miércoles, 9 de enero de 2013

Curas católicos independentistas de habla hispana

El sacerdote cubano Félix Varela Morales
El tema del soberanismo en Cataluña divide a los feligreses no-progresistas. Existen opositores y defensores del derecho a decidir (derecho natural de Cataluña a decir como sujeto colectivo o nación) y de la inmersión lingüística en catalán. Opositores y defensores pero que son completamente ortodoxos en doctrina (fieles a la doctrina de la Iglesia, también a su doctrina social, son antiabortistas, contrarios a la desnaturalización de matrimonio con la introducción de la homosexualidad etc…).

Germinans , como inserta en Cataluña contiene la misma pluralidad de posturas. Existen redactores y colaboradores a favor del soberanismo y la autodeterminación (derecho natural) y otros que no lo ven tan claro. Para unos la inmersión lingüística es una aberración, para otros un hecho de normalidad nacional pues el catalán en la escuela catalana debe ser como el polaco en la escuela polaca.

Pese a ello, en el campo de los católicos no-progresistas, los soberanistas reciben tortas por todos los lados. A menudo este tipo de fieles catalanes católicos soberanistas y ortodoxos son menospreciados y ninguneados por una fatídica pinza.

Por un lado son acusados dentro del Principado (por el progresismo eclesial) -por el hecho de ser ortodoxos en Doctrina-, de quintacolumnistas del nacional-catolicismo españolista (o propensión de buscar en justificaciones teológicas un determinado sentimiento patrio).

Por el otro, por “el de mas allá del Ebro”, reciben el mismo trato –menosprecio y cloroformo mediático, por el hecho de declararse soberanistas. A pesar que a veces se les llega incluso a acusar de heterodoxia doctrinal, lo mas normal es tratarlos como si no existieran.

Este proceso de ocultamiento se parece mucho al tratamiento que se produce en las aulas españolas sobre el proceso de Independencia de las colonias continentales americanas, las cuales como por arte de magia desaparecieron de España. Y cuando no hay mas remedio de enfrentarse a la realidad, aparece, en el campo nacional-católico, la acusación generalista que los independentistas eran todos masones o agentes al servio de intereses políticos extranjeros espurios.

El sacerdote mejicano Miguel Hidalgo
En el proceso de independencia mejicano, entre aquellos padres que dieron patria al nuevo país destacan los curas Miguel Hidalgo con aquel “grito de Dolores”, José Morelos o Mariano Matamoros.

Pero no fueron los únicos. Como nos ilustra Joel Mourlot, los curas Miguel Alberti y Gregorio Funes, fueron miembros de la primera Junta Gubernativa en la Argentina (1810). Luis Beltrán, a quien San Martín confió la maestranza del Ejército de los Andes, era un religioso. Justo Santa María de Oro, cura y sabio, fue uno de los más notables miembros del Congreso de Tucumán; el franciscano Cayetano José Rodríguez, uno de los redactores del Acta de Independencia en ese Congreso (1816), yo el sacerdote Pedro Ignacio Castro de Barros, también miembro del Congreso de Tucumán , que declaró la Independencia de las Provincias Unidas del Río de la Plata   el   9 de julio   de   1816 .
Tuvo también Perú un clero patriota desde las primeras jornadas de la Revolución independentista como los Diego Barranco, Bernandino Gutiérrez y Marcos Palomino, y una apreciable lista, que debe encabezar Francisco Javier Luna Pizarro, presidente del primer Congreso Constituyente del país, y en la que resaltan –al decir de algunos investigadores- los 26 eclesiásticos integrantes del congreso de 1822, de 57 miembros en total.

En Ecuador, tres sacerdotes están entre los que proclamaron la independencia en 1809; en tanto que –según las autoridades españolas- otros 100 se hallaban en campo separatista, en 1814, cuyo más señalado ejemplo parece ser el del obispo José Cuero y Caicedo.

En Colombia, tres curas estuvieron entre los miembros de la Junta de 1810, y 9 en el Congreso de 1811, entre los que resaltan Juan Bautista Rey y José María Estévez; de Chile, se incluyen Camilo Henríquez –quien proclamó los conceptos de soberanía popular y la igualdad de todos por naturaleza- y José María Bozagreciascua, y de Bolivia, sobresalen los sacerdotes separatistas Medina y Mendizábal, entre varios más.

En Guatemala, son 13 sacerdotes los curas firmantes de la declaración de independencia; en El Salvador, fue el padre José María Delgado líder de la primera sublevación contra España en 1811, y electo presidente de las sucesivas asambleas Constituyente y Legislativa, quien contó con el presbítero Nicolás Aguilar como uno de sus principales seguidores; en Panamá, puede distinguirse, entre los primeros sacerdotes independentistas del Istmo, al padre José María Correoso Catalán, natural de Santiago de Cuba.

La lucha por la soberanía del pueblo cubano, frente a la tiranía colonialista de España, también tuvo no pocos casos de sacerdotes favorables a la independencia nacional.

Muchos curas en la Cuba de esos y posteriores años se hallaron en el campo del separatismo; esto es: desde el "belemita" habanero José Chávez y los también religiosos Domingo José Hernández y Luis Martínez, de Guamuta (Matanzas); Felipe Melo, de Guanajay, y Rafael Torres, de Jesús del Monte, ambos en La Habana; hasta Diego Alonso Betancourt, Tomás Borrero y José Manuel Rivera (asesinado en su casa).

Los padres Joaquín Valdés y José Rafael Fajardo, con Narciso López y Joaquín de Agüero; Timoteo Rodríguez, en la "Conspiración de Vuelta Abajo", y los curas Calixto María Alfonso de Armas y José Cecilio Valdés, en la de Ramón Pintó. Y así un largo etcétera.

Así pues el tema es complejo y necesita de mucha calma anímica y no querer hacer comulgar al otro con ruedas de molino. Una expresión por otra parte muy hispánica. Supongo que por algo se debió encuñar en nuestras latitudes. Así pues en este tema, mucho matiz, mucha profundidad y mucho sosiego. No fuera que para salvar a este país, ponerse en la piel del otro, fuera la clave.

Guilhem de Maiança

63 comentarios:

  1. Todo lo que quieras, Guilhem. Muchos curas allende los mares, pero las tierras americanas no fueron colonias. Tenían incluso representantes de "Provincias de Ultramar" en el Parlamento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Anónimo" dice:

      "las tierras americanas no fueron colonias".

      Caramba, yo esperaba que eso lo dijera de Cataluña pero nunca de todo el conjunto de futuras repúblicas de América del Sur. Si no los llama colonias, ¿cómo los quiere llamar? Quizás como "los territorios del imperio español donde se no ponía el Sol". Es un nombre muy gráfico y poético pero demasiado largo.

      Eliminar
    2. Provincias de Ultramar, como fueron oficialmente reconocidas por las Cortes Españolas.

      Léase Vd. "Las Indias no eran colonias" o "En defensa de la Hispanidad" y sabrá por qué.

      A las colonias se iba a invertir cuatro perras para sacar de allí toda la meteria prima (o elaborada por los nativos) posible. En el caso del "Imperio español donde nunca se ponía el sol y todo lo que quiera Jordi Morrós" -y más concretamente, en el de América central y del sur- el caso fue al revés. Un simple ejemplo ilustrativo: El primer ferrocarril español cubría la línea de Santiago de Cuba a Camagüey, años antes de inaugurarse la primera línea peninsular española de Barcelona a Mataró.

      Eliminar
  2. SOBRE AMÉRICA

    En América, la situación se trató entre españoles peninsulares y españoles americanos o criollos, tal como deduzco de los nombres, los cuales (los criollos) no tuvieron en cuenta el elemento indígena ni el elemento mestizo, como aún puede verse en Chile con los mapuches de la Araucanía.

    Si realmente hubiesen tenido en cuenta a los indígenas, la independencia de toda la hispanoamérica hubiese sido fulminante, cosa que no fue, debido al proteccionismo jurídico de la Corona española sobre los indígenas: estos no se fiaban de los criollos (en Argentina los criollos y los ingleses, según tengo entendido, eliminaron a los indígenas del Pampa y Tierra de Fuego).

    Aún hoy, el americano se ufana de sus orígenes españoles, es decir, de sus apellidos europeos.

    Y lo mismo con los EEUU: un problema político y fiscal entre ingleses peninsulares e ingleses americanos ilustrados y masones; estos, además, ufanándose de sus orígenes (y de sus apellidos) o bien de los padres fundadores de la independencia o bien de los primeros colonizadores del Mayflower.

    Por ejemplo, está el NSDAR (www.dar.org), una organización que parece que sólo está reservada para mujeres con descendencia directa en miembros destacados del período de la independencia norteamericana; me ha parecido ver que el NSDAR tiene como un Índice de Patriotas, que parecen ser dichos antepasados con hoja de servicio patrióticos intachables. ¿Se imaginan un NSDAR catalán, con un Índice de Patriotas de CiU y ERC? ¡Emocionante!

    Además, he leído que se afirma que tanto Obama, Bush, McCain y Rommey, así como diversos presidentes norteamericanos, son descendientes de la nobleza y aristocracia inglesa.

    El pavonearse y jactarse de los orígenes europeos en América y Australia es una nota común; evidentemente, no lo hacen de sus orígenes indígenas, y menos que menos de menos en los países anglosajones que en los españoles.

    ResponderEliminar
  3. A mi me parece muy bien que cada uno tenga la opinión política que quiera, eso sí, dentro de la doctrina y el Magisterio. Pero por favor, las opiniones que no suban al púlpito.
    Guillem nos muestra un buen número de sacerdotes "independentistas". Bien, muchas gracias por el aporte histórico.
    Ahora mi pregunta, ¿cuántos son santos? ¿se les conoce por sus obras de misericordia y su amor a Cristo o porque lucharon por un ideal político? ¿murieron con las manos limpias o llenas de sangre?
    Lo vuelvo a preguntar porque creo que debe ser el único objetivo de un sacerdote y de un fiel cristiano, el objetivo ante TODO.
    ¿Cuántos son santos?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi fe me lleva a pensar que, cuando estemos en el Reino, nos llevaremos muchas sorpresas. ¿Qué sabemos de lo que cada uno hace, piensa, ama y cree en el fondo de su corazón?

      El juicio está en buenas manos, en las de Aquel que ve el fondo de nuestro corazón.

      Eliminar
    2. Fèlix Varela que ya es venerable dijo: "Desearía ver a Cuba tan isla en lo político como lo es en la naturaleza, (…) Cuba no debe esperar ya nada de España…ni de nadie, debe liberarse por si sola (…)"

      Eliminar
    3. Vamos, que Félix Varela habría ido der4echito a la cárcel si lo pillan los Castro. ¡Mira que gritar "Viva Cuba libre!".

      Lo siguiente será que nos digas que inventó el cubata.

      Eliminar
  4. CATALUÑA

    En cuanto a Cataluña, se está copiando el modelo del catalanismo ateo y masón de Valentí Almirall, contenido en "Lo catalanisme" (1886), más el elemento más moderno del llamado robo fiscal español, y que configura el actual "España nos roba y oprime".


    1. Almirall expuso el sistema dual de reivindicación nacionalista norteamericano, contenido en la Declaración de Independencia de los Estados Unidos (1776), el cual tiene dos armas argumentales:

    a) el derecho a decidir como ley de derecho natural; y

    b) el listado de los agravios o injurias cometidos por la Corona contra la Colonia.


    Valentí Almirall fue el redactor ponente del Memorial de Greuges dirigido a Alfonso XII en el año 1885. El otro documento del catalanismo, las Bases de Manresa de 1892, tuvo como presidente de la comisión redactora al obispo Torras y Bages, autor de "La tradició catalana" (1892), el padre del catalanismo católico, que a diferencia de Almirall, contemplaba la construcción de Cataluña bajo los valores y principios de la ley divina y natural que proporcionaba la Iglesia.


    2. Posteriormente, el listado de agravios catalanes se modernizó en 1985 gracias a la aportación de un libro de Ramón Trias Fargas [licenciado en Derecho en Bogotà (1947) y en Economia por la Universidad de Chicago (1950)] sobre la temática de la asfixia económica premeditada de España contra Cataluña, obra titulada “Narració d'una asfixia premeditada” (1985).

    Trias Fargas se había inspirado a su vez en el padre de los modernos estudios económicos sobre el federalismo fiscal, Richard Abel Musgrave (1959), en su obra titulada “Tratado de la Hacienda Pública” (1959).


    Esto puede verse en:

    - Declaración de independencia de los Estados Unidos, 1776:
    es.wikipedia.org/wiki/Declaraci%C3%B3n_de_Independencia_de_los_Estados_Unidos

    - Valentí Almirall, Lo catalanisme, 1886:
    www.lluisvives.com/servlet/SirveObras/12260066448008299643624/index.htm

    - Memorial de Greuges o Memoria en defensa de los intereses morales y materiales de Cataluña presentada directamente a Alfonso XII el 11 de enero de 1885, redactor ponente Valentí Almirall

    - Ramon Trias Fargas, Narració d’una asfíxia premeditada. Barcelona, Tibidabo Edicions, 1985:
    obratriasfargas.wordpress.com/narracio-duna-asfixia-premeditada/sumari/

    - Musgrave, Richard A. (1959). The Theory of Public Finance: A Study in Public Economy.
    en.wikipedia.org/wiki/Richard_Musgrave


    ERC Y MASONERÍA

    Desearía plantear una pregunta: ERC tiene un origen masón desde su nacimiento (Macià y Companys), y según el libro del Padre Manuel Guerra Gómez "Masonería, religión y política" (2012), ERC hoy está ocupada por la masonería. A pesar de que la masonería está presente, en mayor o menor grado, en casi todos los partidos políticos españoles y catalanes, no deja de ser indicativo que ERC pretenda la secesión de España (originaria de una monarquía hispánica y católica) y que propugna un programa político y una constitución catalana basada en el laicismo y los valores y principios de la cultura del relativismo y de la muerte: aborto, eutanasia, selección, eliminación y congelación de embriones humanos, expulsión de la Iglesia de la enseñanza...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un año de Mariano Rajoy como presidente de España: 113.000 abortos, y no modifica la Ley del Aborto como prometio.

      Otro Masón que nos gobierna,...

      Eliminar
    2. Después de diversas acusaciones hacia Mariano Rajoy como miembro de la masonería, se produjo un desmentido público desde la Secretaría de Estado de Comunicación.
      Creo que desde este momento habría que aportar pruebas además de acusaciones para continuar diciendo lo contrario.
      Otra cosa distinta es que los buenos católicos estemos contentos con el gobierno de Rajoy, porque mayoritariamente hay bastante descontento y decepción, pero eso no implica llamar "masón" al que no comparte nuestra visión de lo que tendría que ser la acción de gobierno de alguien que se declara católico.

      Eliminar
    3. Por sus frutos los conocereís ..., no es prudente esperar la verdad de los hijos de la viuda.

      Eliminar
  5. Ya salión el tema del independentismo. Se ha abierto la caja de los truenos. Pandora en versión catalana.
    ¿Principado? ¿Que principado? será el de Gerona...supongo.
    Hasta ahora esta publicación me aportaba como mínimo serenidad y cultura.
    !Ya no¡......... Adiós

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cultura? Serrá cultureta, la propia de los programas televisivo-culebrones que tanto abundan.

      Eliminar
    2. Que tenga un buen viaje!

      Su comentario corrobora mi idea sobre el pensamiento de algunos comentaristas.

      Eliminar
    3. No es nuestra intención hablar día sí, día también de cuestiones identitarias, pero eso no quita que algún día alguno de nuestros columnistas escriba sobre este tema, siempre que tenga una vinculación eclesial, desde un punto de vista puramente personal, en algunos casos será de un lado y en otros de otra.

      Eliminar
  6. José María Valderas10 de enero de 2013, 8:48

    Es rotundamente falso que el derecho a decidir en Cataluña sea un derecho natural. Antes bien, se trata de una perversión del derecho natural. A esta tesis es a la que quiero llegar. Por ser asunto grave, me parece impropio de un cristiano que se atenga a meras declaraciones, (episcoplaes incluidas, pero, ¿qué formación tienen esos obispos?)y no busque un asidero racional al menos. Del evangélico ni les cuento.

    Es un derecho natural cuando se trata de una colonia o pueblo sojuzgado. Aplicarlo a Cataluña es no sólo abuso del lenguaje, sino una mentira dolosa.

    Primero nos inventamos un concepto: Cataluña es una nación. No lo fundamentamos, sencillamente lo declaramos. Cataluña es una nación. No se fundamenta porque carece de fundamento. Si tuviera base se discutiría sobre las propiedades o especificidades de ese apoyo. Y podrían debatirse. No se hace porque no existe. Lo dijo Pujol, lo han dicho algunos obispos saltándose todas las normas del buen razonamiento y de la mejor pastoral.

    Bueno, ya tenemos que Cataluña es una nación. Ahora pedimos la independencia. Una deducción que sigue de una falsedad. Ex nihilo sequitur quodlibet, principio incorporado en las tablas de verdad lógicas.

    El cristioanismo oficial catalán está atravesado de errores que dimanan de haber puesto el dios patria utópica por encima del Dios de Israel. Ocurre así con la inmersión religiosa en catalán. Quieras o no, hasta en la hoja dominical se han ido descartando las aportaciones en castellano. Ya se sabe. El Pentecostés fue en catalán. Madre de Dios... (Lo que pasa es que en mi parroquia no se han enterado. En la misa en xcatalán no acude ni el 1 por ciento de los que asisten en castellano. Aqjuests ultims no son encare prou cristians"?)

    El representante máximo de ese partido cristiano catalán que nuestros obispos bendicen --sentenciado por robar nada menos que el dinero de los parados-- se quejaba de que los niños "lamentablemente" hablaban castellano en el patio. "Lamentablemente".¿Hay expresión más ruin contra el derecho natural a expresarse en su país en su lengua? Bueno, sí, hay peor. Obligar a los deficientes a rezar en catalán como hizo el Cardenal. Dentro de la pervwersión cristiana hay grados. Porque peor todavía el aborto defendido en el estatut, un texto que es el "nuestro", el de "nuestro pueblo" en expresión "feliz" de Vives. ¿Obispos o majaderos? Ruego que se ahorren las "correcciones sobre respeto a los prelados" en estos casos gravísimos.


    No Guillem. El derecho a decidir en Catalula es el mismo que aducían los de la Padania. la de Ravasi, que ahora es cardenal comprensivo con el separatismo catalán. Lo que ocurre es que ni allí ni aquí podemos hablar de derecho natural sino de atentado grave contra el bien común y contra la paz. La condena palmaria sin paliativos no es mía. Sino de Juan Pablo II y la Conferencia Episcopal Italiana.

    Quien diga lo contrario, miente. Lo siento por Germinans.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al terminar la lectura del texto del Sr. Valderas, sólo se me ocurre hacerle una pregunta. ¿Qué es una nación?

      Le agradeceré mucho su respuesta.

      Eliminar
    2. Se lo respondo yo: según Sieyes (lo cito de memoria, perdón si lo escribo mal) "la voluntad de un pueblo de ser nación". Pero, después de cuarenta años de adoctrinamiento por la escuela y los medios y la ingenieria social de la Generalitat, cabe dudar seriamente de la libre formación de esta voluntad que hoy sorprendentemente sostiene aprox. el 37% del censo electoral. Como consecuenca de esta acción he visto a personas de mi entorno dar giros copernicanos, y no descarto que con una acción contraria no vuelvan a darlos en sentido contrario (incluso en un menor espacio de tiempo).

      Eliminar
    3. Anónimo de las 10:37 pregunta:

      - ¿Qué es una nación?


      Y Gerard Depardieu, que las caza al vuelo, le responde inmediatamente:

      - La que da más al mejor postor.

      Eliminar
  7. Ya estoy esperando la sentencia de excomunión expedida por Valderas al réprobo autor del artículo. ¡Qué osadía, qué insulto a la inteligencia y a la más elemental ética! ¡Cómo se le ocurre dar libertad de conciencia a los fieles en esta cuestión! ¿Es que no conoce los juicios emitidos por SER Rouco, o la posición tomada por la CE Italiana ante el nacionalismo en el país vecino? No hay más que hablar ni más que discutir...

    Ya puede cualquiera de ustedes llevar una vida de oración, comulgar a diario, confesar a menudo, hacer obras de misericordia...que si por un momento duda en esta cuestión digamos independentista no tenga duda de que esta sieno tentado por el mismísimo Diablo. Ya no digamos si sostienen abiertamente la herejía independentista, dénse ustedes por condenados si a toda prisa no se arrepienten de tamaño error.

    ResponderEliminar
  8. Mal vamos si Germinans se adentra en estos resbaladizos caminos. Creo que se equivocan de fecha a firma todos los que aseguran con rotundidad, pero sin justificación alguna, que Cataluña es una nación. Hoy por hoy no es más que una de las regiones que forman España. Yo no niego el derecho a que un día lo sea, pero deben utilizarse para ello los cauces legales establecidos en la Constitución; de lo contrario sería entrar en mi casa por la ventana y a escondidas. Así no, Guilhem.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Germinans no tiene una postura única en cuestiones opinables como éstas, pero respeta la opinión de sus articulistas, sea la que sea.

      Eliminar
    2. El mero hecho de que publiquéis ese artículo indica que no estáis radicalmente en contra de lo que en el mismo se dice.

      No tengáis la más mínima duda de que a partir de ahora seréis considerados una parte más el conglomerado prosecesionista de la Iglesia en Cataluña. Con todo lo que eso implica para vuestra credibilidad ante vuestros lectores no catalanes y los catalanes no nacionalistas.

      Conviene leer lo que ha escrito hoy De la Cigoña:
      http://www.intereconomia.com/blog/cigueena-torre/un-articulo-germinans-que-no-me-gustado-20130110

      Eliminar
    3. Germinans ha demostrado que en estas cuestiones tiene opiniones diversas. Sólo hace falta mirar artículos anteriores para ver que hay columnistas que se han pronunciado claramente en contra de la independencia y de la implicación del clero en la misma.
      Pero la realidad catalana es plural, también entre los que se consideran católicos, apostólicos y romanos.
      Germinans es y quiere ser una página plural, no todos pensamos lo mismo en muchas cuestiones, hay unos principios que todos compartimos, y es la fidelidad al Magisterio de la Iglesia, y la denuncia de los que han arruinado apostólicamente la Iglesia en Cataluña.
      También todos tenemos claro que lo primero es la extensión del Reino de Dios, y lo segundo las cuestiones mundanas, opinables y por tanto relativas.

      Eliminar
    4. Colaborar a destruir una nación que lleva siglos unida no es una cosa tan mundana como pueda parecer.

      Eliminar
    5. Con todo, el artículo de la Cigoña me parece mucho más comedido y sincero que los comentarios de algún sumo pontífice infalible que asoma por aquí siempre que se toca el tema, o aunque no se toque.

      Y aunque la mona se vista de seda, mona se queda. La rica erudición que le permite a uno lucirse en su retórica no puede camuflar el resentimiento y la intolerancia.

      Eliminar
    6. Tened en cuenta que sostener tesis ultranazionalista es Cataluña no es algo neutral en absoluto: Primero, supone alinearse con el oficialismo obligatorio; segundo, uno se convierte en coadyudante del separatismo; y tercero, se pasa a ser candidato a recibir las prebendas y beneficios del régimen. Es muy difícil poner al mismo tiempo una vela a Dios y otra al Diablo sin que éste último te engulla, muchos he visto perderse por este camino. El ultranazionalismo imperante es hoy idolatría a la Nació.

      Eliminar
    7. Perdonad he olvidado un cuarto punto:

      - Y, cuarto, te protege de la marginación o agresión nazionalista, que acaba fácilmente en la muerte civil o en la agresión física (ej. Boadella, Francisco Caja, etc.).

      Eliminar
  9. José María Valderas:

    En principio, sí existe un derecho natural a la libre determinación de personas y grupos, pero hay que hacer también mención al derecho a la CONSERVACIÓN y consolidación de Estados soberanos asentados históricamente, como el caso de España, que tiene como mínimo unos 500 años, dado que la secesión de una parte siempre ocasiona perjuicios que atentan contra el bien común de ambas partes, la separada y la conservada.

    Además, el derecho a la libre autodeterminación de Cataluña debe de tener en cuenta el derecho a la libre determinación de los MUNICIPIOS, es decir, que un municipio tiene derecho a decidir ser un ENCLAVE de España dentro de Cataluña, como por ejemplo el caso de Llívia, que es un enclave de Cataluña en Francia.


    De todas maneras, la situación de Cataluña es de alto riesgo:


    1. SECESIÓN: Fuerte división social con elevados costes de transición a un Estado propio a corto y medio plazo, sin perspectivas de pacificación a largo plazo (reivindicación de la unidad política de los Países Catalanes, implantación del catalán como lengua única, legislacón civil y fiscal controvertida)

    2. RECESIÓN: Crecimiento de la pobreza en las familias por el paro y los recortes salariales y de prestaciones sociales y farmacéuticas, aumento de las suspensiones de pago en empresas y profesionales y falta de crédito bancario.

    3. CORRUPCIÓN: Afecta a la política y el gobierno, como el reciente caso de UDC con el caso Pallerols, y que socava los fundamentos del bien común, puesto que plantea una duda de moral pública: ¿por qué pagar impuestos si enriquecen ilícitamente a unos pocos y empobrecen a muchos?

    4. DEFRAUDACIÓN: Afecta a la corrupción del pueblo, como son los fraudes a la Seguridad Social y Hacienda, elusión de impuestos, evasión de impuestos, economía sumergida, doble contabilidad, empleos ocultos, economía delincuencial

    ResponderEliminar


  10. Guilhem de Maiança:


    Existió la Alianza de Dios con Noé.

    Existió la Alianza de Dios con Abraham.

    Existió la Alianza de Dios con Israel, a través de Moisés en el Sinai.

    Existió una NUEVA ALIANZA a través de los profetas que abrazararia a todas las naciones.

    EXISTE la NUEVA ALIANZA, culminación del encuentro de Dios con la humanidad: de Israel, de la estirpe de David, nació Jesús, el hijo de Dios que se hizo hombre en el seno de María.


    La iglesia va descubriendo a través de los siglos, el alcance de esta ALIANZA. ¿Pero sólo de El con nosotros? ¿Y entre nosotros?.


    ¿Y si sumamos en vez de restar?

    ¿Y si multiplicamos en vez de dividir?


    ResponderEliminar
  11. José María Valderas10 de enero de 2013, 11:56

    Vayamos por partes.

    ¿Qué entiendo por nación? Por deformación biológica tendría que recordar su asimilación a la genética racial. Pero no existen poblaciones que genéticamente se distingan de otras en grado significativo. Atendiendo a la antropología cultural (por ceñirnos a la más doméstica, la explicada en estos lares por Claudi Esteva, que la introdujo en la Univeersidad de Barcelona), nación sería la población que mantiene lazos familiares ancestrales y expresiones culturales iguales (idea del matrimonio, de la educación, de los juegos, de los usos sociales). Es evidente que eso no se da en Cataluña, ni en cualquier otra zona de España, salvo enclaves cerrados si es que queda alguno. Desde el punto de vista histórico, nación es un concepto que ha ido adquiriendo multitud de significados, desde un pueblo en sentido romántico, hasta un grupo de habitantes de determinadas zonas, a su vez difusas (de la nación navarra, de la nación hispana, llamaban indiferentemente a los mismos en los gremios universitarios europeos). Desde el punto de vista jurídico es lo que designa a sus destinatarios una constitución o norma suprema comúnmente aceptada. En cuanto concepto jurídico, este sí acotado, tiene eficacia jurídica.

    Puede esperar sentado el que espere de mis labios una palabra de condena. Me limito a exponer la doctrina de la Iglesia. O sea que el gracioso cuyo argumentario se limita a denostar que siga sentado. Incluso de rodillas, rogando por quienes no confundimos la religión con la sumisión a una doctrina política perversa, la defienda un cardenal, un arzobiospo o un grupo de curas de formación montaraz (por ausencia de la misma). Por cierto, a mi esos chistes seudoapocalípticos me parecen estúpidos. Es lo que tiene contar en la familia con docentes de lengua, que se pega a veces el uso apropiado de los términos.

    Por último, no existe el derecho a la secesión. Aquí se confunde el derecho natural a la autodeterminación de los pueblos reconocido por la Iglesia, defendido y predicado por ella, que se aplica a los pueblos oprimidos o colonizados, con la mera ruptura de la paz social y el bien común.

    Jordi no puedo aceptar que usted diga que Cataluña es un pueblo oprimido o colonizado. De hecho, somos muchos los que nos reconocemos oprimidos por unas leyes objetivamente injustas y perversas, que sí van contra el derecho natural: como es el de la educación y el derecho a la vida. Ni uno ni otro reconocido debidamente en el Estatut.

    Por tanto, Jordi, si no es un pueblo oprimido ni colonizado no puede apelar al derecho natural a la independencia. ¿Tanto cuesta entenderlo? ¿Tanto cuesta entender la doctrina de Juan Pablo II y de la Conferencia Episcopal Italiana?

    De intento, porque conozco las respuestas mostrencas habituales no he citado a la Conferencia Episcopal Española. Mentes túrpidas saldrían en tromba para decir que ellos se atienen a lo que diga la Conferencia Catalana. Y contarán con el apoyo necio de algún obispo que diga que "ellos" también discrepan.En su veleidad desabrochada el obispo llegará incluso a revelar el sentido de un voto secreto. Pero eso es harina de otro costal.




    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Usted no se limita a exponer la doctrina de la Iglesia, usted la selecciona, la filtra según su entendimiento y según sus fílias y fobias. Yo diriía que hasta la retuerce para hacerle decir lo que usted quiere que diga.

      Usted además es un maniqueo, todo lo polariza. Que uno defienda la libertad en esta cuestión no significa que esté posicionado a favor de la independencia, no significa siquiera que sea nacionalista.

      También se puede ser nacionalista y no estar sometido al nacionalismo, tenerlo en una posición razonable y adecuada en la personal escala de valores. Defender esto tampoco implica ser nacionalista.

      Eliminar
    2. Por lo que dice el anónimo de las 17'20, para no ser maniqueo es requisitoimprescindible caer en el absurdo y la contradicción, despreciar toda lógica y la proporción, caer en la esquizofreia más profunda. No hay otro modo de llegar a sus conclusiones (Muy retorcidas, por cierto).
      ¿Qué será necesario para que llegue a tener a alguien por nacionalista?.

      Eliminar
  12. El naiconalismo (una desviación aberrante del debido y legítimo amor a la patria, la grande y la chica) ha echado a perder la Iglesia en Cataluña.

    Desviaciones doctirnales las ha habido en toda España, pero en ninguna región ha hecho daño tan profundo como en el País Vasco y en Cataluña.

    Incluso en instituciones de la iglesia muy ortodoxas, que en Cataluña han sido infiltradas de nacionalismo, se ve una sospechosa debilidad que contrasta con la fuerza de otras regiones.

    ResponderEliminar
  13. Es completamente cierto que ha habido una parte del clero e incluso de la jerarquía que ha abandonado su misión apostólica, preocupada más en defender el nacionalismo catalán que otra cosa, combinado con un progresismo ideológico que crea un coctel explosivo, de nefastas consecuencias para la Iglesia en Cataluña, cuyos resultados son obvios
    Pero también es cierto que hay cristianos, e incluso miembros del clero, que son ortodoxos, piadosos, celosos de las almas en el caso de los sacerdotes, y que se consideran nacionalistas catalanes. Algo que en principio no es incompatible.
    Sería un error y una injusticia, meterlos a todos en el mismo saco. En Germinans conocemos ejemplos de este tipo de cristianos catalanes, entre los que se encuentra Guilhem de Maiança que nos merecen todo nuestro respeto, más allá de que a nivel personal podamos tener nuestras pequeñas diferencias en cuestiones que no son de fe ni de moral.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estas virtudes pueden acabar fácilmente en una patina exterior vacia de contenido cristiano, si en el corazón del sujeto se impone el amor a la Nació antes que el amor debido a Dios y a los hermanos. Y no puede amar verdaderamente a Dios quien se enfrenta a sus hermanos. Primero, debe reconciliarse con su hermano y después volver a Dios. No se ve en este caso, una causa objetiva grave que justifique la separación como legítima defensa. No confundamos la realidad con la paranoia interesada y colectiva. Frente a este buscado enfrentamiento con nuestros hermanos de la Iglesia española, un buen católico no puede ser neutral, ni mucho menos coopearar por activa o pasiva. A lo más, aceptar con resignación los hechos consumados por la maldad de los hombres, si llegan a producirse.

      Eliminar
  14. ¡Que tristeza! Gracias a esta página había empezado a recobrar la esperanza.
    Pero ya veo que es más de lo mismo. Me recuerda a cierta canción de la Trinca.
    Algún comentario de alguien que decía que era cosa de criticar a los que están, porque están y no están ellos, en su día me pareció reaccionario. Ahora veo que no iba descaminado el tema.
    Creía que era una página católica. Veo, ahora, claro que es de "cristianos catalanes", en ninguna parte veo la palabra CATÓLICO. O sea: UNIVERSAL. ¿El Papa les merece algo de respeto o "TODO nuestro respeto" para Guilhem de Maiança i Companys? Perdón, y compañeros, quería decir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nuestra página es CATOLICA, ésta es nuestra razón de ser, defender el CATOLICISMO en CATALUÑA, maltratado y casi eliminado por el nacional-progresismo catalán.
      Nuestra fidelidad es absoluta hacia el Santo Padre y la doctrina oficial de la Iglesia. Ambas cuestiones son rechazadas por el nacional-progresismo mayoritariamente imperante en Cataluña.
      Pero somos católicos y por tanto universales como bien dice, y por tanto plurales. Los hay que en Cataluña son nacionalistas españoles, los hay que son nacionalistas catalanes y los hay que ni una cosa ni la otra.
      Hay nacionalistas catalanes que no son progresistas, que obedecen a pies juntillas lo que dice el Papa y no pueden ver a Companys que toleró y consintió la persecución religiosa en Cataluña contra muchos católicos, por el simple hecho de ser católicos, algunos incluso eran catalanistas. En ese fatídico gobierno de Companys se mataron a monjes de Montserrat y se persiguieron a dirigentes católicos de Unió Democràtica de Catalunya.
      Por favor no nos mecione a semejante personaje y mucho menos lo asocie a nosotros.

      Eliminar
  15. Guillem, me gustan muchos tus artículos; pero te tengo que decir en este punto patinas.

    Primero, ¿por qué hablas de derecho a decidir? ¿Quién es el titular de este derecho? ¿El pueblo catalán? ¿Qué es el pueblo catalán? Yo, lo veo muy plural con distintas realidades y opiniones, desde luego, no todas separatistas. Una cosa es ser catalán y otras ser catalanista, y otras más distita aún, ser separatista, aunque ahora se nos quiera hacer ver que todo el monte es orégano. El separatismo no es una constante ni en el tiempo ni en el espacio. Ni siquiera hoy, tras casi 40 años de adoctrinamiento obligatorio en la escuela y en los medios y de la acción sectaria constante de la Administración catalana.

    Segundo, si quieres reconocer este presunto derecho de decidir al pueblo catalán, por qué se los vas a negar al pueblo español del que historicamente forma parte Cataluña, es que el pueblo catalán tiene derecho a decidir sobre su futuro y el pueblo español no? Y si quieres reconocerselo, también tendrías que reconocer este derecho a cualquir parte de Cataluña que quiera ejercitarlo, y así hasta lo más minúsculo.

    Tercero, como cristiano me cuesta creer que la división y el desentendimiento vengan de Dios; más bien pienso que del Enemigo. Me lo confirma además un dato de la experiencia: la evolución negativa que han seguido todas las personas de mi entorno que han caido por esta pendiente. En todo caso, si la separación llegase tendría que aceptarla como un mal impuesto de modo inevitable por acción de quien ya sabemos, pero nunca apoyarlo o alegrarme. Estoy seguro que el Príncipe de este Mundo estará muy contento de ver desaparecer a una Nación que tanto ha hecho por la Iglesia como es España.

    Cuarto, llamar derecho natural a este presunto "derecho a decidir" de un "pueblo" me parece una aberración. Otorgar estos derechos a entes suprapersonales para arrollar los derechos de las personas me parece, cuanto menos, muy peligroso.

    Quinto, tampoco la experiencia de las repúblicas americanas me parece un ejemplo esperanzador: tras la independencia cayeron todas bajo el control de la masonería, y así les ha ido.

    En fin, no veo el modo de casar el ser un buen católico con ser separatistas, lo siento!

    Si con esto quereís congraciaros con el omnipresente nazionalismo obligatorio, que a todo y todos alcanza ante el abandono de los Gobiernos de España, lo entiendo: el miedo es libre y también lo padezco.

    Podeís pintarlo como queraís, incluso podeís presentarlo envuelto con la marca Germinans con la que tantas preocupaciones comparto; pero esto huele muy, muy, pero que muy mal, mal, mal: lo siento! y te lo dice uno que es catalán por los cuatro costados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si nos aclaramos.
      El artículo de hoy no es independentista. Simplemente recoge unas realidades que son poco discutibles.

      1) En Cataluña hay católicos que son fieles al Papa y al Magisterio de la Iglesia pero que son nacionalistas e incluso independentistas y que conviven con otros católicos que no son nada nacionalistas e incluso son muy españolistas.

      2) En la independencia de algunos países latinoamericanos algunos eclesiásticos se implicaron en procesos independentistas y punto. Nada más, es una constatación histórica, que evidentemente no está en el mismo caso de la situación catalana, por la diferencia de época y de realidad territorial y social, aunque haya lógicamente coincidencias.

      3) La Marca GERMINANS es la que defiende el CATOLICISMO en Cataluña, contra el Nacionalprogresismo que defiende la NACION CATALANA por encima de la FE, y que no quiere saber nada de ROMA, ni de ningún sitio que no sea CATALUÑA. La opinión de Guilhem de Maiança es la de Guilhem de Maiança, la de Oriolt de Oriolt, la de Antoninus Pius de Antoninus Pius y así sucesivamente... No es la Marca GERMINANS.

      Eliminar
  16. El artículo de Guilhem de Maiança, habla de la actuación de algunos sacerdotes en la independencia de los paieses de hispanoamérica. Yo creo que ante todo yat que situarse en el contexto sociopolítico de los siglos XVIII y XIX, muy distinto del actual. En aquellos tiempos el papel de la Iglesia en la sociedad civil, era en España y sus colonias era de una unidad casi total en entre el poder civil y el eclesiástico. Hoy día la situación es muy distinta, primero porque la sociedad civil, al menos aquí en Cataluña, parace que esté de espaldas a Dios y como dice Jordi 2, en su escrito sería una Cataluña atea y los católicos tendríamos más dificultades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Josep G. Trenchs:

      El obispo de Vic, Josep Torras i Bages, en su libro "La tradició catalana" (1892), se preocupó más de la base moral de Cataluña al basarse, entre otros pasajes, en el salmo 127: si Dios no edifica la casa, los constructores trabajan en vano, si Dios no guarda la ciudad, en vano vigilan los guardias.

      El contraste es evidente con Valentí Almirall, que en su obra "Lo catalanisme" (1886), se preocupa, al igual que Artur Mas, de los procesos, los valores abstractos (derecho a decidir) y de las construcciones jurídicias (federalismo, monarquía dual).

      Cuando los partidos políticos y el pueblo de Cataluña abandonan a Dios (aborto, divorcio), se niega que el poder político de presidentes, parlamentos y tribunales procede de Dios, por lo que quedamos abandonados a nuestra propia fuerza y sin la bendición de Dios, entrando en acción el salmo 127 de Torras y Bages en su aspecto negativo: "trabajamos en balde por haber abandonado a Dios".

      Unos ejemplos de la Biblia:

      - 1 Samuel 15, 1-15:
      Dios rechaza a Saúl por desobediencia

      - 1 Reyes 11, 1-13:
      Dios castiga la idolatría de Salomón con la secesión de su reino

      - 1 Reyes 12:
      Secesión política del reino de Salomón, división entre Judá e Israel y cisma religioso

      - 2 Reyes 17, 7-13:
      La apostasía es la causa de la caída de Israel

      - Jeremías 32, 27-44:
      La apostasía es la causa de la caída de Judá; la promesa


      La actual situación catalana es muy grave, dado que confluyen cuatro aspectos de crisis: recesión, secesión, corrupción y defraudación.

      Unos ejemplos de actualidad: caso Pallerols; caso ITV-Oriol Pujol; el parlamento catalán aprobará que Cataluña sea sujeto soberano.

      Se corre el riesgo, además, de que se valore la secesión como un mal común, y el bien común es la base del cumplimiento de la ley y del pago de los impuestos.

      Puesto que es muy seguro que mucha gente llegue a tres conclusiones:

      1.- La secesión me es un mal personal e individual, por diferentes razones: sentimiento, identidad, cultura, lengua, economía...

      2.- La secesión es un mal común particular, es decir, que es un mal para todo el conjunto de los que piensan que la secesión es un mal individual

      3.- La secesión es un mal común general, es decir, que vulnera el bien común de España y Cataluña, incluyendo también a los que quieren la independencia

      Eliminar
  17. Cada artículo de Guilhen de Maiança me produce nauseas.
    Creo que es vergonzoso que se le permita escribir en un medio autenticamente católico a alguien que quiere destruir a la Patria.
    Creía que Germinans combatía el nacional-progresismo, nefasto para la Iglesia en Cataluña, no solo por lo progresista, sino también por lo nacionalista.
    ¿No podrían dar cancha, en temas sociales, a alguien que defienda el pensamiento católico y no a un rabioso liberal y separatista?

    ResponderEliminar
  18. Si vivieramos en profundidad el Cristianismo,como lo vivian las primeras comunidades cristianas,no estariamos hablando de éstas historias ,nos importaria un bledo los referendums las independencias y los asuntos de éste mundo,por que nuestro objetivo estaría sólo en vivir los cuatro dias de ésta vida en hacer el bien a los demás y mucho menos separarnos de nuestros hermanos despues de una larga vida juntos como llevamos,si hay diferencias ,se buscan soluciones,que las hay seguro.Y nuestra jerarquia si viviera para construir el Reino de Dios en éste mundo,seguro ue habrian tendido puentes de dialogo,buscando soluciones.Pero desgraciadamente ni nosotros vivimos como las primeras comunidades ni la Jerarquia está por lo que tiene que estar muy al contrario en lugar de unir tienden a dividir el rebaño.Asi nos va y posiblemente irá a peor por que lo que vivimos es un cristianismo totalmente descafeinado y en muchos casos sólo queda en nombre.Repasando día a día las páginas de Germinans observas que mas dividida no puede estar la SANTA Iglesia y la crisis profunda que la afecta me da la impresión que no tiene solución si no volvemos a los principios en los que se vivia sólo para conseguir la Paz que sólo EL puede dar.Animo y a ver quien da el primer paso.

    ResponderEliminar
  19. Desde su naciomiento hasta hoy, pero muy especialmente durante los últimos 40 años, el nazionalismo se ha dedicado en cuerpo y alma (quiero decir con todo el peso del poder y del dinero público) a crear o magnificar lo que ellos llaman el "hecho diferencial", es decir, a agrandar lo que nos diferencia y ocultar o disminuir lo que une a nuestros hermanos de España. Me resulta imposible calificar esta política o, más incluso, esta actitud como cristiana.

    ResponderEliminar
  20. Sigo esta página desde hace tiempo y aunque no participo con comentarios, siempre lo he hecho con aprecio. Sin embargo hoy no puedo decir lo mismo. Para empezar es falsa la referencia que se hace a los independentistas americanos teniendo en cuenta la cantidad de calles y monumentos referidos a Simón Bolivar que existen en España, en duro contraste con las que apenas existen dedicadas a caudillos de la causa realista como Bobes.

    Sin embargo el problema de fondo no es ese. Por mucho que puedan existir católicos ortodoxos entre el nacionalismo catalán la realidad es que alguno sigue sin darse cuenta de un hecho evidente: las dos regiones de España más descristianizadas son Cataluña y Vascongadas. Las dos donde el nacionalismo separatista ha hecho mayores estragos basándose en sus mitos y mentiras y frecuentemente de la mano del clero local. Alguno debería reflexionar sobre ello detenidamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Enrique, yo pienso que los miembros de este web precisamente se ocupan en reflexionar sobre la descristianizacion en Cataluña que usted menciona, sobretodo en Barcelona.

      Descristianización que puede tener su semblanza con la de Vascongadas pero también con la de otras regiones de España y otros países de Europa como Holanda o Bélgica.

      En nuestro caso, el nacionalismo es un ingrediente en este cócktel que ha dado como resultado dicha descristianización pero no es el único. En la liturgia, en la catequesis, en los colegios religiosos, en las curias diocesanas, en la piedad popular y las devociones se dan muchos factores que coinciden con otras regiones de España donde no hay nacionalismo.

      Saludos

      Eliminar

    2. De acuerdo, claro que no es el único ingrediente, seguro.

      Pero usted sabrá que no todos los ingredientes tienen el mismo peso o son intercambiables o afectan de la misma manera.

      Eliminar
    3. Quisiera que me explicaran si el nacionalismo español da como resultado también descristianización o sólo vale como argumento de la misma los nacionalismos vasco y catalán.
      Muchas gracias.

      Eliminar
    4. Tengo la sensación de que actualmente no existe un nazionalismo español (cuidado con z) significativo, para ello basta con ver a Rajoy y Zapatero-Rubalcaba, líderes ambos de las principales fuerzas políticas. Si lo hubiera, como lo hay en Francia, por ejemplo, creo que estaríamos en una tesitura completamente distinta. Si hablamos de amor a España, en su rica pluraridad, el que es propio de la cultura tradicionalista, creo que está en su ADN.

      Eliminar
    5. No tendría que tener importantancia los nacionalismos con la apatía religiosa reinante, siempre que esos nacionalismos no sean ateos.

      Intentaré explicarme; a mi modo de ver, por ejemplo creer en la Virginidad de María o en la presencia real de Jesucristo en la Eucaristía, es compatible con querer una Cataluña independiente o no. Creo que el problema está en que desde los años 60, nos hemos ido acomodando a un cierto bienestar en todos los niveles tanto eclesiasticos como de los feligreses. Por otra parte la formación de los sacerdotes, a partir de esas fechas e invocando tesis de acuerdo con un "Concilio Vaticano II" que dejaban mucho de ser las verdaderas orientaciones o enseñanzas conciliares, ha ido decayendo en una espiral de disparates, que a los fieles, nos ha ido haciendo mella a través de homilías más políticas que evangélicas o doctrinales y ahora resulta que quien cree cualquier dogma ya es un carca, etc. Total que las iglesias vacías, donde hay un sacerdote de ese tipo. Si son fieles al Magisterio, se nota enseguida porque ves las Parroquias más llenas o con más cultos.

      Eliminar
  21. Al anónimo anterior. Por sus frutos les conocereis, dice el evangelio. Descristianización hay en todas partes, pero donde los frutos son más escasos es precisamente en Vascongadas y Cataluña. En el caso vasco con el agravante además de ser una parte nada despreciable del clero directamente complaciente o cómplice con el terrorismo más sádico.
    El nacionalismo exaltado es a mi modo de ver difícilmente compatible con el catolicismo, lo cual explica los resultados eclesiales en Cataluña y Vascongadas.

    ResponderEliminar
  22. Enrique, coincido con usted, el nacionalismo exaltado es incompatible con el catolicismo, yo diría que hasta con el más elemental humanismo.

    Pero el término que usted ha empleado deja implícito que no todo nacionalismo es exaltado. En algunos casos, como el irlandés, incluye la tradición religiosa del pueblo en cuestión, católica en el caso de Irlanda.

    A Cataluña, en términos eclesiales, se la ha llamado la Holanda del Mediterraneo por su descristianización. Es claro que en Holanda, siendo el paradigma de esta descristianización, no figura el nacionalismo como causa de esta secularización. Tampoco es el caso de Bélgica, que también es muy paradigmático.

    Reducir la causa de la secularización en Cataluña al nacionalismo es en mi opinión, falso y reduccionista. En mi experiencia de bautizado en Cataluña, no he visto el nacionalismo como causa de la pérdida del sentido de lo sagrado dentro de la Iglesia. He visto un montón de factores y lo que creo que ha pasado es que el espacio dejado por la religión católica como lo más sagrado para un pueblo ha sido ocupado por el nacionalismo. Pero previamente la religión se ha inhibido a sí misma.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi experiencia es que, sobre todo durante los años 70 pero incluso antes y también después, el nazionalprogresismo, que ha ido sustituido/matando lenta y subrepticiamente la Fe de los otrora católicos catalanes, se ha inoculado y cultivado directamente desde dentro de la Iglesia hasta que las víctimas acaban descubriendo que en sus corazones su primer, y pronto único amor, es la Nació y el Progreso. Este ha sido, y sigue siendo, a mi juicio, el proceso, de perdida de la fe de buen número de mis compatriotas. Cuando la sustitución está ya avanzada el exfiel ya está en buena medida fuera de la Iglesia. Que lo reconozca es sólo una cuestión de tiempo. De otro modo estos idealismos no hubieran podido permear nunca con tanta facilidad las familias de tradición largamente católica. Ciertamente ha habido otros importantes factores ambientales que han contribuido ha ello; pero sin las catapultas que han operado, y en muchos casos siguen operando todavía, desde dentro de la Iglesia no creo que estuviéramos en la situación actual.

      Por otra parte, tampoco despreciaría la importancia que los nacionalismos flamenco e irlandes, muy radicalizados ambos, pueden haber jugado en el deterioro de estas dos Iglesias. El caso holandés creo que es sobretodo fruto del Progresismo, el otro Gran Baal moderno.

      Eliminar
  23. Al anónimo de las 13:48.
    Cambio de tercio: no todas las ideas o ideologías son igual de dignas por mucho que siempre haya personas capaces de defender el mayor de los disparates. Hay nacionalismos más o menos inventados y basados en mentiras; también hay realidades históricas justificadas y basadas en hechos irrebatibles como el caso de la lucha de los irlandeses por su liberación, o de los polacos. La invasión inglesa´y su discriminación durante siglos hasta la hambruna más atroz hacen que las razones de los irlandeses puedan ser comprendidas por cualquiera. Cataluña en su relación con el resto de España jamás ha sido lo mismo que Irlanda con Inglaterra.

    Continuando con Cataluña. Estoy de acuerdo con que los problemas de la Iglesia Católica en Cataluña no son debidos únicamente al nacionalismo. En Castilla también los hay similares - a menor escala - sin que exista afortunadamente nacionalismo alguno. Sin embargo el nacionalismo catalán ha sido un poderoso catalizador de la ruina eclesial local debido a que buena parte de los esfuerzos de las diócesis han sido encaminados en el sentido que la ideología y el poder nacionalista deseaba: hacerse cooperadores de la ideología separatista a cambio de migajas. Y así les ha ido.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy el anónimo que responde a Enrique; estoy bastante en sintonía con estos dos últimos comentarios. Yo fui a un colegio religioso, la formación religiosa allí fue un desastre, hijos de familias católicas allí se estropearon, muchos militan ahora en el independentismo de izquierda. Prácticamente no se hacían confirmaciones. Enumerar como se trataba allí la catequesis, la liturgia, la clase de religión sería largo...Pero no fue el nacionalismo...El nacionalismo, el independentismo ocupó ese vacío de lo sagrado dejado por la religión.

      Eliminar
    2. Fue, y es el abandono de la Fe por parte de los evangelizadores/formadores "católicos" lo que dejó el vació que el Baal nacionalprogresista ha llenado. Sin embargo, aquellos o estos pastores mercenarios no se han limitado a huir y abandonar a los corderos (algunos sí), sino que, mateniendo su apariencia de pastores, cambiaron y cambian el Agua Viva por las infectas doctrinas del nazionalismo y el progresismo. Algunos "pastores" llevan ya décadas escondiendo, cambiando o adulterando la verdad de la Fe tras estas doctrinas del Siglo.

      Eliminar
  24. Estimado Guillem, ¿podrías explicarnos en qué consiste este "nacionalismo" compatible con una verdadera Fe católica (insisto en lo de católica, porque la simbiosis entre nacionalismo y cristianismo está presente en el protestantismo desde su mismo nacimiento)? A lo mejor es que estamos hablando de cosas distintas, y no te refieres al de CDC, ¿UDC? o ERC, por ejemplo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es facil de entender: es nacionalismo exactamente igual al que tenemos todos, ud. también. No existen personas anacionalistas.

      Eliminar
    2. Por qué siempre este argumento de "y tu más"? Tanto cuesta entender que un católico tiene el corazón grande y que el amor a España no es incompatible con el amor a Cataluña sino todo lo contrario? Pienso sinceramente que debemos centrarnos más en las cosas de Dios y Él nos dará un corazón grande capaz de amar a nuestros hermanos, de superar las diferencias (fet diferencial) para ahondar en lo mucho que nos une desde el ser propio de cada uno. (La unidad en el amor y en el respeto NO es uniformidad, la normalización uniformadora del nazionalismo -sea el que sea- no es deseable ni signo de amor y respeto hacia los demás).

      Eliminar
    3. Si quita ud. la "Z" de la palabra nazionalismo, estoy de acuerdo con lo que dice, pero el problema real no es que no se pueda amar a España y a Cataluña, si no que no se permite que se ame a Cataluña y a España. Debeis aprender que potenciar el hecho Catalan, no es restar a España, si que es añadir. No hay mayor acción uniformadora que la lengua; En realidad se está acusando al catalanismo de practicar con el Catalan, aquello que el españolismo lleva siglos realizando con el Castellano en España.

      Eliminar
  25. no hay un derecho "natural" a la autodeterminación de Cataluña por la sencilla razón de que el derecho natural es inherente al ser humano y ser catalán no imprime carácter (como tampoco lo imprime tener cuentas en Suiza o en Liechtenstein). Además no se puede negar la directa vinculación entre masonería e independencia de México, aunque tuvieran a algún cura trabucaire por medio (basta ver la bandera masónica de México y como los masones estadounidenses aprobaron la independencia para birlar la mitad del territorio). Por cierto, los curas mexicanos no practicaban la inmersión en náhuatl, ni los peruanos en quechua.

    ResponderEliminar