miércoles, 19 de julio de 2017

Falleció Mn. Aragonés, el cura del caso "Galinsoga"

El mismo que afirmó haber visto vivo al obispo mártir Irurita
El pasado viernes fallecía a los 91 años, el Rvdo. Josep Maria Aragonés Rebollar, sacerdote de la diócesis de Sant Feliu de Llobregat, y anteriormente de la archidiócesis conjunta de Barcelona, donde ejerció como Vicario Episcopal, Delegado de Catequesis y Canónigo de la Catedral. El Rvdo. Aragonés fue uno de los hombres de confianza del cardenal Narcís Jubany.

Dos hechos muy sonados han hecho pasar a la historia a este clérigo, el primero ser protagonista del "caso Galinsoga" que provocó una campaña contra el entonces director de La Vanguardia Española, que concluyó con su dimisión al frente del rotativo y en la primera victoria del catalanismo anti-franquista. La segunda fue haber afirmado ver con vida al obispo mártir Don Manuel Irurita, después de su fusilamiento en el cementerio de Montcada, lo que bloqueó su proceso de beatificación, que aún hoy continua paralizado. Vayamos por partes.

El caso Galinsoga se remonta al año 1959, cuando el Rvdo. Aragonés era párroco de la iglesia de San Ildefonso de Barcelona, en la que predicaba siempre en catalán. Un día apareció para participar de la Santa Misa el entonces director de La Vanguardia Luis Martínez de Galinsoga, de origen murciano, que había sido nombrado para el puesto en mayo de 1939 a propuesta. de Don Ramón Serrano Súñer. Al escuchar la homilía en catalán, pronunció la conocida frase: "Todos los catalanes son una mierda", lo que provocó una campaña de movilización contra el periodista, liderada por Jordi Pujol, en la que se produjo un importante número de bajas en las suscripciones al periódico.

Aragonés (primero por la izquierda) junto a Jubany
A pesar de haber pedido disculpas públicamente, un año más tarde el Sr. Galinsoga se vio obligado a dimitir, lo que animó a los organizadores de la campaña, al sentirse victoriosos, a organizar otras movidas "político-religiosas" en los años siguientes en las que Jordi Pujol siempre estará metido de por medio. Peor le fue al Rvdo. Aragonés que después de los hechos, fue trasladado a una pequeña parroquial rural, concretamente en el pueblecito de Torrelavit donde permaneció durante 50 años hasta su jubilación, aunque con la llegada de Don Narcís Jubany como arzobispo de Barcelona, los sacerdotes más progresistas y nacionalistas son premiados con importantes cargos diocesanos, por lo que el Rvdo. Aragonés adquirió importantes responsabilidades en aquel pontificado. 

El otro hecho significativo en el que también está implicado el Rvdo. Aragonés es el "caso Irurita", ya que el sacerdote afirmó por activa y por pasiva que había visto vivo al obispo de Barcelona Don Manuel Irurita Almandoz, en el año 1939 cuando las tropas del Generalísimo Franco ya habían tomado Barcelona y se disponían a celebrar la Santa Misa en la Plaza Cataluña. Cuenta el Rvdo. Aragonés que conocía al prelado por haberlo visto en una Confirmación, y que lo volvió a ver vestido de paisano ese día en la puerta del palacio episcopal. Aragonés tenía entonces 12 años en 1939 y unos cuantos menos cuando lo vio vestido de obispo.

Esta descabellada teoría, pues Don Manuel fue fusilado en el cementerio de Montcada el 3 de diciembre de 1936, fue aplaudida y difundida por todo el clero nacional-progresista, que odiaba al obispo mártir por no ser catalán (era navarro) y de una familia muy cercana al carlismo. La estrecha amistad entre Aragonés y el cardenal Jubany propició que no se moviera un dedo en su causa de beatificación.

Con la llegada de Don Ricardo Carles las cosas cambian, y el obispo valenciano decidió hacer una prueba de ADN definitiva con los restos que se encuentran en la catedral y los de dos hermanas suyas sepultados en Valencia, las pruebas realizadas en el año 2000 aportan más de un 99,9 por ciento de posibilidades de ser las de Don Manuel Irurita. Parecía que el caso estaba cerrado pero los que defendían la teoría del Rvdo. Aragonés se inventan una nueva teoría y es que el ADN es tan coincidente porque quien está enterrado en la capilla de Lepanto, no es el obispo sino un sobrino suyo, concretamente el sacerdote Marcos Goñi.

Y para acabar simplemente comentar que como era más que evidente el Rvdo. Aragonés recibió la Creu de Sant Jordi el año 2015 de manos del Presidente Artur Mas, "en reconocimiento a su compromiso cívico y a una actividad espiritual ejercida como representante de un cristianismo abierto, acogedor y arraigado en Cataluña". El Presidente Puigdemont al enterarse de su fallecimiento, rápidamente escribió un tweet en el que puede leerse: "Siempre honraremos su fidelidad a nuestro país, de pie y digno ante los Galinsoga de entonces y los que han venido después".  

Antoninus Pius

14 comentarios:

  1. "Los estudios realizados por la prestigiosa y benemérita asociación “Hispania Martyr” a la vista de las partidas de bautismo de ambos mártires, y las de sus progenitores hasta su cuarta generación, demuestran fehacientemente que, don Marcos Goñi hasta su sexto grado de consanguinidad en su cómputo civil no tiene parentesco con don Manuel Irurita, y que el ADN de ambos no proviene de una misma línea materna".

    http://www.religionenlibertad.com/adn-irurita-15931.htm

    ResponderEliminar
  2. Con mi madre comentamos, de tanto en tanto, jocosamente:

    - ¿Sigue muerto Franco?
    - No, aún no.

    Como demuestran los carteles colgados el 18, "contra Franco vivíamos mejor".

    Es el caso de mayor longevidad política: es el líder después de 42 años de muerto.

    Parece el Cid, ganando batallas después de muerto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Franco es mejor que el CID,el Cid a veces se pasaba de bando para ganar dinerito,Franco NO.Ahora todo el mundo es antifranquista,cuando vivía todos le lamían aquella cosa,ahora todos hacen leña de un árbol caido,pero cuidado,de un siervo de DIOS nadie se burla!!!

      Eliminar
    2. Lo que comentaba con mi madre es la insólita supervivencia de Franco.

      Franco es más recordado y mencionando que Suárez, Juan Carlos I, Felipe, Maciá, Companys, Pujol, Maragall, Aznar, Zapatero, Podemos, Carrillo...

      Eliminar
  3. http://hispaniamartyr.org/Martires/El_ADN_de_Irurita.htm

    15. El segundo elemento de confusión es que ambos mártires: Don Manuel Irurita y Don Marcos Goñi tenían el mismo segundo apellido común: Almandoz. Lo que no es raro, dado que ambos provienen del mismo valle navarro del Baztan, del que Irurita, Goñi y Almandoz son nombres de pueblos cercanos, y topónimos de los que deriva la procedencia del apellido de sus antiguos moradores. Siendo también usual en pequeñas comunidades de ámbito rural llamar “tíos” a reales o supuestos parientes lejanos, contraparientes, o personas afines de trato asiduo y cuasi familiar.

    16. Se impone, pues, dilucidar si Mons. Manuel Irurita y su secretario y paisano el sacerdote Marcos Goñi eran o no familiares; y si lo eran, conocer su grado de parentesco, y si éste era por vía materna o paterna. La respuesta exige tan sólo estudiar el árbol genealógico de ambos.

    Los estudios realizados por la prestigiosa y benemérita asociación “Hispania Martyr” a la vista de las partidas de bautismo de ambos mártires, y las de sus progenitores hasta su cuarta generación, demuestran fehacientemente que, Don Marcos Goñi, hasta su sexto grado de consanguinidad en su cómputo civil, no tiene parentesco con don Manuel Irurita, y que el ADN de ambos no proviene de una misma línea materna.

    ResponderEliminar
  4. Teóricamente, si no me equivoco, la herencia sería ésta:

    Grados de relación y porcentaje de genes en común:

    - Familiar de primer grado - 50% - Padres, hijos, hermanos

    - Familiar de segundo grado - 25% - Tías, tíos, sobrinas, sobrinos, abuelos

    Los padres y los hijos comparten la mitad de sus genes, pero estos hijos sólo comparten un cuarto de sus genes con los tíos.

    Si hay un 99,9% con sus hermanas, entonces es Irurita (u otro hermano si lo hubiese), y desde luego, nunca su sobrino.

    El Arzobispado debería de acelerar la beatificación.

    ResponderEliminar
  5. Ay, Puigdemont, qué memoria selectiva la tuya... nos acordamos del murciano Galinsoga, que murió en 1967 cuando tú naciste el 1962, pero nos "olvidamos" del gallego Pepe Rubianes y su "a mí, la unidad de España me..." del 2006.

    Así vamos, seleccionando la memoria que nos interesa y conviene...

    ResponderEliminar
  6. Entre tía y sobrino NUNCA puede haver un 99% de coincidència genética. Es que ni entre padre o madre e hijo (serà un 50%). Sólo los hermanos comparten el 100 % de carga genética, si lo son de padre y madre, claro...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El nacional-progresismo no sabe sumar... excepto que sus afirmaciones sean posverdad... creo, luego es... magia...

      Eliminar
  7. Sinceramente, lo siento por Galinsoga, pero no era precisamente un tipo simpático. Se lo buscó.
    Lo de Irurita, en cambio, si que suena a calumnia y parece una calumnia. Lo más probable es que sea una calumnia, entonces. Quiero creer que fue un error de identificación por parte de Aragonés. En todo caso, ya no está en nuestra mano juzgarle por ello. Lo que no entiendo es por qué hay gente que lo sigue sosteniendo a macha martillo. Mejor dicho... Lo entiendo demasiado bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si en lugar de Iriruta hubese sido Vidal i Barraquer... nadie hablaría de él...

      Eliminar
  8. de Rvdo.Aragonés ny a opinar, ahora está en manos de Dios, oraciones y nada más. De Puigdemont, que vamos a decir, que no se sepa, el peor alcalde que ha pasado por Gerona,y continua siendo de lo mismo; será el peor presidente que ha pasado por la generalitat? pues parece que lleva la misma ruta.Es su sino ser el " mejor". Del Obispo Irurita, que sea pronto su canonización.

    ResponderEliminar
  9. Cuánta maldad hace falta para inventarse haber visto a alguien muerto con el sucio y político fin de que no le canonicen. Eso es el nacionalismo. Eso es la infiltración de los negreros nacionalistas en la Iglesia para ponerla al servicio de sus perversos fines. Lo saben muy bien en el Vaticano. Lo sabe el Omella que firma la infame carta.

    ResponderEliminar
  10. COMO EL CID, DESPUÉS DE MUERTO,
    sigue ganando batallas
    Franco, que, con mano firme,
    cambió la historia de España,
    creando una clase media
    en la más extensa etapa
    de paz que jamás vivió
    el pueblo al que en alpargatas
    dejó el año treinta y nueve
    la secta republicana
    y al que el Caudillo elevó
    su dignidad ciudadana
    haciéndolo propietario
    de coche, trabajo y casa,
    como en el setenta y cinco
    era una verdad preclara,
    que el 20-N vivimos con pacífica esperanza.

    José de La Roda

    ResponderEliminar