miércoles, 30 de abril de 2014

El arzobispo Pujol, otro nacionalista en Montserrat

El abad Josep Maria Soler, el presidente Artur Mas y el arzobispo Jaume Pujol en Montserrat
Hace años subía con mucha frecuencia a Montserrat, siempre me ha gustado visitar y rezar en los santuarios donde se encuentran las patronas de poblaciones, provincias, regiones o estados. Pero desde que Montserrat se ha convertido en lugar de encuentro de reivindicaciones independentistas y cuando el abad de un lugar tan emblemático ignora el sentimiento de los miles de ciudadanos no nacionalistas, entre los que me encuentro, y toma partido por el sector contrario, no me siento cómodo y mi señora esposa aún menos. Así que visitamos a la Virgen María en otras iglesias y santuarios.

No hace demasiado tiempo que el Nuncio de Su Santidad, en una actuación sin precedentes, tuvo que reñir públicamente al abad Josep Maria Soler, que se había cansado de hacer declaraciones diciendo que la Iglesia católica, reconocería una Cataluña independiente, algo que fue desmentido totalmente por el representante del Papa en España, monseñor Renzo Fratini.

¿Alguna rectificación por parte del Abad? Ninguna. Todo lo contrario, algunos conocidos personajes del clero y de la polìtica, como el Dr. Oriol Tataret no sólo apoyaron al abad, sino que se reafirmaron en sus palabras, esas mismas palabras que habían sido desmentidas por quien tiene autoridad para hacerlo. Pero las ganas de hacer el ridículo son inmensas. Como las sentencias de los tribunales en cuestiones lingüisticas que son negadas una y otra vez diciendo que son injustas, cuando la Justicia ha hablado claramente y no un vez sino muchas.

Soler, Mas y Jaume Pujol con los "escolans" de Montserrat
¿Y nuestros obispos catalanes? Como es habitual no se mojan. No quieren quedar mal con el Nuncio, pero tampoco con el Abad de Montserrat por el peso político y social que tiene en Cataluña. O eso o declaraciones como las del obispo Vives buscando ese equilibrismo de no quedar mal con Roma pero tampoco con la parroquia nacionalista.

Pero llegó la Vigilia de la fiesta de Nuestra Señora de Montserrat, patrona de Cataluña y el arzobispo primado de Tarragona se desplazó al monasterio benedictino para presidir la celebracion. Y no sé si porqué los aires de la montaña influencian al más pintado, o porque sencillamente no quiso quedar mal con el abad y con lo que representa, que en sus palabras, lejos de alinearse con el Nuncio se puso del lado del benedictino. Y representando a la Iglesia catalana textualmente dijo dirigiéndose al abad:"Todos los fieles de las iglesias de Cataluña valoran y os agradecen vuestra presencia en este monasterio y santuario, vuestra fidelidad al país, vuestra voluntad de acoger con amor a los peregrinos que suben a esta montaña santa".

Y yo me pregunto: ¿Un servidor y mi esposa, junto con otros miles de catalanes no somos fieles de las iglesias de Cataluña? Porque el arzobispo tarraconense dice TODOS, y yo ni estoy agradecido al señor abad, ni aprecio ni valoro su fidelidad al pais, entendiéndose como país Cataluña. ¿Es que además de ser considerados catalanes de segunda, también nos van a considerar fieles católicos de segunda?

Algunos han hablado del arzobispo Pujol como futuro obispo de Barcelona. Pues después de esto y otras noticias que me han llegado, que quieren que les diga, a mi no me hace ninguna ilusión. Es bien cierto que yo he sido muy crítico con el cardenal Sistach, por su permisividad con el progresismo eclesial, pero siempre he reconocido que ha sido un hombre neutral en la deriva secesionista, y estoy convencido de que si hubiera ido a Montserrat en vez de monseñor Pujol, hubiera hablado de peras y manzanas, es decir se hubiera salido por la tangente, pero no se hubiera mojado ni para un lado  ni para el otro.

Francisco Fabra

23 comentarios:

  1. Muy significativo que el obispo Pujol salga en defensa del separatista abad de Montserrat, cuando a este le ha descalificado el nuncio del Vaticano. Como se sabe, el obispo Pujol es del Opus. No simplemente de la Sociedad Sacerdotal de la Santa Cruz, como desde el caso del obispo peruano distingue el propio Opus, sino del “cogollo” de este, formado y forjado por la prelatura.

    Por si a alguien le interesa lo que sucintamente voy a exponer, quisiera antes recordar partes esenciales del Evangelio. En la Última Cena estaba presente Judas, como uno de los doce apóstoles, elegido por Jesucristo. Esto es un hecho, y un misterio, como tantas cosas del cristianismo, como que Dios se hiciera hombre y fuera asesinado por la traición de Judas. Por tanto, la existencia actual de Judas en la Iglesia es bien posible. Benedicto XVI renunció diciendo que no tenía fuerzas contra los enemigos interiores, y, el miércoles de ceniza inmediatamente posterior a su renuncia, y denunciando a los que usaban el nombre de Dios para sus fines de poder. El Papa Francisco ha dicho y recalcado que en la Iglesia hay tres lobbies: el político, el económico y el masón. En religión, como en otros campos, muchas veces las cosas no son lo que parecen.
    El actual jefe del Opus en España es Luis Herrando Prat de la Riba. Es nieto de Prat de la Riba, fundador del separatismo y del odio a España. Se puede decir que las familias Prat de la Riba y Cambó son del Opus, por sus muchos miembros pertenecientes a ella. Rajoy ha puesto a la opusina Helena Cambó como ejemplo. Cambó a su vez era un testaferro de capitales internacionales, especialmente alemanes, como dice su biógrafo Borja de Riquer.

    En realidad, el Opus parece fuertemente influenciado después de la guerra civil por Valls Taberner padre, que estaba a las órdenes de Cambó. No hace mucho en La Vanguardia, Javier Valls Taberner revelaba que la amistad de su padre con Pio XII fue decisiva para la aprobación vaticana del Opus.

    En España actualmente manda el Opus, y mucho más que en el franquismo, especialmente en Madrid. Contra lo que pueda creerse, el Opus no es una organización de tinte españolista o madrileña. Todo lo contrario, es en su origen y actual dirección de marcado carácter separatista catalán. Que en España lo dirija desde 2002 Prat de la Riba no es casualidad.

    La efervescencia actual del separatismo es obra del Opus, dirigida desde el centro, desde Madrid. Artur Más, que no es nadie y cuando quieran lo sustituyen por otro, está claramente dirigido por su asesor oficial Salvador Alemany, presidente de Abertis. Salvador Alemany es un hombre de La Caixa, dirigida por Isidre Faine, miembro del Opus. Quienes mandan ahora en toda España son los opusinos Fainé y Prat de la Riba, que son los que mueven los hilos y reparten papeles, incluidos los eclesiásticos. Tienen la supremacía económica y discretas redes de poder en todos los ámbitos, tejidas durante décadas. A esto obedece la visita del opusino obispo Pujol en defensa del separatista oficial abad de Monstserrat. Ellos son los motores del separatismo y la descristianización, con fortísimos apoyos en el Vaticano, claramente Bertone. Desde su origen, al servicio de capitales extranjeros.

    El Papa Francisco puede cambiar las cosas. No sabemos que ha hablado o acordado con Juan Carlos en la reciente visita, a la que ha prestado una sonora atención. Pero puede ser decisivo, dado que todo se mueve desde arriba y los de abajo no nos enteramos de nada ni casi nada hacemos.

    Las cosas muchas veces no son lo que parecen. Judas parecía amigo de Jesucristo y intervino en su asesinato. Como entonces, los poderosos saben manejar las apariencias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es "mear fuera de tiesto" Anónimo. Seguro que se cree los panfletos de Jesús Ynfante y otros masones,pase por cualquier Iglesia o centro del Opus Dei, están abiertos, en todos hay oratorio donde se venera al Señor, este y no otro el el único tesoro del Opus Dei. Hable con los sacerdotes de Bonaigua o Montalegre, donde SIEMPRE hay confesionarios abiertos al todo el mundo para que le enmienden en su error.

      Eliminar
    2. Está bien la intervención de Anónimo. En España quienes mandan son... ¡Fainé y Prat de la Riba! Ni Rajoy, ni Rubalcaba, ni Botín, ni nadie: esos son simples marionetas. Mandan Fainé y Prat de la Riba.

      Una vez leído esa sesuda afirmación, uno puede hacerse idea de lo bien fundamentada que está el resto de la intervención.

      Eliminar
  2. Su ADN me preocupa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando la votación al Estatut el ínclito arzobispo Pujol declaró a la emisora oficialista Catalunya Informació:
      Catinformació: -¿Puede un católico votar afirmativamente el Estatuto de Cataluña sin restricción de conciencia?
      Mon. Pujol: ¡Y tanto, y tanto! Tras haberlo calibrado pero ¡claro que sí!
      Prefiero mil veces a Joan Enric Vives, que no engaña, que a cualquiera de estos.

      Eliminar
  3. Que uno, sea persona física, Institución, etc. ... se aproveche de la Iglesia para fines que no les son propios es simplemente farisaico. Aparte hoy día, ya no sé que importancia tiene la Iglesia en la vida social, si cada uno la ve de forma distinta.

    Sr. Fabra, usted como yo, somos muy libres de ir o no ir a Montserrat. Faltaría más!! Ahora yo nunca he ido ni dejaré de ir por motivos políticos. Cuando vamos con mi esposa es para venerar a nuestra Patrona y punto.

    ¿Qué me dice de los JOVENES DE SAN JOSÉ, que precisamente han escogido a Montserrat para que el Cardenal Burke, celebre la Misa el 24 de mayo y el Monasterio les ha abierto las puertas?

    En fin, como cada uno es como es, con sus virtudes y defectos, lo mejor es pedir a Dios que tenga paciencia y misericordia con nosotros, que todos la necesitamos.

    ResponderEliminar
  4. De la cruz a la firma estoy enteramente de acuerdo con lo que usted expone. Incluso en lo anecdótico. La última vez que subí al santuario fue, con mi novia, a finales de los sesenta, principios de los setenta. Aquello ya apestaba. Me casé en una ermita, la de la Salud de Sant Feliu de Pallarols, que conocía desde niño. Las ermitas de Gerona tienen un encanto ambiental especial, el Mont, Els Angels, el Cos...

    Pero vayamos al núcleo. La gente abre los ojos como platos, curas incluidos, cuando les cuentas las verdades del barquero. Por ejemplo, cuando demuestras que las declaraciones de ciertos obispos, abades y curas sobre la "nació", base de sus tesis disparatadas, carecen de fundamento si no lo prueban. En cuanto obispos no tienen autoridad para afirmar nada de eso. Ni siquiera un Concilio Ecuménico, que es reunión de todos los obispos del mundo. Por eso Novell no contestó a mi réplica de quienes eran los obispos catalanes para declararse nació. ¿Había juristas de peso entre ellos? ¿Había antropólogos culturales? ¿Había historiadores solventes? ¿Había filósofos? ¿Había genéticos? Evidentemente en cuanto dices que ni siquiera un Concilio Ecuménico tiene autoridad para pronunciarse sobre el tema enmudecen.

    Bueno, enmudecen no. Siguen con el mantra. Pero siguen obscenamente, con desvergüenza. Saben que mienten y que con ello traen división.

    Cuando les indicas las bases iusnaturalistas en que se fundamenta la doctrina teológico-política de la Iglesia y que sirvieron de ctiterio para la condena de la separación del Véneto por la Conferencia Episcopal Italiana, se limitan a decir que es distinto. No prueban que sea distinto. Lo repiten y creen que la repetición de una necedad es una verdad. En su ignorancia oceánica esos obispos y abades, clérigos y monjas, ignoran que al menos el Véneto fue durante siglos una república independiente. Lo que no ocurre en este caso.

    En su afán por quedar bien repiten, estólidamente, que tan legal es una postura como otra, la que defiende la independencia como la del que la rechaza. Legal y democrático es atenerse a la ley. Y como gran argumento, determinados prelados dicen que el derecho del pueblo es anterior al estado. No saben, en su mentecatez, porque las cosas hay que llamarlas por su nombre, que ese pueblo utópico no existe, sino que el que existe es el que se ha venido conformando a lo largo de los siglos. Y eso, como dicen los obispos de la Conferencia Episcopal Italiana y ratificó Juan Pablo II es un todo del que no cabe desgajarse sin ir contra el bien común, la paz y el principio de subsidariedad,

    Contra su etnicismo alicorto y falaz, bastaría citarles cualquier manual sobre genética evolutiva humana. Mas, ¿para qué? Alguna vez he echado mano.de la Human Evolutionary Genetics de Jobling et ali (Garland, 2014). Pero ya, ni eso. No lo entienden ni muestran especial interés en comprender nada.

    Es tal su obsesión por el "poble", "país", "nació" que lo han convertido en criterio de moralidad, nada menos. Mala gente. Incapaces, en su perversión, de denunciar artículos contrarios al derecho natural y, por ende, doctrina de la Iglesia, del Estatut se encolerizan (furiis invecti que diría el latinista Bassols) y repiten de manera obsesivo-compulsiva (Soler, Vives, vicedecano de la facultad de teología): "el poble ho vol". ¿Y a mí que semejante dislate me trae a la memoria el reciente "crucifige, crucifige Eum"?

    ResponderEliminar
  5. Sobre la deriva del Abad de Montserrat hacia el independentismo un ejemplo: Hace dos años que en el espacio donde se mostraban las banderas ofrendadas a Ntra Sra de Montserrat, junto al cambril de la Virgen ha desaparecido la bandera del Tercio, ofrendada en 1939. Oficialmente la causa es que "está en proceso de restauración", pero intuyo que este proceso será indefinido ya que el Abad se niega a aceptar esta parte "incómoda" de la historia de Montserrat.

    ResponderEliminar
  6. Quimet de Tarragona1 de mayo de 2014, 16:55

    Aunque Mons. Dr. Jaume Pujol no necesita de mi humilde defensa, creo que hoy se le ha atacado injustamente.

    El Prof. y Jefe de estudios de la Facultad de Teología de la Univ. de Navarra y Sacerdote Jaume Pujol numerario del Opus Dei es nombrado arzobispo de Tarragona, donde es recibido con prevención por parte del clero de Tarragona, incluidas cazuelas en el exterior de la Catedral el día de su ordenación episcopal.

    Con su buen hacer, su entrega, generosidad, preocupación por cada uno de los sacerdotes, de sus necesidades materiales y espirituales, de trabajar, trabajar y trabajar,...hoy solo se habla de él bien humanamente y pastoralmente.
    Algún sacerdote diocesano que se oponia a su llegada a Tarragona, hoy llora cuando se lo recuerdan, y reconoce que se equivoco al juzgarle con antelación a conocerlo porqué era y llevaba la etiqueta del Opus Dei.

    Nadie desea que lo trasladen de Tarragona donde se le quiere y aprecia por su trabajo episcopal.
    Más bien si alguien le critica es algún miembro del Opus porqué dice de él que no parece que hubiera pertenecido a la Obra, por su manera de actuar con tanta diocesinidad abierta a todos los grupos y movimientos sin distinción.

    Por cierto ayer el Papa Francisco del que se decia también que estaba reñido con el Opus Dei, nombro dos obispos para Brasil, uno es del Opus Dei.

    Para el 27 de Abril, siempre la vigilia ha subido el Presidente de la Conferencia Episcopal Tarraconense (años atras Dr. Pont i Gol, Dr. Torrella Cascante, Dr. Sistach,..) y actualmente el Dr. Jaume Pujol. Y el día de la fiesta el Obispo de Barcelona (cuando Montserrat era del Arzobispado de Barcelona), ahora sube el Obispo de Sant Feliu que es quién tiene en su territorio diocesano Montserrat.

    Por tanto encuentro muy injusto tildar de separatista e independentista al Dr. Jaume Pujol, Arzobispo de Tarragona y presidente de la CET, porqué visita a la patrona de las Diócesis de Cataluña.

    La Mare de Déu de Montserrat esta muy por encima de que caiga bien el Abad o no, o el Obispo de Tarragona, y de lo piense y quiera el Sr. F. Fabra para Catalunya.

    Tengo entendido según un sacerdote amigo de Tarragona que el superior directo de Mons. Jaume Pujol es el Papa, y no el Obispo Prelado del Opus Dei.
    Aunque no lo se pero me lo imagino que entre los miembros del Opus Dei en Cataluña y en España debe de haber pluralidad de pensamiento político como en la sociedad y en la Iglesia Católica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Le felicito Quimet de Tarragona por la defensa que hace de su Arzobispo. Un hombre bueno, lleno de Dios y con un gran amor hacia todos. Muy bien!
      Oajlá hubiera muchos como él.

      Eliminar
    2. Aquí no se está diciendo que Mons. Pujol no sea una magnifica persona y que trate muy bien a los sacedotes. Salvando las distancias eso también lo hace el obispo Taltavull en Barcelona y probablemente sería un obispo titular pésimo.
      Aquí lo que se critica es que Mons. Pujol agradezca al abad Soler sus servicios al país, cuando el Nuncio ha desautorizado su actuación en ese sentido.
      Y lo peor de todo es que lo haga en nombre de TODOS LOS FIELES DE CATALUÑA, porque como muy bien dice Francisco Fabra está hablando en mi nombre y yo no estoy de acuerdo con eso. Por tanto ha metido la pata y se ha dejado llevar por lo políticamente correcto que en Cataluña es lo "nacionalistamente correcto". Además aquí no se le ha tildado a Mons. Pujol ni de separatista ni de independentista, como dice Quimet de Tarragona, simplemente de "nacionalsta"

      Eliminar
    3. Algunas cosas, al hilo de lo que el Sr. Joan Marc comenta:

      1. De la lectura del párrafo entrecomillado y sacado de su contexto original, lo que Pujol hace es agradecer lo que Montserrat hace por el país, es decir, por Cataluña. No se agradecen los supuestos posicionamientos políticos de Soler, sino lo que Montserrat hace por Cataluña (que ese agradecimiento al monasterio benedictino se haga - si es que se hace, para lo cual debería exponerse todo el discurso - en la persona del Abdad, que ostenta su representación pública).
      2. Que se emplee el término "país" no debe producir escozor ya de entrada, ni debe traducirse como sinónimo de "independentista" ni siquiera de "nacionalista" (vg., yo puedo no tener nada de nacionalista italiano y a la vez sostener que la Comunidad de San Egidio hace un gran servicio al país, esto es, Italia). De lo contrario se cae en un reduccionismo.
      3. Juzgo clerical la tesis según la cual el señor Pujol habla en nombre de todos los fieles, por lo menos si no se matiza. Los fieles hablan por sí mismos, y sobretodo no hay portavoces oficiales en materias temporales (y sería discutible si los puede haber en otras). La mención a las Iglesias de Cataluña va hecha en relación a la labor de Montserrat, no a las supuestas tesis políticas de su Abad.

      Eliminar
  7. Lo que es cierto es que existe un clima de desconfianza,sino repulsa,hacia El Monasterio de Montserrat.Comparto con varios de los comentaristas la negación de subir a la montaña ,ya hace muchos años que no voy ni acompaño a visitantes de otras partes de España que me visitan,cuando antes era un circuito seguro.Me siento muy incómodo ,pensar que voy a ver a la Moreneta y me salen con esteladas y discursos separatistas y demás lindeces.Supongo que ELLA no verá con buenos ojos que intenten reventar la convivencia de TODOS sus hijos por los que justamente tienen el encargo de su HIJO de fomentar la armonía y el compañerismo.
    Quedan buenos Sacerdotes en Barcelona,pero todos dejan a un lado el tema pólitico,de otra manera es imposible cumplir su misión pastoral.En cualquier parroquia hay de todos los pensamientos,si el Pastor se inclina hacia un lado,los del otro se sentirán mal,es de sentido común.
    Por último,si las leyes no se cumplen,en democracia se está deslegitimado para reclamar nada,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al que no viaja a Montserrat por no ver esteladas: antes sí lo hacías, cuando habían banderas del tercio? Qué representa para tí la Madre de Dios? tu opción política o qué?

      Eliminar
  8. Al articulista: si quiere dedicarse a la política sea valiente, salte al ruedo de los políticos, no mezcle religión y política y le diré que es bueno dejar de ser uno aquello que se critica de otro. Cintet

    ResponderEliminar
  9. Ser de l'Opus Dei està molt mal vist aquí en aquesta pàgina.

    ResponderEliminar
  10. el obispo Pujol es una buena persona, muy preocupada por los que han dejado la Obra, para ayudarles a que rehagan su vida.

    ResponderEliminar
  11. Cintet, la política ha de estar supeditada a los principios religiosos.
    La ley civil no puede violentar la Ley de Dios.
    A eso se le llama unidad de vida.
    Cosa que los catalanistas no practican, supeditan la nació a Dios.
    Separar la fe, del orden social y político se llama relativismo.

    ResponderEliminar
  12. El autor del artículo de una pequeña frase saca uns conclusiones que sólo se pueden explicar por ciertos prejuicios a Jaume Pujol y, principalmente, al Opus Dei.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo con esta afirmación, de una pequeña frase más protocolaria y cortés que otra cosa se desarrolla toda una tesis.

      Ay de nosotros si no estuviera el Opus Dei con sus sacerdotes y sus oratorios, sus publicaciones y medios de formación...Repito ¡ay de nosotros!, si sólo tuviéramos a los religiosos de toda la vida (cuatro gatos mal contados y sin hábito ni distinción alguna de su estado) y a los curas y obispos diocesanos...ay de nosotros. El número de no practicantes todavía, si cabe, sería mayor. Los buenos cristianos se quedarían en su casa, con sus devociones, apelando directamente a Dios, sin tan torpes y ausentes mediadores.

      Eliminar
    2. Tengo que decirle que yo conozco el Opus Dei desde hace muchos años, mis cuatro hijos han estudiado en Centros del Opus, soy suscriptor de la revista Palabra, he leído muchos libros de San Josemaría y otros autores de la Obra, he asistido a muchos retiros, no soy miembro, pero como si lo fuera. ¿Le vale mi curriculum?. Bueno, con lo que no puedo comulgar es con que haya clérigos del Opus, como Joan Costa Bou, que escriben libros y dan charlas sobre el derecho de Cataluña a proclamarse una nación independiente, apoyándose ¡en la doctrina pontificia!, quiero creer que por manifiesta ignorancia, porque lo otro sería un gravísimo pecado. Porque la doctrina pontificia se refiere a casos de colonización o subyugación por una potencia exterior. Y Cataluña no es una colonia ni ha sido subyugada nunca..., y ahí está la historia para comprobarlo. Y Cataluña es una Comunidad Autónoma en el Reino de España que goza de más competencias que muchos Estados federales foráneos. Seamos serios. La locura independentista en la que han naufragado algunos clérigos del Opus es un absurdo... y un ardid diabólico para dividir una gran institución de la Iglesia que ha hecho mucho bien y aun le queda mucho más por hacer. Quienes siguen la senda hacia ese falso paraíso nacionalista no han entendido aun el mensaje de San Josemaría. Por mucho que presuman de inteligentes y fieles a la ortodoxia. El nacionalismo, como ha dicho alguien, es una idolatría. Y un sistema que conduce a lamentables aberraciones históricas. ¿Le vale el ejemplo del siglop XX?. Pues en el siglo XXI empiezan a detectarse peligrosos brotes en diferentes países. Observe la actualidad y saque conclusiones.
      José de La Roda

      Eliminar
    3. Estoy básicamente de acuerdo con su réplica. No comulgue con ello, yo tampoco lo hago. En general soy poco amigo de nacionalismos, la patria a la que aspiro es la del Reino de los Cielos.

      Yo soy en este aspecto bastante neutro, mis pasiones se entretienen en otras cosas. Pero no caigamos en el error de creernos superiores y decir "mi sentimiento nacional es el bueno y el tuyo no". "El bueno es el mío que es el sano patriotismo admitido por la Iglesia y el tuyo es el malo, el nacionalismo como nuevo paganismo".

      Lejos estamos de la España católica, aquella España para la que el catolicismo era su seña de identidad y que ponía sus medios materiales a disposición de la defensa y la promoción del mismo. Lejos estamos. Hoy España es un paraíso de corrupción, de toda clase de injusticias y atropellos de los derechos de los más débiles, la crisis moral y cultural que sufrimos es todavía más grave y profunda que la económica y laboral.

      No soy independentista, ni siquiera nacionalista pero de ahí a pensar que la unidad de España equivale a un Estado más respetuoso y acorde a la moral y a la tradición católica o que lo garantiza hay un trecho.

      Eliminar
    4. Pongamos las cosas claras. En una sociedad civilizada y democrática debe prevalecer el imperio de la LEY. Y aquí estamos comprobando que hay una serie de iluminados que pretenden imponer sus ensoñaciones al resto de ciudadanos. El trámite de solicitar la autorización para la consulta en el Congreso de los Diputados, sede de la soberanìa nacional delegada por el pueblo español en sus representantes parlamentarios, ha sido clara y rotunda: la soberanìa reside en EL PUEBLO ESPAÑOL en su conjunto, y no pueden desgajarse competencias exclusivas de esa SOBERANÍA NACIONAL. La actitud de los catalibanes es impresentable. De todas partes les llegan avisos de que no van por el camino recto. Y ellos siguen en su delirio. Por ese camino, se puede llegar al intento de golpe de estado, posibllidad acariciada por esos grupos revolucionarios que alimenta la Generalidad. Y eso sería un gravísimo error. Porque tendría que ser castigado con severidad por el ESTADO DE DERECHO. Y el pueblo español en su conjunto estaría al lado de su Gobierno y sus legítimos representantes. Es lamentable que clérigos y gente de iglesia se haya apuntado a ese disparate de considerar a Cataluña una colonia o un pais subyugado por una potencia extranjera, que son los supuestos considerados por la doctrina pontificia para aspirar a la sutodetermianción. Cataluña es una Comiunidad Autónoma del Reino de España, con más competencias que Estados federales foráneos. Por todo ello, ninguna instancia internacional ni, por supuestio, el Vaticano acogería una declaración unilateral de independencia... Que los catalibanes se caigan del guindo de una vez. Que se les está pasando el arroz. Y hay cosas más importantes que atender en esta delicada coyuntura mundial.
      Paz y Bien.
      José de La Roda

      Eliminar