María bajo la dirección del único párroco, el reverendo Segismundo García, a la sazón Vicario Episcopal de (...) Firmado: Jordi Picazo".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "...la continua depauperación y descuido moral y de doctrina en las parroquias del centro de la ciudad de Mataró, Sant Josep y Santa María bajo la dirección del único párroco, el reverendo Segismundo García, a la sazón Vicario Episcopal..."

      Estas denuncias no suelen prosperar porque el Nuncio alegará que no es la instancia enjuiciadora sino el Arzobispo de Barcelona.

      Además, hay que aportar pruebas documentales y testificales que prueben tales negligencias.

      Otra forma de escaqueo del arzobispado de Barcelona se traduce en la falta de tramitación del procedimiento adecuado: administrativo, judicial. Es decir, o disimulan o toleran.

      Finalmente, el Nuncio sólo se mueve cuando hay delitos graves con repercusión mediática: contra sextum, malversación de dinero...

      El caso de Mataró ejemplifica la necesidad de tener un buen y santo arzobispo. El modelo ejemplar y arquetípico de evangelización y atención pastoral a fieles, religiosos y sacerdotes de su diócesis son los obispos San Antonio María Claret o santo Toribio de Mogrovejo.

      Si el arzobispo se esconde en su Palacio Episcopal, o bien oye a todos pero no hace nada, tal como correspondió al pacto del statu quo sistachiano, NO HAY NADA QUE HACER. Sólo se mueven si hay escándalo mediático: protestas persistentes y abundantes...

      En estos casos de fracaso arzobispal, la única fuente está en Jesús, en contarle la situación... al fin y al cabo, es su Iglesia, pues el Papa, el cardenal, el obispo y el abad sólo son sus administradores.

      Eliminar
  4. A mi este Sr. Abogado con tantos cargos eclesiasticos la mayoria a dedo, por no decir todos.
    A nivel civil no ha demostrado nada.
    No sabemos que haya trabajado en un despacho de abogados prestigioso, o se haya presentado a unas oposiciones a profesor universitario y/o a catedrático de instituto, o ingreso a la carrera judicial,...
    Por cierto seria interesante saber que vio en él el obispado de Urgell para no permitirle seguir en su seminario diocesano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Simplemente, es un abogado que estuvo en ejercicio forense, y por lo tanto, tiene un mínimo de conocimiento, práctica y agenda de contactos.

      Eliminar
  5. Esta es la herencia de Sistach, mezquindad, mediocridad, cortoplacismo...Ciertamente la Iglesia necesita purificarse y sacudirse de encima el clericalismo. Sin el corporativismo clerical de una organización fuertemente piramidal, la gestión de Sistach ni hubiera sido premiada con el birrete cardenalicio ni hubiera sido permitido que durara tanto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Ciertamente la Iglesia necesita purificarse y sacudirse de encima el clericalismo."

      Aparece Sistach en artículos de Cataluña Cristiana como emérito.

      La herencia de Sistach es compartida por cientos de sacerdotes, diáconos, religiosos y teólogos. No es culpa de él, aunque tiene la responsabilidad de la dirigencia.

      Son muchos años de decadencia eclesial catalana, desde el inmediato postconcilio, y como mínimo, desde 1966, época de una crisis eclesial de encierros, entrevistas y actos sólo políticos, antifranquistas.

      La segunda fuerza de disgregación de la Iglesia catalana, además de la política, es el modernismo teológico, revitalizado por las interpretaciones progresistas y rupturistas del Concilio Vaticano II.

      Lo importante es la confluencia de la política nacionalista y progresista junto con el modernismo teológico, dada la afinidad entre progresismo, izquierda y nacionalismo político con el modernismo eclesial.

      En mi opinión, dudo que Omella lo arregle. Su mandato corto, de 5-8 años, y la presencia pronta de otro nuevo Papa en medio de su mandato, por vejez y enfermedad de Francisco, sólo le permite que pueda arreglar el seminario y las parroquias que quieran. seguirlo.

      Eliminar
    2. Perdone Ud. el último cargo de este señor lo ha firmado Mons. Omella.

      Eliminar
  6. Habría que desinfectar el Arzobispado de Barcelona. Con matabichos, con un lanzallamas, o con lo que sea.
    JL

    ResponderEliminar
  7. pero quin merder....
    Vaja aixó s'ha de sanejar, resem tots perque el clero de la diocesis siguin sacerdots per servir al poble i RES MES.

    ResponderEliminar