jueves, 9 de octubre de 2014

Sepulcros blanqueados

Esta acumulación de poder y de recursos, nota casi característica de la economía contemporánea, es el fruto natural de la limitada libertad de los competidores, de la que han sobrevivido 
sólo los más poderosos, lo que con frecuencia es tanto como decir 
los más violentos y los más desprovistos de conciencia. 
(Pío XI. Quadragesimo anno, 107)
¡Menudo revuelo se ha armado porque la señora Oriol le ha puesto letra a una música que todos conocemos y andamos tarareándola como cosa familiar y cotidiana! Todo ha sido mesarse los cabellos, rasgarse las vestiduras y poner el grito en el cielo. ¿Por lo que nos ha dicho tan a la pata la llana la señora Oriol? No, no, que eso lo sabe todo el mundo y no escandaliza a nadie. No por lo que ha dicho, sino por haberlo dicho. Que calladita estaba ella mucho mejor, y nosotros también más tranquilos sin escuchar esas cosas tan desagradables y tan políticamente incorrectas.
¿Que un empresario discrimina a las mujeres por su edad y por tanto por su riesgo de quedar embarazadas y tener que afrontar una maternidad que, al final, resulta onerosa para la empresa? ¡Oh, qué horror decir esas cosas tan impropias! ¿Discriminación? Sí, sí, pero es una discriminación innombrable. Remover esas cosas no beneficia a nadie.

A la señora Mónica Oriol, presidenta del Círculo de Empresarios, se le ocurrió decir en público y ante las cámaras lo que dicen todos los empresarios en privado y sin testigos molestos: Yo prefiero una mujer de más de 45 años o menos de 25, porque como se quede embarazada (“y pretenda seguir adelante con el embarazo”, era obligado entender), nos encontramos con el problema.
Claro, es que estas declaraciones son contrarias a la dignidad de las mujeres, dicen los furibundos críticos. Parece ser que éstos consideran un violento agravio a la dignidad de las mujeres el que se cuestione su derecho a la maternidad. Eso es lo que parece; aunque no cuadra con el estilo vigente. Dicen también los críticos que esas declaraciones de la presidenta del Círculo de Empresarios atacan frontalmente la conciliación laboral. ¿Con qué? ¿Quizá con la maternidad? ¿Conciliar maternidad y trabajo? Sabemos que “el trabajo dignifica”; pero vistos los empeños de la legislación por torpedear la maternidad “interrumpiendo los embarazos”, creíamos que ésta no formaba parte de la dignidad de la mujer: al menos en el pensamiento progresista. No el problema es que la señora Oriol ha puesto de manifiesto que la mujer trabajadora que aborta, no lo hace libremente, sino bajo la tremenda presión del despido (bueno, de la no renovación de los sucesivos contratos temporales). ¿Y el “nosotras decidimos”? Pues se queda en humo.
Es que, como decía la empresaria, si una mujer se queda embarazada y no se la puede echar durante los once años siguientes a tener a su hijo, ¿a quién contratará el empresario? Prefiero a una mujer después de los 45 años o antes de los 25, porque por el medio, ¿qué hacemos con el problema?  La respuesta es obvia. ¿Y esto es así porque los empresarios son unas malas personas que sólo piensan en fastidiar a las mujeres forzándolas a abortar o dejándolas en la calle si no lo hacen? Pues no: resulta que en el imaginario progre la maternidad no es cosa del progreso (ni menos del progreso de las mujeres); y por eso los legisladores de signo progresista y también los conservadores, que bailan la misma música, se han distinguido por ponerle el mayor cúmulo de trabas a la maternidad, que forma parte de las preocupaciones de la gente de derechas, no de sus representantes.
Los progresistas ya se preocuparon de resolver ese gran problema echando por el camino de en medio: el aborto. Muerto el perro, se acabó la rabia. Si el legislador le da a la mujer trabajadora la posibilidad de “interrumpir cualquier embarazo”, desaparece el problema que plantea la señora Oriol. A quien se refiere ésta por tanto, no es a las que no les afecta laboralmente el quedarse embarazadas porque “interrumpen el embarazo”, y problema resuelto. No se refiere a estas mujeres, sino a las que en caso de quedarse embarazadas, desestiman la posibilidad de “interrumpir su embarazo”, desentendiéndose de los problemas laborales que esa decisión le ocasione a la empresa.
¿Y qué pasa con la mujer trabajadora que quiere seguir adelante con su embarazo? Pues muy sencillo, el empresario tiene que hacerse a la idea de compartir las cargas del hijo con su trabajadora. Un hijo, ya se sabe, te cambia la vida; y aunque antes se la cambiaba a la madre y al padre, ahora se la cambia a la madre trabajadora y al empresario.
Los progresistas hicieron unas leyes (y la derecha las conservó y desarrolló) que empujaban al empresario a rehuir, como dice la señora Oriol, la contratación de una mujer que se te puede presentar con un crío; y a la mujer en edad fértil, la empujaban directamente al aborto. Pero los conservadores, que supuestamente se echaron las manos a la cabeza por esa política antinatalista que atenta contra el derecho de la mujer a la maternidad, cerrándole la opción a ella si quería ser al mismo tiempo trabajadora; los conservadores mantuvieron, ¡como siempre!, esas leyes y esas praxis nefastas de la izquierda, sin mover ni un dedo para devolverle a la mujer su dignidad.
Porque resulta que, siendo la situación laboral la que es, y pensando los empresarios como la presidenta del Círculo Empresarial se ha atrevido a contarnos que piensan; la realidad cruda y dura es que justamente esa situación (¡y no la legislación abortista, por la que tantos se han rasgado las vestiduras!) es la mayor fábrica de abortos de España. Vean, si no, las estadísticas y comprobarán que el mayor porcentaje de abortos se produce en el tramo de edad comprendido entre los 25 y los 45 años. No son las estudiantes las que más abortan, sino las mujeres que teniendo un empleo, saben que lo ponen en altísimo riesgo si habiendo quedado embarazadas, no “interrumpen el embarazo”, tal como las empujan todos y todo a hacerlo.
Dejemos por tanto de cacarear contra la empresaria que dice las cosas como son (y lo sabe mejor que nadie, porque ella misma tiene 6 hijos); y pongamos el acento y el grito donde corresponde, que es en la desidia criminal de nuestros gobernantes (éstos que van de buenos), tan “contrarios” al aborto que no tienen el menor empacho en mantener la ley que lo ha elevado a la categoría de “derecho” de las mujeres, y que con su legislación tan injusta con la mujer que quiere ser madre, alimentan la mayor fábrica de abortos del país.
En resumidas cuentas, con el tiempo la incorporación de la mujer al mercado laboral se ha saldado con la disyuntiva: empleo-aborto o despido-paro. La mujer se integra en el puesto de trabajo en la medida que renuncia a su ser mujer. Es decir, cuando siente, piensa, actúa y habla como un hombre. Como la actriz Demi Moore en La teniente O’Neil. La película muestra las  presiones de una senadora del Congreso de los Estados Unidos que convierten a la teniente Jordan O'Neil en la primera mujer que forma parte de una unidad de élite del ejército, los Navy SEALs de los Marines. En el fondo, nadie espera que sea capaz de superar un régimen de entrenamiento tan severo que obliga a que el 60% de los hombres tiren la toalla. Pero O'Neil está dispuesta a demostrar que todos se equivocan. Y lo hace cuando manifiesta por su fortaleza física, por su actitud, e incluso por su vocabulario, que se ha convertido ¡en un hombre!
Y frente a esto, las farisaicas voces de aquellos que dicen: Que venga alguien y haga algo. Excusa perfecta para esperar pasivamente y con tranquilidad de conciencia el día del juicio. A esto se reduce al final la liberación de la mujer, la ideología de género y la discriminación positiva: a una mandanga construida con el objetivo de que la mujer se someta a un mercado laboral (¿sólo el laboral?) dominado por hombres que la quieren sierva y esclava, cautiva y subyugada a una cultura de muerte, que no tendrá compasión de los que no quieren luchar por ser verdaderamente libres. O de Cristo o del mundo: no puede haber término medio cuando, con la dignidad de la mujer, nos jugamos la supervivencia de la humanidad.
Custodio Ballester Bielsa, pbro.
www.sacerdotesporlavida.es

28 comentarios:

  1. Mn. Custodio, muchas gracias por ese articulo.

    La cita de la Encíclica de Pío XI, que empieza su escrito ya hace unos sesenta años que fue escrita y desgraciadamente no sigue siendo actual. sinó que se ha agravado.

    Hoy día vivimos en un contexto sociopolítico en el "llamado primer mundo" en que el hombre y la mujer deben ser iguales y ciertamente hay muchos aspectos de la vida en que no se puede ni debe menospreciar el trabajo de la mujer.

    Ahora bien hay que tenir en cuenta, por muy iguales que los quieran hacer, antropológicamente y sicológicamente son distintos y a la vez complementarios y esos aspectos deben ser respetados.

    No aceptar el trabajo de una mujer porque puede ser o va a ser madre, es una discriminación, que las feministas que tanto alardean de igualdad de genero deberían defender a toda costa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sr. Trencs. l Papa Pio XI murió hace setenta y cinco años... Por tanto su encíclica fue escrita hace unois ochenta años y no sesenta....

      Eliminar
    2. Sr. Anónimo de las13,47.

      Gracias por leer mi comentario.

      Perdone usted por el desliz de años. La Encíclica fue firmada por Pío XI, el 15 de mayo de 1931, por tanto hace 83 años. Aunque en mi opinión lo importante no son las fechas, sino que actualmente, el resto de comentario sigue siendo válido.

      Eliminar
  2. Don Custodio Ballester Bielsa, Pbro, entiendo que usted esté decepcionado porque el pp se ha echado atrás y a los provida se les ha quedado cara de tonto o de indignación. Para las siguientes elecciones siempre pueden votar vox, falange o algún partido friki que sea fiable contra la cultura de la muerte que nos rodea.
    El aborto es su tema estrella, combinado con el concubinato, no hay mes que no nos dé la vara provida. El Santo Padre, elegido por directa inspiración del Espíritu Santo, dijo no hace mucho que no hay que pasarse el día hablando de estos temas y parece más preocupado por la pobreza. No estarà faltando usted a la unidad en la Santa Madre Iglesia Catòlica, Apostòlica y Romana???

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido amigo: Si todos hablaran un poco -y muchos nunca lo han hecho- sobre la santidad de la vida y la familia, no sería necesario que otros hablarán un poquito más. Nunca el problema de la Iglesia ha sido que los curas hablaran demasiado de los anticonceptivos o del aborto, ante bien lo contrario.

      Eliminar
    2. Mientras los obispos se limiten a publicar merengosas notas de prensa para no soliviantar al PP, se agradece que algún sacerdote ofrezca un buen criterio de juicio para que los lobos no despedacen al rebaño.

      Eliminar
    3. Y usted, por qué es tan tenddencioso???

      Eliminar
    4. Anonimo 13.01. En las diócesis catalanas hay varios cientos de Sacerdotes. Solo conozco a Mn Ballester, que hable tan claro contra el aborto. La gran mayoría callan ante este crimen que clama al cielo. Hace mucho más la sociedad civil , y organizaciones próvida que el clero.
      Por tanto, no veo a nadie que se pase todo el día hablando de este tema, más bien veo una gran mayoría callando sobre este tema.

      También usted calla sobre el hecho que el Papa actual ha alentado a numerosas organizaciones próvida (P.ej. Médicos Cristianos), a seguir defendiendo la vida.

      ¿Por qué le molesta tanto a usted que haya gente que defienda la vida de los más indefensos, y escribe un comentario tan cínico?

      Eliminar
    5. "Solo conozco a Mn Ballester, que hable tan claro contra el aborto. La gran mayoría callan ante este crimen que clama al cielo. Hace mucho más la sociedad civil , y organizaciones próvida que el clero."

      - ¿Por qué sólo Mn. Ballester habla tan claro contra el aborto?

      - ¿Por qué el superior de Mn. Ballester, Mns. Sistach, no habla tan claro contra el aborto?

      - ¿Por qué los laicos provida hacen más que los curas, obispos, abades y superiores y dirigentes religiosos?

      - ¿Por qué callan la Conferencia Episcopal Tarraconense y la Unión de Religiosos de Cataluña, CET y URC respectivamente?

      - ¿Por qué los obispos no emprenden medidas espirituales permanentes y globales? Pienso, por ejemplo, el rito del exorcismo magno eclesial del Rito 1998/2004 , titulado Apéndice I: Súplicas y exorcismos que pueden agregarse en peculiares circunstancias?

      - Si el aborto es un homicidio de un niño no nacido inocente e indefenso, que Juan Pablo II definió como un pecado mortal y como una verdad divinamente revelada que su homicidio es una grave inmoralidad ¿por qué los obispos, abades y superiores religiosos están callados?

      Eliminar
    6. Respeto tu opinión pero no la comparto en absoluto. De este tema tan agoviante y maléfico como es el aborto, se ha de hablar cada día para hacer lo posible por eliminarlo de nuestra cultura decadente. Mn Custodio hace muy bien de aprovechar cualquier oportunidad para mostrarse en contra y manifestar que nuestra Iglesia católica está en contra de este fraticidio. Por desgracia ya hay, dentro de la Iglesia "servidor@s" que no lo recriminan. No hace falta poner nombres nombres, todos los conocemos por desgracia. Incluso instituciones en las que participa la Iglesia, hospitales y demás. Estamos viviendo en una sociedad en la que se manifiesta la gente en contra del maltrato de los animales ( yo también lo recrimino totalmente), y sin embargo están de acuerdo o aceptan el aborto, que es el peor crimen ya que MATAN A UNOS SERES TOTALMENTE INDEFENSOS, LOS MAS POBRES ENTRE LOS POBRES. Pido a la Virgen María Auxiliadora que ayude a su Iglesia católica y a todos los prefesionales que intervienen en esta masacre a darse cuenta de que estan
      matando a inocentes, por favor. Loada sea Dios.

      Eliminar
    7. Coincido con la apreciación del Anónimo de las 13:01. Todos los que le critican usan los mismos argumentos.

      Si el P. Custodio escribe de forma repetitiva sobre el mismo tema, me pregunto si alguien lo escucha. No basta con manifestar un pensamiento. La repetición de los mismos argumentos me hacen pensar que convence a muy pocos. ¿No será que el contenido de este "mensaje" necesita cambiar de formas?
      Se cazan más mosquitos con una gota de miel que con un litro de hiel.

      Eliminar
    8. Anónimo 13,01 y otros comentaristas afines. Al final de este texto les dejo una referencia para que suplan algo de la ignorancia que expresan en sus escritos.
      Pero ante todo, me atrevo a aconsejar, que hay que preguntarle “de corazón” al mismo Cristo, que nos dijo, y respondiendo desde “el corazón” que nos ayude a “discernir” su mensaje.

      Estamos ante lo que se llama “la apostasía cristiana de occidente”. Es una guerra de Satanás que jamás ganará, contra Dios.

      Esa apostasía está basada en el “relativismo” que promueve que no existen verdades absolutas.
      En materia moral niega que existan valores objetivos morales, absolutos, universales e inmutables.

      Los ataques contra la vida humana son la manifestación del abuso de la sexualidad, también llamado lujuria. Una vez que el apetito sexual se desordena y se divorcia del amor matrimonial y de la transmisión de la vida, se desata la “cultura de la muerte” (término acuñado por S Juan Pablo II en Evangelium Vitae).

      La mentalidad relativista, hedonista y anticoncepcionista lleva a la anticoncepción.
      La anticoncepción lleva al aborto.
      Lo que empieza con una actividad lujuriosa termina con el acto homicida.

      Hay una cultura de mentalidad lujuriosa y abortista. Para acabar con la “cultura de la muerte” hay que acabar con esta “cultura hedonista” de raíz. Acabar con la cultura que busca el placer como el fin principal de la existencia.

      Esta “educación hedonista” promueve de forma engañosa las relaciones sexuales fuera del matrimonio, el aborto, la anticoncepción, el homosexualismo y toda clase de inmoralidad sexual y de falta de castidad

      http://vidahumana.org/


      Eliminar
    9. ¡Oh, sí! ¿Cómo no se nos habrá ocurrido antes a los pro vida? Lo que hemos de hacer es ponerle miel al aborto, endulzarlo, hacerlo más atractivo y ser muy amables cuando hablemos de él, y felicitar con una sonrisa de oreja a oreja a todos los que con su acción y con su silencio promueven el aborto. ¡Qué torpes hemos sido! Mossén Custodio, ya sabe, a repartir caramelos y globos delante de los abortorios. El mundo espera eso de nosotros, quiere vernos amables y de buen rollo. ¡A ver si nos modernizamos de una vez!

      Por cierto, supongo que el amable anónimo de las 9:00 debe trabajar muy activa y eficazmente en defensa de la vida. Por favor, explíquenos cómo lo hace, porque los tontos de los americanos llevan ya más de 40 años luchando contra el aborto y aún no han conseguido erradicarlo. Será porque hablan siempre de lo mismo y no son nada amables: no han dado con la mágica gota de miel que usted receta. Vaya usted urgentemente para allá, que necesitan sus sabias lecciones.

      De todos modos, agradecido por la preocupación de que alguien (usted) escuche a un provida que no para de dar la vara. Devoto lector, los pro vida le agradeceremos de corazón que nos consiga más lectores y más gente dispuesta a dar testimonio en favor de la vida cada día 25 a las 20:30, delante del hospital de San Pablo, y luego en marcha de oración por toda la Avenida Gaudí, hasta la Sagrada Familia. Gracias por su generosa colaboración.

      Eliminar
    10. Anónimo 9:00 Pues a mi me parece muy mezquino intentar acallar a una de las pocas voces que claman contra el aborto, con comentarios como los que se han hecho.
      Los escritos de Mn Custodio no son nada repetitivos, sino que denuncian todos los aspectos sociales que contribuyen al aborto, en el post de hoy, la hipocresía de una legislación laboral que no ayuda nada a la maternidad, y al mismo tiempo que escandalicen las palabras de la Sra. Oriol, pero se trague con la legislación laboral al respecto.
      No nos engañemos, los políticos que defienden el aborto como derecho, se niegan sistemáticamente a políticas a favor de la maternidad, votando en contra de iniciativas como "red madre". Si un proyecto tan positivo como la ayuda a las embarazadas es rechazado por esta gentuza, ¿está seguro que es un problema de palabras dulces como la miel ?

      Eliminar
  3. Señor anónimo de las 13:01, ¡qué fijación tiene usted con mossén Custodio y el tema del aborto (y el del concubinato, que yo recuerde lo ha tratado una sola vez). Es evidente que a usted no le gustan ni un tema ni otro. Y tan emparanoiado le tienen los dos temas, que se ha hecho a la idea de que el pobre Custodio se pasa el día hablando de ellos. El día no; más o menos cada 15 días aparece en estas páginas con esos temas. Pero bueno, habiendo en el mundo y en la Iglesia especialistas en tantas cosas, ¿qué tendría de malo que mossén Custodio fuese especialista en la lucha contra el aborto? ¿Le sabe mal? Y lo de mencionar al Espíritu Santo para sostener su tesis de que Mossén Custodio tendría que dejar de hablar del aborto, es bastante friki, como usted dice. Y que denunciar la promoción del aborto por parte de los políticos y el dejar hacer por parte de los obispos (en sus hospitales y fuera de ellos) atente contra la unidad de la Santa Madre Iglesia, también se las trae. No será usted de los que creen que aceptando el aborto (o callando definitivamente sobre él, o denunciándolo un poquitín, sólo un poquitín una vez al año) la Iglesia estaría más unida y hasta serría más santa, más católica y más apostólica. ¡No será usted de ésos!

    ResponderEliminar
  4. Gracias Mn. Custodio, tambien esta prohibido decir que Cataluña es la región del mundo con menor natalidad, es la mas baja de la Unión Europea, ya no podemos pagar las pensiones actuales, toda España nos debe ayudar, dentro de poco (2.020) tendremos dos pensionistas por trabajador, desde Franco la caída de la natalidad ha sido inmensa ya no se podrán pagar la pensiones y la sanidad publica peligra muy mucho. La Generalitat no paga los medicamentos ni las prestaciones a los enfermos, ancianos, disminuidos, etc. dice que es culpa de Madrit, gran mentira y estafa, es que NO TENEMOS NIÑOS ni acciones políticas que ayuden a su nacimiento sol a su asesinato, que vendrá pronto, MATAR A LOS ANCIANOS ? así nos ahorraremos las pensiones verdad?????

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si sumem els saldos de tots els anys anteriors a la crisi actual, resulta que entre 1995 i 2008, Catalunya va sumar superàvits per un valor de 28.168 milions d’euros.
      Això vol dir que si Catalunya hagués estat independent d’ençà de 1995, hauria acumulat uns estalvis de 28.168 milions d’euros per afrontar els dèficits que comporta la crisi.
      Ara bé, Catalunya ha format part d’Espanya i Espanya s’ha cruspit el superàvit de la Seguretat Social Catalana entre 1995 i 2008. De fet, si sumem tots els saldos de la Seguretat Social espanyola (excloent Catalunya) veiem que va ser deficitari: España va tenir un dèficit de 38.084 milions d’euros!

      Catalunya té una taxa de natalitat del 9,64 %o que la situa en quart lloc entre les 17 comunitats autònomes de l'estat espanyol.
      Espanya té una taxa mitjana del 9,1 %o.
      Entre 180 països, Catalunya estaria en el lloc 163, per damunt del Japó, Corea del Sud, Cuba i 14 països europeus.
      Astúries té la menor taxa de natalitat ( 6,27 %o ) i la major de mortalitat de tota Espanya. En la llista de països estaria en l'últim lloc del món en taxa de natalitat, darrera de Portugal (7,90 %o).

      Eliminar
    2. Anónimo 11,22

      Toda la primera parte de su discurso es mentira. El nacionalismo asume y miente cuando dice que tributan los territorios. Es mentira ya que la actual fiscalidad española amparada por la Constitución es redistributiva, tal como aconseja la Doctrina de la Iglesia que considera que tributan las personas.
      Siguen mintiendo y pidiendo por un pacto fiscal cuando eso es anticonstitucional, pero hacen creer a la población lo contrario. Y dicen que el País Vasco y Navarra, si lo tienen. Y olvidan decir que ese régimen fiscal si es constitucional. Y ustedes siguen mintiendo, mintiendo... pero para Cataluña, la Constitución no lo contempla.

      Barcelona es la que capta más impuestos, el resto de las tres provincias catalanas son totalmente deficitarias. Por tanto si los territorios tributan, los de Barcelona tendríamos que decir que “Cataluña nos roba”.

      El grueso de estos impuestos, proceden de las empresas que tienen su dirección fiscal aquí, en Barcelona (recordándole que mañana en un golpe de pluma se pueden marchar fuera por boicot del cliente).

      Las empresas recogen el IVA que paga el cliente y lo dan a hacienda. Son intermediarias. Este IVA lo pagan en gran parte los ciudadanos del resto de España. Y el nacionalismo se quiere quedar con ese IVA ya que se ingresa en una dirección fiscal ubicada en BCN, y eso es ingreso en el territorio. Mentira porque son solo recaudadores y los territorios no tributan, solo las personas. Y encima se atreven a llamar “ladrones” a los “robados”.

      Todo esto ya pasó en Quebec, cuando el referéndum secesionista, en que las propias empresas de Quebec, tuvieron que deslocalizarse al Canadá (por boicot de los contribuyentes), descalabrando la propia economía de Quebec. Creo que todavía no han levantado cabeza.

      En cuanto a la natalidad de Cataluña, los catalanes de rancios apellidos de la tierra, hace tiempo que tienen una baja fertilidad. Sin embargo ha sido compensada por la inmigración hispanoamericana de los últimos 15 años, pero que también parece que está marchando.

      La natalidad sin embargo es más alta en la población inmigrante islámica de los últimos siete años, que parece que dado que se les aboca gran cantidad de recursos, por ahora no parece que quieran marchar. Estos sí que parece que tienen alta natalidad y deben ser los catalanes de socarrel a que usted se refiere.

      Quítese las gafas relativistas del nacionalismo. Vea con objetividad la sociedad de la que forma parte. Lea la Constitución. Lea libros de historia objetivos, que no hable de mitos. No vea televisión, ni prensa en Cataluña. En internet encontrará más información objetiva.

      Y una vez situado en la realidad objetiva, puede elaborar otro discurso, con coherencia.

      Olvídese de ese pensamiento fantasioso, que a golpe de repetirlo quiere hacerlo verdad. No confunda lo que siente con lo que es. Vivir en un mundo subjetivo que confunde con la realidad, puede ser dañino para su salud.


      Eliminar
    3. Anónimo 11,22

      Si usted se hubiera quitado las gafas del nacionalismo (nosotros gente perfecta y los demás sinvergüenzas), hubiera reparado que la Generalidad tiene una deuda de 62000 millones de euros que va creciendo, fruto de la gestión escandalosa de sus gestores.

      Si usted se hubiera quitado las gafas del relativismo nacionalista hubiera percibido la profunda corrupción que existe en la clase política nacionalista que nos ha gobernado. No solo Pujol y sus hijos. También Mas. Y el resto de dirigentes políticos, ya que la Generalidad ha controlado el 50% del negocio de Cataluña.

      Si usted se hubiera quitado las gafas del relativismo nacionalista hubiera percibido los objetivos totalitarios del control de las conciencias desde la escuela. Eso es vergonzoso, en una sociedad que dice ser libre.

      Pero "sobre todo" si usted se hubiera quitado las gafas del relativismo nacionalista usted hubiera visto que esos “paisos catalans” son inviables. Que una cultura se transmite de padres a hijos, y una sociedad que no los tiene y que además en su Constitución establece la ideología de género y el derecho a decidir de la mujer con relación al cuerpo de su hijo, se ha sumergido en la “cultura de la muerte”.

      Eliminar
    4. Par el primer anónimo, No tiene di idea de la realidad su religión nazionalista totalitaria le hace ignorar que en toda España hubo superavit por esto tenemos aun unas pocas reservas, que nos permiten llegar hasta el 2.020, actualmente solo la comunidad de Madrid tiene un superavit eficiente, gracias a que se inician un 185% de negocios màs que en toda la comunidad catalana, pero no son suficientes hayq ue hacer por ejemplo la misma política natalista que Francia o Irlanda, este último país católico como era cataluña hace 30 años, tiene la tasa de natalidad mas alta de Europa. Sinceramente sobra la religión nazionalista, nos lleva a la miseria económica y sobre todo moral, su "dios" Pujol, es todo un ejemplo. Huyamos de ella como de satanás.

      Eliminar
  5. Pero el problema ahí está en toda su gravedad y tan crudo como lo presenta la señora Oriol: por culpa de una legislación nefasta (fruto de una ideología asesina), que se supone que busca la igualdad entre hombres y mujeres, pues ahí lo tenemos, ¡toma igualdad!: para los hombres, la mejor edad para contratarlos va de los 25 a los 45 años. Para las mujeres en cambio, la peor edad para contratarlas y la de mayor riesgo de paro es de los 25 a los 45. ¡Y encantados de habernos conocido!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. señora Mónica Oriol, presidenta del Círculo de Empresarios

      Eliminar
  6. Me parece que este post está, como dicen en inglés "barking at the wrong tree", es decir, ladrándole al árbol equivocado ¿qué quiere decir con eso de que las mujeres abortan porque saben que ponen su empleo "en altísimo riesgo"? si más bien la señora Oriol esta lo que denuncia es el hecho de que la legislación sobreprotege a las mujeres embarazadas.. ¡si precisamente para algunas el embarazo es un seguro de empleo!
    Ocurre que cuando una mujer queda embarazada, prácticamente tiene derecho a la baja laboral inmediata y durante un tiempo después de reintegrarse a la empresa, no se la puede despedir por ningún motivo. Esto es una manera de incentivar o, mejor dicho, no desincentivar la maternidad. Por otro lado, crea quebraderos de cabeza importantes a los empresarios, porque es difícil gestionar un puesto de trabajo cuando existen bajas largas, reincorporaciones etc. Y de eso se queja la Oriol. La verdad es que no entiendo por dónde nos ha salido el padre Ballester esta vez.

    A mí me parece que la que aborta lo hace porque quiere, no porque tenga miedo a que la despidan. Y para incentivar la natalidad /ergo, los embarazos) lo que hay que hacer es proteger la maternidad en el trabajo, no desincentivar el trabajo de la mujer. Entrar en batallas que no se pueden ganar ("que las mujeres no trabajen y se queden en casa cuidando de la familia") es la peor apuesta en la que podría caer la Iglesia.

    Un post desafortunado, en mi opinión.

    ResponderEliminar
  7. Señor anónimo de las 22:57, pues ya que lo dice usted, quizá vayan por ahí los tiros; lo que pasa es que resulta que los países de más al norte de Europa han entrado en "esa batalla que no se puede ganar", y ¡la están ganando! Lo que se lleva hoy en los países más desarrollados, es o dejar totalmente a la mujer en casa (o el marido, si la pareja decide que eso es lo mejor para los hijos), o diseñar horarios de media jornada y sistemas empresariales totalmente subordinados a la maternidad. Que, mire qué cosas, por allí hay unos empresarios y unos gobiernos totalmente locos, que han creído que la maternidad es el más alto valor de la sociedad, y hay que subordinar a él la empresa. Aquí la película es otra, nos hemos equivocado de guión. Es parte de esa condena que estamos sufriendo en España, de legislación laboral franquista, ultraproteccionista (nuestros competidores están a siglos luz de ella) que nos tiene lastrados con al menos un 10% de paro estructural insalvable, que hace que nuestro paro supere al menos en ese 10% el de los demás países de nuestra área económica. Es lo que trae ese proteccionismo tan burdo, que se vuelve bárbaramente en contra del protegido.

    Y eso de que "la que aborta lo hace porque quiere", perdóneme que discrepe. Toda la información con que cuento al respecto, me lleva a pensar que las que abortan porque quieren, son ínfima minoría. La inmensa mayoría ceden a la presión brutal a que están sometidas desde todos los flancos posibles. Brutal. A lo que hay que añadir el adoctrinamiento de auténtico bombardeo. Y a partir de ahí, toman "libremente" la decisión de abortar. Libremente, ¡claro que sí! Cualquiera diría que a la mayoría de las mujeres les encanta ejercer ese derecho. Vaya haciéndose a la idea de que en cada aborto que se produce estamos todos empujando a que se produzca: unos por acción y otros por omisión plenamente conformista.

    ResponderEliminar

  8. Tiene razón en que eso de que "la que aborta es porque quiere" es debatible. Generalicé demasiado. Seguro que hay la que aborta porque es un poco (o muy) ligera de cascos, como también habrá la que aborte por presión de su compañero y otras tantas decenas de motivos. Ahora bien, decir como hace el Padre Custodio que lo hacen por evitar ser despedidas....estoy seguro de que no es así en la mayoría de los casos. Aunque en general aprecio su combatibidad y sus posiciones innegociables con lo innegociable, lo veo muy poco (o mal) informado al Padre Custodio en este caso concreto.

    Sobre los países nórdicos, totalmente de acuerdo. Sólo con el matiz de que ellos no apuestan por "dejar a la mujer totalmente en casa", más bien apuestan por lo otro que usted señala: diseñar sistemas laborales subordinados a la maternidad (o a la paternidad, que para el caso, es lo mismo). Esas soluciones permiten "la cuadratura del círculo", es decir, tasas de fertilidad elevadas por un lado y alta productividad laboral por el otro. Lamentablemente, eso no se ve venir por estos lares, al menos no en los próximos ¿100? años...ni siquiera son capaces de arreglar el desatino ese de los horarios laborales de 9 a 14hrs y de 16 a 19hrs que los extranjeros, cuando lo oyen, se les pone una cara de "creo que no le he entendido bien..." a los pobres...

    ResponderEliminar
  9. Señor anónimo de las 22:57 y de las 23:56 (soy el anónimo mde las 15:13), le felicito por su ecuanimidad. Da gusto recibir críticas (soy un provida que comparto la línea -no todos los argumentos- de mossén Custodio). Muchas gracias por tratar estos temas con respeto (y deduzco que con admiración, por su referencia a la combatividad) y con la máxima objetividad a su alcance.

    ResponderEliminar
  10. Magnífica la cita de la Quadragesimo anno. Me parece que fue la última vez en que la Iglesia Católica dijo la verdad sobre lo que sucede en el mundo, que desde entonces se ha agravado. Hasta que el Papa Francisco en algunas ocasiones y con su estilo alude a ello. Veremos si retoma el camino de la verdad de la Quadragesimo anno o balconea.

    ResponderEliminar