miércoles, 1 de febrero de 2017

Omella, de la amabilidad a la frustración

Crónica de lo que de momento va para desastre
Nos han metido un gol. Era difícil convencer a un obispo de venir a Barcelona y vivir entre las fieras. La podredumbre criada en la Curia durante la era Sistach era demasiada hipoteca para quien quisiera aceptar tal desastrosa herencia. Omella dijo sí por obediencia y una cierta autosuficiencia en creer que arreglaría problemas con cuatro sonrisitas, las que le habían funcionado en otras latitudes menos alambicadas que las nuestras. 

Omella es un hombre astuto en el análisis a corta distancia de la psicología humana y clerical, pero no sabemos si lo es para tener un programa de calado para reformar esta diócesis. Al final tendrá razón Llisterri que Omella permitió a los curas de la Fraternidad de NS de los Sagrados Corazones instalarse en Hospitalet porque quedó atrapado en un caso particular entre la falta de efectivos diocesanos para tales parroquias y la oferta por parte de dicha Fraternidad; pero que no habría que inscribir, este acto, en una hoja de ruta con criterios bien marcados y objetivos mayor meditados. Otro tema es el de abandonarse en el Opus para tapar agujeros. ¿Cómo afecta todo ello a la diocesanidad del clero? El tiempo lo dirá.

Omella recurre a tres recursos, el hacerse el cura de pueblo, el de abrogarse una sensibilidad social y el de una cordialidad “esclatant” en la distancia corta con un trato de lo más simpático, incluida palmadita en la espalda. Pero con el tiempo uno va dándose cuenta que lo social queda reducido a la  beneficencia, con una seria incapacidad para elevar el nivel de análisis. 

Por lo que respecta a la afabilidad, aquella amabilidad acaba en frustración cuando se revela que nunca se avanza hacia el poner verdad y justicia en el caso de un conflicto. La palmadita, la sonrisita y chascarrillo acaban siendo insultantes cuando pasan los días y no se mueve nada para poner arreglo a los problemas.

Lo de Barcelona no es ninguna broma. Aquí se dispara con bala. Las razones no son de modales sino de fondo. La porquería está acostumbrada a salirse con la suya gracias a sus contactos con el poder político. CiU, hoy en declive, proporcionaba unos resortes financieros y mediáticos a lo peor de la Iglesia en Barcelona. Aún quedan demasiadas inercias.

Venir a ocupar la cátedra de Barcelona significaba poner a cada uno en su sitio y en todos los aspectos. Cortar amarras financieras con la Generalitat en tanto que supone un peaje a la libertad de expresión para la Iglesia. La Generalitat compra el silencio del obispado. Se ha explicado en esta web y varias ocasiones las prácticas concretas de cómo esto se materializa (la subvención de la Generalitat a Mitjans de Comunicació del Obispado es una de las muestras más escandalosas de esta Iglesia a sueldo del poder).

Omella tenía que haber discernido este tema y poner a cada uno en su sitio. Pero no hay valor. Muy maño, muy sobrado, pero no hay valor.

Omella tenía que haber metido mano en la dirección del Seminario. Sacar a Turull y regenerar el ambiente interno de indolencia y estado vegetativo. Por no decir de abandono práctico de una dirección espiritual a los seminaristas que adolece de muchas deficiencias. Pero sin valor, ha delegado todas sus esperanzas en el Opus Dei, pese a sus deficiencias en términos de diocesanidad, propensión a la getización y tendencia en determinados aspectos a la obediencia a consignas más que a razonamientos. No es que el Opus no tenga méritos, pero un obispo no puede ignorar sus limitaciones.
Omella tenía que haberse reunido de otro tipo de personas en la Curia y despachar a los Segis, Bacardits, Buenos, Batlles, Matabosques y Compañía. Con este equipo no se puede ir a ninguna parte buena. Pero no hubo valor.

Omella tenía que haber regenerado los Medios de Comunicación como Catalunya Cristiana y Radio Estel. Facturar a Aymar y ese pastoso discurso triunfalista y de autoconsumo que gasta la publicación. Pero no hay valor.

Omella tenía que poner el tema de la disciplina eclesiástica en lo que hace referencia a la homosexualidad y de sus relaciones con la pastoral entre una de sus preocupaciones; y más en una diócesis donde este tema es de lo más acuciante debido a la magnitud y afectación en altas instancias diocesanas. Pero no hubo valor.

Omella tendría que emanciparse del clericalismo insano y de autoreferencia rancia que atenaza la diócesis y que le impide una relación con los laicos más sana y la llegada de aires nuevos como los que se respiran por ejemplo en Francia. Y hacerlo de manera de actos concretos y acabar con este tramposo discurso suyo de la “mirada positiva” y “no estamos tan mal” que insulta la inteligencia de los creyentes, especialmente de los más jóvenes. Con todo el respecto, pero a veces da la impresión que no hay más cera que la que arde. Es por ello, que cada vez hay más gente que se pregunta qué puñeta va a hacer Omella en Roma en la Congregación para los obispos si de momento se presenta como una nulidad en el gobierno de su diócesis.

Incapacidad y tomadura de pelo. Este va a ser el lema episcopal si nadie apercibe a Omella y esté reconduce el timón de la diócesis.

¡Qué gran paradoja que el obispo del chascarrillo, el trato amable en la distancia corta y la amabilidad acabe por generar desaliento, desmotivación, frustración e incluso depresión en el obispado!.


Grup de base

33 comentarios:

  1. A mí no me sorprende en absoluto. Nunca me gustó Omella. Lo único bueno de su nombramiento fue que le cerró el paso a Vives.

    ResponderEliminar
  2. "Omella tenía que... Omella tenía que..."

    Señores de Germinans, si en lugar de dedicarse a la crítica rayana en el insulto en la época Sistach... se hubiesen dedicado a la crítica civilizada... se habrían convertido en un respetable "think tank" conservador; y sin duda el sucesor de Sistach les habría hecho mucho caso. ¡Qué gran potencial tendrían ahora!

    Pero la realidad es otra. Se han dedicado durante años a criticar, seguramente con afán constructivo, sí... pero con unas maneras tan agresivas, tan poco diplomáticas... Ahora muchos de los que ocupan cargos les temen, sí, Batlle, Segis, Turull y Cía... tiemblan ante cada nuevo post. Pero pocos están dispuestos a hacerles caso... y Omella el que menos.

    Disculpen la mordacidad de mi comentario, y espero que esa no sea causa de censura... expreso mi opinión respetuosa aunque no sea, probablemente, de su agrado.

    Paz y bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La critica no se hace para destruir a la autoridad, sino para que mejore. Y esa es la intención de Germinans. Y hablan duro porque si no es así, no entienden...

      Eliminar
    2. Sr. Anónimo 9:32,

      En efecto, está claro que el fin último de las críticas de Germinans es llamar la atención sobre cosas o personas que no funcionan... para que mejoren.

      Pero, tratándose precisamente de personas... hay formas de criticar excesivamente agresivas (el cuasi-insulto). Consiguen todo lo contrario a lo que se pretendía.

      Eliminar
    3. Totalmente de acuerdo con el respetable anónimo ( 2 comentarios) de KEMPIS. la cantinela de " tenía que".... parece que capitalice lo que debe hacer el obispo. No sé si- dicho sin acritud- el grup de base( ¿¿los firmantes??) tendrían que ser más respetuosos; decir frases como " vivir entre fieras"- "podredumbre criada en la Curia etc. demuestran la bajeza de estas expresiones. Esto es mera crítica negativa....

      Eliminar
    4. El grupo de base se queda corto se necesitan más exabruptos para que se enteren de algo.

      Eliminar
    5. No por más gritar por echar más exabruptos,se creen que van a ser los redentores, auspiciando crítcas fuera de tono...Si es a base de exabruptos, sutilezas, e ironías de mal gusto, y a veces quasi-insultos, estamos apañados. Si quieren de esta manera " remover" cual revulsivo la forma de ser, no es éste un buen camino: el respeto, la caridad, etc. creo van por delante. No quieras para los demás lo que no quieres para ti.

      Eliminar
  3. Sr. Omella, limpie el obispado, para empezar, por favor. No hay allí la mínima caridad cristiana, a los fieles cuando acudimos a pedir ayuda nos tratan como a ignorantes, como si para conocer al Señor hiciesen falta doctorados en teología. Te piden silencio, porque solo están preocupados porque no salgan sus nombres en los medios, preocupados solo por su "reputación" ante los hombres. Te hablan con segundas y cuando intentas aclarar lo que te han dicho, dicen que eres tú el que manipulas las palabras. Cuando ya no puedes más y sonríes, entonces te acusan de que hablas con ironía y te piden que te vayas. Esto es la norma en sus colaboradores que defienden a otros que son tan hipócritas como ellos. Que Dios nos ayude. Porque los fieles ya estamos perdiendo el miedo y queremos ver nuestra casa limpia de impostores. Oremos.

    ResponderEliminar
  4. http://noalmachismoenlaiglesia.blogspot.com.es/2017/01/visita-al-obispado.html

    ResponderEliminar
  5. La catastrófica rectificación de Omella2 de febrero de 2017, 11:10

    «La Iglesia no juzga ni margina a las mujeres que abortan»
    El Arzobispo de Barcelona pide disculpas y matiza su postura sobre el aborto

    infocatolica.com/?t=noticia&cod=28446

    Sólo decir unas cosas, sabiendo que no conozco la integridad de la carta enviada por Mons. Omella:

    1. La Iglesia sí juzga, pues quien procura el aborto, con los requisitos de conocimiento y consentimiento del mal cometido, queda excomulgado latae sententiae.

    2. Mons Omella no parece haberse leído Veritatis splendor 79-83, Humanae vitae 14, Reconciliatio et paenitentia 17, Gaudium et spes 27, Catecismo 1753-1756, sobre el aborto como homicidio intrisece malum semper et pro semper

    3. Tampoco parece que Mons. Omella se haya leído el Catecismo sobre el aborto: 2270 a 2275, que se remite a Gaudium et spes, Donum vitae, Didaché.

    Todo hay solución, pero pasa por estudiar y leer, y tener valentía, que Josep María Espinás (El Periódico), y el portavoz de Església Plural, Josep Torrens, no están ungidos para la defensa de la vida... y no tienen razón, y el obispo tiene a Jesús a su lado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. SECUESTRO DEL ARZOBISPO2 de febrero de 2017, 18:56

      Lo peor es que se lo pide Iglesia Plural, que aglutina incluso organizaciones al menos una cuya fundadora ha sido excomunicada por Francisco por celebrar, ella, una misa laica en su casa. Hablo de Somos Iglesia, una mujer austríaca.

      Este despropósito viene de delagación de medios de comunicación de la diócesis, donde el dandy Ollé hace lo que le da la gana, y está amerced de los que le pueden emparedar. No tienen relación con medios católicos, y estos grupúsculos de 4 gatos tienen ia directa con él, que lo atiende encantado.

      Eliminar
  6. El cisma ya viene, pronto, rápido, ya está aquí...2 de febrero de 2017, 11:45

    La Conferencia Episcopal Alemana dictamina que se puede dar la comunión a quien vive en adulterio

    Los obispos alemanes han hecho público un documento en el que aseguran que el acercamiento del papa Francisco a los divorciados vueltos a casar abre la puerta a que puedan comulgar.

    http://infocatolica.com/?t=noticia&cod=28450


    Los obispos alemanes han optado por la hermenéutica de la ruptura cismática y herética, cuando han elegido esta posibilidad ofrecida incompetentemente e irresponsablemente por Amoris laetitia.

    También ha señalado las líneas argumentales herético-cismáticas.

    Han violado las dos verdades divinamente reveladas que han sido definidas por San Juan Pablo II en Veritatis splendor:

    1. Los actos morales intrinsece malum semper et pro semper

    2. Las normas morales prohibitivas negativas generales, absolutas e universales

    Yo no considero a los obispos alemanes como católicos. No, ya no lo son.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues bienvenido sea el cisma.

      Ya es hora de que Burke y los reaccionarios que bailan a su son vayan largando amarras. Supongo que muchos de los que merodean por Adelantelafe y otras, también se marcharan.

      ¿Saben que les digo? Que me alegro de que se marchen. Tienen la puerta abierta. En el fondo serán pocos, muy pocos, y se sentirán muy solos en su Iglesia Católica Cismática Conservadora.

      El resultado será una Iglesia más auténtica, más cristiana, más cercana. Menos puntillas, menos capa magna, menos sombreritos...

      Los que obedecemos al Papa tenemos lo claro. TU ES PETRUS.

      Eliminar
    2. Sr.KEMPIS,es usted Argentino,VERDAD?

      Eliminar
    3. Mmmmm... los ultramontanos pensaban que toda palabra del Papa era ex cathedra...

      Eliminar
    4. Visto lo VISTO yo me quedo con el Cardenal BURKE,CAFFARA & CiA,verdaderos CATOLICOS Carams,Molins,Pousas y demás RALEA GO HOME,por lo menos los primeros no se BURLAN de DIOS y de la Bienaventurada SIEMPRE VIRGEN MARIA,NUNCA!,Sr. KEMPES.

      Eliminar
    5. Eso lo dirás ahora, kempis porque no tienes pinta de haber sentido la misma adhesión filial con Juan Pablo II y Benedicto XVI.

      Por cierto, lo del nombre que has escogido tiene guasa. Si Burke y compañía son reaccionarios, no sé qué será para ti Tomás de Kempis, autor de la Imitación de Cristo.

      La palabra del Papa es infalible sólo cuando habla ex cathedra. Todo el magisterio de la Iglesia y de cualquier papa tiene una gradación. No es lo mismo una entrevista que una exhortación apostólica ni una exhortación apostólica que el Código de Derecho Canónico. Si hay contradicción entre ellas, vence la de mayor rango.

      Eliminar
    6. Anónimo de las 10:40,

      Te voy a tutear ya que te has tomado esa libertad conmigo.

      Bien, dices "no tienes pinta de haber sentido la misma adhesión filial con Juan Pablo II y Benedicto XVI". Pues te equivocas. Aunque no lo entiendas, hay muchos católicos que somos siempre fieles al Papa, sea quien sea. Hay católicos "rasos" como yo, que no somos de ningún partido, de niguna camarilla ni grupo. Simplemente, vamos por el mundo con buena voluntad y desconfiamos de los que murmuran. Ya sé lo de la falibilidad/infalibilidad. Pero mira, puestos a escoger, prefiero la opinión de un Papa que la de un cardenal. A un cardenal lo escoge un Papa. A un Papa, lo escogen muuuchos cardenales, se supone que bien formados e informados, e inspirados por el E.S., tras suficientes oraciones y deliberaciones.

      Respecto al Kempis, lo tengo sobre mi mesa de noche. Procuro beber de muchas fuentes, siempre que sean potables.

      Paz y bien para ti, hermano/a.

      Eliminar
    7. el progresaurio pseudo-kempis no engaña a nadie. se le nota ese progresismo rancio y obsoleto.

      Eliminar
    8. Te equivocas, Man With No Name, te equivocas.

      Me molestan por igual el papanatismo progre y la zafiedad reaccionaria.

      Ahórrate los adjetivos a mi persona... Si quieres, critica mis ideas, pero no me adjetives.

      Eliminar
  7. A mi no me ha sorprendido nada de lo esta pasando, se ha repetido lo mismo que cuando llego D. Ricard María Carles.
    Solo me falta por ver el nombramiento de los dos obispos auxiliares para que todo sea identico.

    Mons. Juan Jose Omella, una persona con 70 años, no conoce a su nuevo clero y laicos con cargos diocesanos.
    Una archidiócesis en que una ciudad como Cornellà y/o Badalona por ejemplo ya tiene tantos o más habitantes que la diócesis de dónde viene,...

    Pasan los meses y semanas y no se ven cambios significativos ni en nombramientos, ni programa, ni cambio curial, no se entra a fondo en la solución a ningún problema, esperando que el tiempo lo solucionara solo (en esto me recuerda a un politico a nivel nacional),...

    Para ser obispo de Barcelona se necesitan muchas cosas, no solo amabilidad, gestos populistas, y buenas palabras.

    Cuando se conocio su nombramiento pense de verdad en Barcelona, Tarragona, Sant Feliu, Terrassa, Solsona, Vic, Urgell, Girona, Tortosa, y Lleida, no hay ningún sacerdote/s con capacidad para ser obispo de Barcelona.
    Entonces estamos muy mal pense.
    Luego pense quizas el Santo Padre sabe y conoce cualidades de Mons. Juan José Omella que los demás no conocemos.

    Pero en este tema como en otros el tiempo y la praxis acaba poniendo a cada uno en su sitio, mejor dicho donde le corresponde.
    No es lo mismo un médico que un enfermero aunque los dos lleven bata blanca.

    ResponderEliminar
  8. El problema no es Omella, sino quien le ha nombrado. Omella está haciendo aquello para lo que fue nombrado y, en este sentido, lo está ejecutando muy bien.

    ResponderEliminar
  9. - Sor Caram ha rectificado. Hubo herejía material, pero la rectificación impide la herejía formal y la excomunión latae sententiae no declarada.

    - Sor Caram, no debió ir al programa de Chester, cultura del ji ji ja ja, se va para enseñar las verdades seguras, definitivas, reveladas y dogmáticas sobre vida, familia, matrimonio y teología mariana católicas.

    - Nunca hubo relación carnal en la Sagrada Familia. Está en un error temerario y peligroso. María y Jesús son los nuevos Eva y Adán. La Sagrada Familia fue la Santísima Trinidad en la Tierra.

    - Instrúyase en la recta y sana doctrina, como el Catecismo.

    ResponderEliminar
  10. Cuando el Obispo se presenta como un párroco, no es de extrañar que haya párrocos que actúen como obispos.

    ResponderEliminar
  11. En este momento todo lo que sale de la Iglesia Católica es angustioso. Se promueve la conciencia personal por encima de la ley divina, se están implementando internamente estructuras de pecado (adulterio, homosexualidad, rebajando el pecado del aborto), se empuja a los fieles a mantenerse en el pecado y cometer sacrilegios, es decir a la condenación. Son contados los pastores que públicamente y con valor son fieles a Cristo, y defienden el Magisterio de la Iglesia Católica. La gran mayoría cree que el Papa es la cabeza de la Iglesia y le siguen en una doctrina personal que está corrompiendo el catolicismo, han olvidado que la cabeza es Cristo y que es a Él a quien hay que seguir. Estamos en una gran batalla contra el Mal y para mantener la Fe.

    En este contexto es penoso que no tengamos un buen pastor en Barcelona que nos ayude.

    ResponderEliminar
  12. Inminentes los nombramientos episcopales en Barcelona. Y serán tres!
    También habrá cambios en la delegación de ecumenismo!

    ResponderEliminar
  13. Queridos amigos. Estaría muy bien que hicieseis un post sobre Taltavull, que los que estamos en Mallorca, temblamos.

    ResponderEliminar
  14. Grande Germinans: ponen a parir a Sistach durante años, cantan las bondades de Omella y ahora le dedican respetuosísimos pensamientos, que honran la caridad cristiana, porque al final resulta que no era tan bueno como ellos pensaban y esperaban. Sigan así, la diócesis necesita mesías como ustedes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es evidente que los objetivos que se planteó Germinans en su nacimiento no se han alcanzado en estos casi 5 años, sin contar los de "DE BELLO PALICO". ¿Cómo estaba la diócesis entonces y cómo está ahora? Pues, qué quieren que les diga: más o menos igual, o incluso peor: quizá con los ánimos más crispados. Con mayor división. Con un juicio de por medio. Todos más enfadados y más enemistados.

      ¿Para eso ha servido Germinans?

      Pido una serena reflexión a sus responsables. Rezaré por ellos.

      Ciertamente, el balance

      Eliminar
  15. Omella siempre sale en las fotos riendo. Me gustaría saber de qué se ríe: ¿De la falta de vocaciones de su diócesis? ¿De su clero envejecido y heterodoxo? ¿De sus pocos sacerdotes jóvenes, ignorados y ninguneados por la curia diocesana? ¿De las parroquias vacías de fieles? ¿De la falta de formación de los pocos jóvenes católicos, perdón: cristianos? ¿De los abortos que se practican en los hospitales “católicos”? ¿De la monja blasfema Caram a quien nadie desautoriza? ¿De los colegios religiosos, sin religiosos y sin religión? ¿De la secularizada Barcelona? ¿De que Barcelona sea la capital del satanismo de Europa? ¿De que la mitad de masones de España estén en Barcelona? ¿Eso le hace gracia a Mn.Omella?

    ResponderEliminar
  16. Supongo que llegar de una diócesis pequeña y donde todavía hoy en día no es difícil el mensaje no es lo mismo que llegar a un arzobispado de la complejidad de Barcelona. Claro son pocos curas, el desastre viene de muchos años atrás, el sistema muy enquistado pudriéndolo todo y encima la situación política de Cataluña. Con esos bueyes toca arar y eso lleva tiempo, observación, fiarse poco de lo que le digan cuatro allegados etc.

    ResponderEliminar
  17. No puc compendre com entre tots vostes res treuen el fetge. A veure qui la diu i la fa mes grossa.si us plau.....una mica mes d Caritat amb les opinions vers persones verdaderament com a minim bones i sobretot Germans en Crist. Recordeu : no levantaras falsos testimonios. !!!!!

    ResponderEliminar