jueves, 11 de mayo de 2017

¡Qué "buenos" son estos promotores del crimen en serie!

Cuando Erdogán ganó el referéndum para la ampliación de sus poderes, el presidente francés se apresuró a formular públicamente (ante las cámaras de televisión) una súplica al reforzado presidente de Turquía. Le pedía por lo más sagrado, que no restaurara la pena de muerte, tal como había prometido en el programa y en la campaña. La visión de la hipocresía de Hollande me golpeó con fuerza. ¡Qué farsante! Políticos “progresistas” que al tiempo que promueven leyes profundamente malvadas, necesitan hacer una gran exhibición de bondad. Porque quieren que les percibamos como inclinados al bien de la humanidad, como gente de bien. Y para que veamos cuán profunda es su bondad y cuán dispuesta a arrostrar todos los inconvenientes que surjan por su causa, van y eligen una forma de bondad realmente difícil y evangélica: no devuelvas mal por mal. Al que hace el mal, aunque sea el más terrible de los males (asesinatos, violaciones, torturas), al peor de los criminales, trátalo con benignidad y con humanidad; ni se te ocurra castigarle con proporcionalidad al mal que ha causado a los demás. Porque él sea malo, ¿vas a dejar de ser bueno tú?
Pues no, no dejarán ellos de ser buenos, inmensamente buenos. Exhibirán con orgullo la bandera del no a la pena de muerte, a pesar de lo inmensamente duro que resulta dejar de matar al que mata, tortura, viola y causa enormes daños a los ciudadanos que se han confiado a la protección del Estado. Y si son capaces de ejercer una bondad tan heroica, es que ciertamente su bondad no tiene límites. Y nos bombardearán con sus seráficas doctrinas para que salgamos enfervorizados a la calle a clamar contra la pena de muerte. Y contemplarán satisfechos de sí mismos, cómo nos han contagiado su bondad. Es que ser bueno con los buenos y con los inocentes, no tiene mérito (¡ni les vale la pena!, dicen ellos). Lo verdaderamente evangélico, el no va más del amor al prójimo, es ser lo más bueno posible con los más malvados. ¡Ahí está la gran virtud de los progres!
Pero estos redomados hipócritas que sostienen que no es lícito matar al que mata (sobre todo si mata a inocentes que no están en guerra con él), luego van y se dedican a matar a miles… Eso sí, a ser posible desde un avión o desde un lanzamisiles, sin despeinarse. Y si eso no es posible, desde un poderoso tanque. ¿Pero eso no es matar? ¿Acaso son peores los que matan en otros países, que los criminales cuyas vidas defienden en su país? No, no son peores, en absoluto. Pero les dan caza y los matan sin contemplaciones. ¿No es eso muchísimo peor que la pena de muerte? Al menos a ésta le precede un juicio y la posibilidad de defenderse; los que matan en la guerra en cambio, no tienen escapatoria.

Pero a casi nadie se le ocurre pensar estas cosas, porque de hecho está prohibido. Es lo que tienen la verdad oficial y el pensamiento único. Los periodistas y comentaristas de televisión y los tertulianos, se atienen rigurosamente al dogma estatal y no ven la menor incongruencia entre el “no a la pena de muerte” y la más absoluta discrecionalidad para matar en régimen de guerra, aunque ni siquiera haya sido declarada. Ni estos sabios ni las masas aborregadas que claman contra la pena de muerte.
Y el piadosísimo Hollande suplica al malvado Erdogán, casi con lágrimas en los ojos, que no restaure la pena de muerte mientras también él se dedica al nobilísimo deporte del bombardeo y les vende a países en guerra armas para que se maten unos a otros. Es que la defensa de los derechos humanos le sale del alma a Hollande. Pero eso no tiene nada que ver con matar y ayudar a matar. A unos les está genial matarlos, y a otros fatal. ¿Cómo es posible que haya un artículo de los Derechos Humanos que prohíba matar de un modo, y no haya los correlativos que prohíban matar de tantos otros modos mucho más crueles? Claro, los derechos humanos son obra humana, a la medida de las pasiones humanas de quienes los redactaron. Por eso tienen esos enormes boquetes.
Y ese mismo presidente francés, tan humano, mientras pide a Erdogán que se abstenga de restaurar la pena de muerte, instaura en Francia la pena capital para los que aún no han tenido la suerte de nacer. Una pena que conlleva la tortura, el envenenamiento y el descuartizamiento. Y manda piadosamente que se enseñe esta nueva bondad en todas las escuelas, y castiga a los que se atreven a informar a la mujer embarazada, que puede librarse de abortar a su hijo. Y para asegurarse de que no prolifere esa mala gente, hasta ha prohibido las webs que defienden la opción de la vida del no nacido, contra la opción del aborto.
Y ahí tenemos a este santurrón laico que promociona y paga con dinero público abortos e infanticidios a centenares de miles, llorándole al presidente de Turquía que se abstenga de devolverle a su país la pena de muerte. Se lo suplica por lo más sagrado. El abortador, el infanticida, conmina a Erdogán para que no ejecute a los peores malhechores condenados a muerte. Es que matar malhechores no tiene ninguna gracia. La gracia está en matar inocentes. Ésa es la santidad laica del presidente de Francia.
 ¿Y cuál es la respuesta de Erdogán? Muy interesante, sumamente interesante, porque deja a Hollande y a todos los Hollandes de Europa como unos estúpidos de siete suelas. Mientras los gobernantes europeos andan obsesionados por inventar nuevos derechos sexuales para reducir de manera drástica la población europea autóctona, Erdogán les dice a los turcos y a los demás musulmanes que llevan ya decenios ocupados en la repoblación islámica de Europa: tres hijos no: ¡cinco! He ahí la nueva consigna: Campaña intensa para la repoblación de Europa con musulmanes (y con mezquitas, ya muchas más que iglesias, descontadas las convertidas en museos), mientras los gobernantes occidentales hacen intensas campañas en favor de la despoblación de europeos viejos.
Y se supone que fuera de Europa, en sus fronteras, están los bárbaros, los dispuestos a restaurar la pena de muerte, y aquí en este bando están los inteligentes y avanzadísimos: los del aborto y el infanticidio a la carta, los del lobby gay; los de los embriones humanos congelados para lo que convenga (ahí está en Barcelona el nuevo edificio de la Fundación de Investigación del arzobispal Hospital de San Pablo que se anuncia como banco de tejidos); los del próspero mercado de órganos procedentes del aborto y del infanticidio (cuanto mayores son los “donantes” de órganos, más alto es el precio); los del hipermercado de los sexos, incluido el adoctrinamiento de los menores en esa novísima oferta. Y dicen que todo esto es para construir Europa conforme al modelo más progresista que jamás vieron los siglos. 
Y entretanto, montando guerras donde convenga: toda la primavera árabe, además de la guerra de Siria, las de África y las que convengan: al fin y al cabo para matar gente. Pero eso sí, por lo más sagrado, que no nos toquen a los países desarrollados moralmente y económicamente, el núcleo duro da la bondad occidental fundamentada en los Derechos Humanos. Matar inocentes, todos los que sea: en infanticidios, en guerras y eutanasias. Pero los criminales, que no nos los toquen; son lo más sagrado que tenemos. Son la gran prueba de nuestra superioridad moral. De la superioridad moral de los infanticidas. Por eso Erdogán, que lo tiene tan claro, proclama a las mujeres musulmanas que viven en Europa: Lo de tres hijos ya no es suficiente. ¡Que sean cinco!, mientras en Europa y en América decimos: matarlos con sólo tres meses no basta; que sea infanticidio flagrante; ya no importa la edad; mientras no saquen la cabeza del vientre que se ha constituido en barrera de sus derechos, no los tienen. Y por consiguiente tampoco existe la relación de familia. No hablamos pues de madre-hijo, sino de vientre-feto, cual corresponde a reses y esclavos. La distinción dentro-fuera es tan importante hoy como lo fueron un día las distinciones blanco-negro, libre-esclavo.
Pues de eso se trata… de un sistema corrupto y autodestructor, con unos súbditos sometidos, aletargados por las subvenciones públicas, el porno duro y el sexo a la carta, incapaces de ninguna oposición seria al pensamiento oficial y único. Los guardianes del rebaño mudos, y las pocas voces que gritan en el desierto reprimidas con eclesiástica pusilanimidad… Si no se atreven, si tienen miedo, si han perdido los arrestos y tal vez la fe para subir a la Cruz, que dejen al menos de poner bozales a los bueyes que aún continúan trillando (cf. 1 Timoteo 15,18).
Custodio Ballester Bielsa, pbro.
www.sacerdotesporlavida.es

25 comentarios:

  1. "Pues de eso se trata… de un sistema corrupto y autodestructor, con unos súbditos sometidos, aletargados por las subvenciones públicas, el porno duro y el sexo a la carta, incapaces de ninguna oposición seria al pensamiento oficial y único. Los guardianes del rebaño mudos, y las pocas voces que gritan en el desierto reprimidas con eclesiástica pusilanimidad… Si no se atreven, si tienen miedo, si han perdido los arrestos y tal vez la fe para subir a la Cruz, que dejen al menos de poner bozales a los bueyes que aún continúan trillando."

    Ja, son como el perro del hortelano, que no ladra ni deja ladrar, que no come ni deja comer. El perro no come los vegetales del huerto de su amo, pero no deja que los otros animales los coman (Lope de Vega, 1618).

    No aman a nadie, pero tampoco dejan que nadie, ni Dios, ame a nadie. Ladran, luego cabalgamos... piensan, además... ándeme yo caliente, e ríase la gente...

    El gos del pagès...

    ResponderEliminar
  2. Es necesario describir este punto del artículo:

    1. los del aborto y el infanticidio a la carta,

    2. los del lobby gay;

    3. los de los embriones humanos congelados para lo que convenga (ahí está en Barcelona el nuevo edificio de la Fundación de Investigación del arzobispal Hospital de San Pablo que se anuncia como banco de tejidos);

    4. los del próspero mercado de órganos procedentes del aborto y del infanticidio (cuanto mayores son los “donantes” de órganos, más alto es el precio);

    5. los del hipermercado de los sexos,

    6. incluido el adoctrinamiento de los menores en esa novísima oferta.

    ... con el silencio de los pastores de la Conferencia Episcopal Tarraconense y de la Unión de Religiosos de Cataluña.

    ResponderEliminar
  3. De dónde vienen estos barros... (i)12 de mayo de 2017, 0:29

    Por su interés, este artículo sobre Benedicto XVI en:

    www.clublibertaddigital.com/ideas/tribuna/2017-05-11/alicia-delibes-neocomunismo-cristiano-la-extrana-renuncia-del-papa-benedicto-82168/

    1. En 1960-65, el Seminario de Barcelona empezó a hervir de octavillas reivindicando la liquidación de la tradición y su sustitución por la innovación progresista

    2. En 1966, en Cataluña hubo una revolución, tumulto y revuelta eclesial: la Capuchinada (1966), la manifestación de sacerdotes por la Vía Layetana (1966), la campaña "Volem bisbes catalans" (1967), el Centre d'Estudis Pastorals (1968).


    El 25 de enero de aquel año Juan XXIII había anunciado la celebración del Concilio Vaticano II. Cuando, finalmente, el 11 de octubre de 1962 dio comienzo el concilio, el cardenal Frings consiguió que Ratzinger fuera incluido entre sus teólogos.

    En su libro de recuerdos, Ratzinger quiso dejar bien claro que su postura ante el Concilio Vaticano II era de esperanza y de una enorme ilusión. Era la gran oportunidad para que la Iglesia realizara una revisión profunda de ciertos aspectos teológicos, de su liturgia y de su relación con la sociedad. Ya en Roma, Ratzinger entró en contacto con los jesuitas franceses de la Nouvelle Théologie, Henri de Lubac y Jean Daniélou, conocidos por su espíritu reformista.

    La comisión teológica del Concilio le encargó un trabajo con otro de los teólogos reformadores, el jesuita alemán Karl Rahner, a quien había conocido en 1956 cuando preparaba su trabajo de habilitación.

    Trabajando con él me di cuenta de que Rahner y yo, a pesar de estar de acuerdo en muchos puntos y en múltiples aspiraciones, vivíamos desde el punto de vista teológico en dos planetas diferentes.

    El 3 de junio de 1963 muere Juan XXIII y Pablo VI es elegido nuevo papa. Ese mismo año Ratzinger entra como profesor en Universidad de Münster.

    Mientras tanto, el Concilio proseguía en un ambiente que, según Ratzinger, comenzaba a enrarecerse:

    Siempre que volvía a Roma encontraba un estado de ánimo más agitado en la Iglesia y entre los teólogos. Crecía cada vez más la impresión de que en la Iglesia no había nada estable, que todo podía ser objeto de revisión.

    Ratzinger se daba cuenta de que el sentimiento de "gozosa renovación" que reinaba por doquier en los primeros meses del Concilio se había tornado en una "profunda inquietud" por los cambios. El Concilio parecía un Parlamento en el que cada partido creía que "podía cambiar todo y revolucionar cada cosa a su manera".

    Al finalizar el Concilio, Ratzinger aceptó un puesto de profesor de Teología en la Universidad de Tubinga. Allí se encontró con "un cuerpo docente de altísimo nivel aunque inclinado a la polémica". A partir del curso 1966-67 se produjo de forma repentina un "cambio de paradigma cultural", "el esquema existencialista [que hasta entonces inspiraba la teología eclesial] se derrumbó y fue sustituido por el marxista". Ratzinger era consciente de que esa politización hacia el "mesianismo marxista" destrozaría la teología al eliminar a Dios y sustituirlo "por la acción política del hombre".

    El puesto de Dios es reemplazado por el Partido y, por tanto, el totalitarismo de un culto ateo que está dispuesto a sacrificar toda humanidad a su falso dios. He visto sin velos el rostro cruel de esta devoción atea, el terror psicológico, el desenfreno con que se llega a renunciar a cualquier reflexión moral, considerada como residuo burgués, allí donde la cuestión era el fin ideológico.

    ResponderEliminar
  4. De dónde vienen estos barros (ii)12 de mayo de 2017, 0:45

    Doy más historia, ya recogida por Germinans, para recordar nuestro pasado eclesial (ligado en parte con Pujol y el PSUC):

    - Declaraciones manipuladas del Abad Escarré a Le Monde (1963)

    - Carta de 300 sacerdotes a los 8 obispos catalanes (1964)

    - Fin del Concilio Vaticano II e inicio de la hermenéutica de la ruptura (1965)

    - Muerte del cura y guerrillero de la Teología de la Liberación colombiano Camilo Torres Restrepo (1966)

    - Campaña “Volem bisbes catalans” contra Marcelo (Pujol-Benet, 1966)

    - Capuchinada (1966)

    - Manifestación de curas ante la Jefatura de la Policía Nacional en Vía Layetana por la tortura de estudiantes (1966)

    - Mayo del 1968 en París

    - Ruptura del progresismo eclesial mundial contra Pablo VI por la Humanae Vitae (1968)

    - Dos manifestaciones silenciosas de curas contra Marcelo en el patio episcopal (1969)

    - Asamblea de Cataluña (Iglesia de San Agustín, 1971)

    - El paradigma de Montserrat, 1968: el Monasterio de Santa María de Montserrat, centro referencial de la tradición católica catalana, asaltado por el nacional-progresismo.

    En el libro "El meu Montserrat interior. De l'espiritualitat religiosa a l'espiritualitat laica.", de Jordi Vila-Abadal i Vilaplana, dice que él y Ramon Moragas se secularizaron en 1968 (del estado religioso al laical). Fue revolucionario en la Iglesia tarraconense, y debido al ambiente de crisis de fe, abrió las compuertas del posterior proceso de secularización masivo de curas y religiosos: rayo en cielo azul.

    Vila-Abadal dice que los religiosos revoltosos desplazados al Monasterio de Cuixà (pág. 51), hicieron una alegre y liberadora quema iconoclasta de todo el mobiliario y de todas las obras de arte que encontraron en Cuixà.

    Revela el plan de secularización del monasterio de Santa María de Montserrat: eliminación de la esencia católico-benedictina, conversión del Monasterio en un centro de cultura mundial (conciertos, museo, escolanía, biblioteca), como en un santuario ecuménico-interreligioso, sede y centro de culto de todas las religiones del mundo (pág. 58-59).

    Por cierto, Sor Forcades pertenece al Monasterio de San Benito, las benedictinas femeninas. La señora se permite continuar siendo religiosa benedictina, compatibilizar su estado religioso con la acción política activa con un programa propio de la cultura de la muerte, el relativismo y la ideología de género.

    Además, según tengo entendido cobrando católicamente el sueldo que le pertoca.

    Finalmente, en su último libro "Els reptes del Papa Francesc", acusa a la Iglesia Católica de clericalismo, machismo y celibatarismo forzado, y de violadora agresora de los derechos humanos por no permitir el aborto, la homosexualidad y sexodiversidad (LGBTIQ), la anticoncepción, el divorcio y las relaciones prematrimoniales (pág. 50), y el aborto libre entre las semanas 1 y 14 (pág. 75).

    La chica respalda a las organizaciones católicas internacionales heterodoxas:

    Catholics for Choice, We are Church, Pfarrer-Initiative, Roman Catholic Women Priests, Women Ordenation Worldwide, Women Ordenation Conference, Married Priest, divorciados recasados, y el movimiento LGBTIQ Dignity y New Ways Ministry, además de las monjas y religiosas progresistas, modernistas y liberales, y la existencia de presbíteros no ministeriales, que puedan ser casados y que sean mujeres.

    De aquellas lluvias vinieron estos lodos apestosos...

    ResponderEliminar
  5. Una revolución social...12 de mayo de 2017, 1:14

    Una revolución social absoluta, el mal uso de la tecnología traerá un tipo desconocido de ciudadanos y políticos dentro de una década...

    El artículo de hoy del P. Custodio enlaza presente con futuro de manera muy preocupante. Y nuestros jerarcas eclesiales, tan ufanos y tan campantes...

    www.elmundo.es/sociedad/2017/05/11/59144789ca4741132c8b460b.html

    --- Uno de cada tres niños entre 12 y 14 años practica 'sexting' y recibe contenido sexual en su móvil

    El uso del smartphone es una realidad cotidiana en nuestra sociedad. Y no sólo entre adultos, sino también entre los más jóvenes. La magnitud es de tal dimensión que la práctica totalidad de los adolescentes de 14 años ya dispone de móvil. En concreto, el 90%...

    La precocidad que muestran chicos y chicas de edades tempranas para utilizar estos dispositivos, tiene otra evidencia preocupante: uno de cada tres niños [33%] entre los 12-14 años reconoce que practica SEXTING, el intercambio de fotos y vídeos con contenido sexual en su móvil.

    Y no sólo eso. Uno de cada cinco niños [20%] que estudia cuarto de primaria, es decir, con una edad entre 9-10 años, ya tiene su primer dispositivo. Su uso excede al simple hecho de hacer y recibir llamadas. Casi un 85% reconoce tener acceso a internet, y utilizarlo fundamentalmente para comunicarse con sus amigos a través de la aplicación de mensajería instantánea WhatsApp, para consultar fotos de Instagram y ver vídeos en Youtube.

    Un hábito que se transforma en una costumbre para los adolescentes, ya que pasan una media de CINCO HORAS DIARIAS al frente de estas pequeñas pantallas...

    ResponderEliminar
  6. A ti Custodio Ballester tienen que ordenarte obispo ya, una carta como este escrito tuyo debería salir en las hojas dominicales frecuente. Me acuerdo hace algunos años que el entonces obispo Cañizares era la boca obispal más gritadera en el púlpito contra los matrimonios homosexuales y vete aquí que por arte de magia el papa Benedicto lo nombró cardenal. Pues de esto se trata, que el Papa regale galones a quienes gritan a todo pulmón contra gaimonios y abortorios, para ejemplo de otros que no dicen ni pío. En una empresa cualquiera se premia a los buenos trabajadores pero no veo en este caso que en la empresa de La Iglesia se den estos premios con asiduidad. Actualmente quien grita en el púlpito con el tema es el obispo Reig Plá, pero el papa Francisco hace como que no se entera mirando hacia otro lado. SG.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está muy bien que un presbítero denuncie con contundencia y constancia la cultura de la muerte o la ideología de género. Está muy bien. También hay que añadir que, en este, y en otros casos, la denuncia cae siempre sobre mojado, llueve sobre mojado.

      Hay un presbítero en Barcelona, un obispo en Madrid, un cardenal estadounidense, un laico por aquí, una religiosa por allí que denuncian con mucha convicción estos males...La Iglesia no puede ni debe hacer otra cosa, pero llueve sobre mojado.

      La Iglesia tiene perdida de antemano esta batalla y cualquiera a la que decida presentarse, porque para tener opciones de ganar cualquier batalla, necesitas presentarte entero. Y la Iglesia siempre llega tarde y mal, desgarrada y dividida, ante cualquier batalla. Por un lado, Mn Ballester reza y actua, por otro los obispos y los religioso practican abortos en sus hospitales, clínicas y centros asistenciales. Así de sencillo. Y este esquema se repite con todo. Que E-cristians denuncia la eutanasia, pues el Institut Borja (jesuitas) la bendice. Que laicos de Madrid denuncian a Rita Maestre, el cardenal Osoro le quita hierro y la disculpa. Que laicos católicos denuncian a las CUP por el sacrilegio intencionado a la Virgen en Montserrat, el Abad y los obispos catalanes prefieren hablar del referéndum y la nación.

      Así que, aunque ordenaran a Mn Ballester obispo o arzobispo, si quisiera tener algún "éxito", de nada le serviría consagrar todo su ministerio a la lucha contra estos males llamados cultura de la muerte e ideología de género. Aunque dedicara todas sus cartas pastorales y homilías al tema, aunque encabezara y bendijera todas las manifestaciones y campañas, NADA conseguiría.

      ¿Por qué? Imagínenselo en Barcelona. ¿Qué respondería por ejemplo Mn. Romeu ante esta pastoral de su arzobispo?, ¿y Pousa y Turull y Arenas y Batlle y Matabosch y Carbonell y Llisterri y Molins y Forcades y Aymar y los de Mataró y Montserrat y los de la Escola Cristiana y, y, y...?

      Si en algo la jerarquía de la Iglesia quiere tener éxito y conseguir que sus enseñanzas sean tenidas en cuenta y aportar algo de moralidad en la esfera pública, lo primero que tiene que hacer con la ayuda de Dios es limpiar y reformar su Casa, a fondo, del todo, hasta terminar la tarea, dure los años que dure, ejerciendo la autoridad apostólica de la mitra. Mientras ésta se encuentre inhibida no hay nada que hacer, y cada vez tendremos más aborto, más promiscuidad, más homosexualidad, más profanaciones y sacrilegios y menos libertad religiosa.

      Guillermo

      Eliminar
    2. Guillermo:

      1. La Iglesia la dirige Jesús y el Espíritu Santo

      2. Por eso Jesús y María piden urgentes oraciones, para evitar el desastre social y eclesial

      3. Benedicto XVI pide en su carta de abril del 2017, que la Iglesia tome como modelo al pueblo de Polonia y a sus dos grandes hombres, San Juan Pablo II y el Primado de Polonia, Stefan Wyszynski.

      4.

      Eliminar
    3. Guillermo: Pues buena respuesta a mi post, aunque larga. Por mi parte reitero que de una Iglesia que tenga al anticristo Darwin sentado al lado del Papa, de una Iglesia así no se puede esperar demasiado, y perdón por ser yo un fanàtico creacionista. SG.

      Eliminar
    4. Cierto. Pero por ejemplo, en El Matí de Catalunya Ràdio, de Catalunya Ràdio, de Mònica Terribas, una emisora pública catalana, se ha burlado de la Creación divina, hoy aproximadamente a las 11:50:

      - en el principio Dios creó el cielo, la tierra, el mar... y el Seat Panda... (y así durante minutos).

      Y este mismo programa y espacio, sigue burlescamente con la consigna del canibalismo de la legalización del asalto revolucionario, bárbaro e infame de algunos asaltatumbas y sacamuertos del Congreso de los Diputados:

      - Sacar el cadáver de Paco el Rana del Valle de los Caídos... sacar los huesos de Franco de aquella Abadía... convertir el Valle de los Caídos en un pipicán...

      Así va la nueva neocensura: se te burlan públicamente y con escarnio de tus creencias, de los muertos... de todo lo que no forma parte del discurso políticamente correcto según el ideario del Muviment Nasiunal. Y eso que es la única Ràdio Naciunal de Catalunya...

      Eliminar
  7. GOYO
    Magnífica exposición-reflexión. El mayor crimen que comete en la actualidad nuestra sociedad es el de autorizar el ABORTO y la EUTANASIA. Es un verdadero genocidio legal. Hay mayor pena de muerte que "una pena que conlleva la tortura, el envenenamiento y el descuartizamiento y manda piadosamente que se enseñe esta nueva bondad en todas las escuelas, y castiga a los que se atreven a informar a la mujer embarazada, que puede librarse de abortar a su hijo?".
    Que griten con toda su fuerza los que pueden evitar que esto suceda.
    Cuanta Misericordia será necesaria para perdonarlos y en especial a aquellos religiosos que son copropietarios de hospitales y centros donde se practican estos genocidios. María Auxiliadora ruega por tu Iglesia.

    ResponderEliminar
  8. Respuesta a GUILLERMO:
    El panorama que usted pinta, es desolador. Pero a pesar de eso, los católicos no hemos de cansarnos de pedirles, suplicarles, implorarles a nuestros obispos que tomen conciencia de cuál es la situación del mundo, de la Iglesia y la de ellos mismos, y que ejerzan misericordia con el mundo, con la Iglesia y consigo mismos, y actúen cumpliendo con su enorme responsabilidad pastoral.

    No podemos cansarnos de dirigirnos a ellos por todos los medios a nuestro alcance insistiendo, insistiendo e insistiendo hasta que por fin tengan misericordia de nosotros y actúen conforme a su pastoral responsabilidad.

    Y tampoco podemos cansarnos de rezar, rezar y rezar para que Dios tome cartas en el asunto; porque Él es el único capaz de mover los corazones y las mentes.

    El artúculo de mossén Custodio, estremecedor. Es una foto inquietante de la realidad que nos ha tocado vivir. Muy inquietante. Tendríamos que dar infinitas gracias a Dios si un 10% de los obispos tomasen conciencia y se movilizasen. Si en vez de ser Reig Pla la voz del que clama en el desierto, tuviese el apoyo de 3 o 4 valientes más. Si la Conferencia Episcopal en vez de pastorear el silencio y la prudencia pastorease más a menudo la valentía (lo hace demasiado de tarde en tarde).

    En fin, que Dios se apiade de nosotros, empezando por nuestros obispos y moviendo sus corazones. Es que siente uno rubor de la valentía de Hollande en defender su malvada visión de la bondad, frente a la cobardía de nuestras jerarquías para defender con igual valentía la bondad tal como la entiende la Iglesia. No puede ser que consientan esa insolente exhibición del mal tan astutamente disfrazado de bien, sin salir a la palestra a denunciar con todas sus fuerzas el mal terrible que promocionan esos lobos voraces disfrazados con piel de cordero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunos obispos sintonizan en secreto, según he leído, con Podemos...

      Eliminar
    2. No han visto hoy por Tv3 a los Obispos de Catalunya PEL DRET A DESIDI?!.Estamos APAÑADOS Sr.Valderas!!!

      Eliminar
    3. No tiene nada de extraño que haya obispos que sintonicen con Podemos, habiendo sido el "progresismo" la marca de la mayoría de los sacerdotes durante bastantes decenios. Aún los hay que presumen de ser comunistas (y ahora el comunismo está en Podemos). Así que obispos de Podemos, del aborto y del infanticidio, del gaimonio, de la corrupción de menores y de toda esa racha podemita, socialista, de Esquerra Republicana, de Convergencia, del PP y de todos, es normal que estén a la orden del día. Así está la Iglesia. Para muestra de obispo que no le hacía ascos ni al asesinato, Setién. ¿De qué nos vamos a maravillar?

      Eliminar
  9. El descenso a los abismos de la sociedad occidental no ha tocado fondo, aun quedan horrores por ver, en particular como fruto de la banalización de los valores de la vida humana, especialmente en su fase embrionaria. Hoy el prestigioso diario católico italiano, la Nuova Bussola Quotidiana, informa de que en Australia los embriones humanos desechados de la fecundación in vitro se conservan en collares u otras joyas, y ya hay una empresa australiana especializada en este negocio.

    http://www.lanuovabq.it/it/articoli-embrioni-come-gioielli-se-l-uomo-diventa-un-feticcio-19803.htm

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El reaprovechamiento es casi infinito... los límites lo puso el nazismo...

      Eliminar
  10. Me acaban de informar que muy pronto se REMOVERAN cargos en MATARO.Al loro Picazo!

    ResponderEliminar
  11. Estamos en una época malvada como nunca hubo otra.

    El otrora occidente cristiano que gestó el concepto de “persona” y “dignidad”, porque consideraba que el ser humano era imagen de Dios, se ha alejado de Dios y sin negarlo expresamente, se ha centrado en la lectura subjetivista humana.
    Se definen como derechos humanos y propios de la dignidad de la persona, el matar al no nacido y al que empieza a declinar su vida, por citar algún ejemplo. La bioética va camino de convertirse en una disciplina dependiente de la industria utilitaria. Creen que tal acto u otro, no va a repercutir en sus vidas. Se niegan los actos intrínsecamente malos, porque el fin feliz justifica “cualquier medio”.

    El gran problema es que la Iglesia como faro dando luz, salvando excepciones, no ha existido. La sociedad a través de los medios de comunicación va siendo confundida hasta la saciedad, a través de un lenguaje subvertido.

    Se inicia este camino con Lutero, aunque haya habido otros factores. Lutero, decidió que nos salvábamos por la sola gracia y que en ningún caso nuestras acciones podían ser agradables a Dios. Intentaremos mejorar este mundo con nuestras propias fuerzas, pero no hará falta Dios. Principalmente por este influjo protestante, el derecho natural pasó a ser parte de la filosofía del derecho.

    A partir del s XVII, cuando el poder lo asume el Estado por el Contrato Social, se establece que la libertad individual no tendrá límites y que el Estado la garantizará: “Tu si no quieres hacer tal o cual, no lo hagas, pero deja libertad al otro”. El poder funda “la sociedad” que son “individuos” con derechos.
    La visión católica es que la fe no es cosa privada y debe impregnar toda la realidad, también social y comunitaria. Esta fue la visión de las monarquías confesionales, y de Franco. No obligaban a las creencias a los súbditos o ciudadanos. Significaba que el legislador se comprometía a legislar y el gobernador a gobernar de acuerdo a los valores morales y religiosos cristianos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Demasiado UTILITARIO hay,se tendría de tener GAMA ALTA sino vamos muy malamente.

      Eliminar
  12. Acabo de leer del recién electo Macron, que su actual esposa siendo su profesora y estando casada y con hijos, con 39 años se enamoró de él a la edad de 15.
    Los “media” aplaudiendo.
    ¿Se irá a legalizar la pederastia?

    ResponderEliminar
  13. ¿Y para cuándo una ley que regule formas más "humanas" de infanticidio, igual que las hay que regulan las formas "humanas" de la pena de muerte y del sacrificio de animales?
    ¿Para cuándo?

    Allí donde la ley contempla la pena de muerte, la regula de tal modo que quede prohibida la tortura. Igual que las leyes que consienten el sacrificio de los animales, prohíben taxativamente la tortura.

    ¿Qué tal, pues, señor Hollande, señores políticos legalizadores del infanticidio y señores obispos consentidores del mismo, si mientras no se consegue la abolición de esa barbarie se exige la renuncia al descuartizamiento y al envenenamiento? ¿Qué tal? Pero como eso no le duele a nadie, sino sólo al niño que descuartizan y envenenan, que encima está escondido en el vientre de la madre y es de su propiedad, eso no es prioritario. Torturar a un perro hasta matarlo es gravísimo (lo es, claro) y sale en la tele. Pero torturar a un bebé hasta descuartizarlo, eso no mueve la conciencia de nadie.

    Así que sigamos como Hollande clamando contra la pena de muerte y sigamos clamando contra los toros y contra el maltrato animal, que eso se lleva. pero no clamemos contra el infanticidio ni contra la forma salvajísima en que se practica, porque eso es políticamente incorrecto. Ya ven qué sencillo es todo. hasta para los señores obispos.

    ResponderEliminar
  14. MONTARAZ de SOLSONA13 de mayo de 2017, 11:07

    ¿Alguien me puede decir donde está el articulo del SR. VALDERAS GALLARDO?

    ¿Se ha dormido en los LAURELES o que?

    ResponderEliminar
  15. Montaraz de Solsona13 de mayo de 2017, 21:36

    Ya esta bien de jugar con mi Pseudonimo,no le llega usted ni a las suelas de los zapatos al señor Valderas!

    ResponderEliminar
  16. perdone p. custodio
    ¿es cierto que se venden órganos de los fetos abortados?

    ResponderEliminar